Recibe Aleteia gratis directamente por email
Estilo de vida, espiritualidad, noticias positivas... Recibe Aleteia por email
¡Suscríbete!

¿No estas preparado para donar?

Aún así hay otras 5 maneras como puedes ayudar a Aleteia

  1. Reza por nuestro equipo y por el éxito de nuestra misión
  2. Habla de Aleteia en tu parroquia
  3. Comparte el contenido de Aleteia con tus amigos y tu familia
  4. Desactiva el bloqueo de publicidad cuando nos visites
  5. Suscríbete a nuestra newsletter gratuita y leenos a diario

¡Gracias!
El equipo de Aleteia

Suscríbete

Aleteia

¿La dieta de Adele es un buen ejemplo a seguir?

ADELE
Featureflash photo agency - Shutterstock
Comparte

La cantante pierde 19 kilos en un año con otra dieta milagro

Por un lado, sí, pero por el otro no. ¿Por qué? Lo bueno es que si estamos con sobrepeso u obesidad proponerse hacer un cambio para bajar de peso será algo muy positivo para nuestro cuerpo y será muy beneficioso para la salud. 

Pero, debemos plantearnos hacerlo con responsabilidad para evitar consecuencias negativas en nuestra salud. Un ejemplo de ello es querer bajar de peso en poco tiempo, sin el asesoramiento adecuado, y realizando una alimentación insuficiente y con déficit de nutrientes, como el caso de la dieta seguida por la cantante Adele y otras famosas de Hollywood.

Adele, la cantante de 31 años de edad presentaba obesidad hace muchos años, luego de cambios en su vida personal tomó la decisión de bajar de peso y llevar una vida más saludable para el 2019, algo que aparentemente logró, pero quizás a medias.

Se ha visto en fotos que ha bajado notoriamente de peso en poco tiempo, aproximadamente 19 kilos en un año, y algunos más que ya llevaba perdidos tiempo atrás.

Pero lo que no se sabe aún es si sus nuevos hábitos alimentarios son saludables y si podrá mantener el peso alcanzado en el tiempo.

Otra dieta milagro

Esta dieta fue creada por dos nutricionistas Aidan Goggins y Glen Matten, se llama “Dieta Sirtfood”. Su nombre se atribuye a las sirtuínas, que son proteínas con acción enzimática que en nuestro organismo tienen efecto sobre el envejecimiento celular y reducen la inflamación estomacal. Asimismo, podrían fomentar la pérdida de peso en nuestro cuerpo al influir sobre el metabolismo de cada célula del mismo.

Es un régimen altamente hipocalórico, que se divide en dos fases:

  • La primera etapa se basa en la ingesta de batidos o smothies verdes durante los primeros 7 días los cuales aportan no más de 1000 calorías por día.
  • La segunda fase dura unos 14 días, con un aporte calórico similar en la cual agrega comidas y ya no es solo batidos.

A pesar de que se pueden incluir proteínas magras, fideos y otros, hay alimentos que no pueden faltar, pero son limitados, estos son el kale, cúrcuma, manzana, cítricos, col rizada, nueces, aceite de oliva, arándanos, perejil, alcaparra, café, vino tinto y chocolate negro (los cuales son ricos en esas proteínas sirtuínas). De esta manera se supone que se lograrán los efectos deseados incluido un descenso de hasta 3 kilos y medio por semana.

Por supuesto que además de seguir este régimen alimenticio tan restrictivo, Adele lo acompaño con actividad física a través de pilates.

¿Es una dieta saludable?

No, es una más del montón. Tiene una ingesta calórica muy baja que, por supuesto induce a un rápido descenso de peso, pero el cual no se debe solamente por los alimentos que se ingieren sino también por todo lo que se dejó de comer.

Esto puede producir adaptaciones metabólicas que alteran nuestro organismo y disminuyen el gasto energético del mismo conduciéndonos al efecto rebote.

Por otra parte, deja de lado la educación de buenos hábitos alimentarios que son fundamentales y los que realmente ayudan a mantener una alimentación equilibrada y saludable en el tiempo, así como también el peso alcanzado.

No es un régimen variado, en el que la persona cuente con las herramientas para ir cambiando su menú para no aburrirse.

 

En cuanto a la ingesta sin límites de chocolate, vino tinto o café algo muy atractivo de esta dieta no es recomendable, ya que puede dañar nuestra salud y además no promueve una conducta alimentaria saludable, porque estos alimentos contienen sustancias adictivas con efectos negativos si se consumen en grandes cantidades.

En conclusión, esta dieta no es ejemplo a seguir, ni por cualquier persona ni mucho menos aquellas que presenten alguna patología.

Es una “dieta milagro” más, que puede traer consecuencias en nuestra salud, entre ellas volver al peso anterior o incluso aumentar más del que teníamos, no fomenta una conducta alimentaria saludable ni tampoco cuida nuestra salud.

Boletín de Noticias
Recibe gratis Aleteia.