Aleteia logoAleteia logoAleteia
viernes 03 diciembre |
San Francisco Javier
Aleteia logo
Desde Roma
separateurCreated with Sketch.

Paquistán; ataque talibán contra cristianos de Peshawar

Vatican Insider - publicado el 02/09/16

«Un barrio cristiano fue atacado en Peshawar y un laico católico fue asesinado. Pocas horas después, otro atentado provocó una masacre de civiles, muchos abogados, frente al tribunal de la cercana Marian, dejando 12 muertos y 52 heridos. Los cristianos son uno de los tantos objetivos de los talibanes, que atacan principalmente instituciones militares y estatales, como patrullas y escuelas del ejercito. En la lógica terrorista, también atacan escuelas, universidades, plazas, mercados, mezquitas e iglesias. Quieren desestabilizar al país y vengarse de las operaciones anti-terroristas que el gobierno está llevando a cabo». Es lo que dijo a Vatican Insider John William , sacerdote católico de 65 años que ha vivido los últimos 17 en Peshawar y que sigue siendo párroco en la iglesia de San Juan María Vianney, una de las dos iglesias católicas de la ciudad. El sacerdote también es director de la Comisión Justicia y Paz de la diócesis de Islamabad.Rawalpindi, que abarca el territorio de Peshawar, ciudad que se encuentra en el norte del país, en donde viven, en conjunto, alrededor de 10.000 fieles.

Los cristianos en Paquistán (el 3% de una población de 200 millones de habitantes) son nuevamente víctimas de un ataque que, gracias a la rápida intervención del ejercito, causó pocos daños. Samuel Masih, laico católico y padre de familia, fue asesinado por cuatro militantes que irrumpieron en la pequeña Christian colony, de Peshawar, en donde viven 30 familias cristianas (diez de ellas católicas). Los heridos fueron cinco: dos civiles cristianos y tres agentes de la policía.

Las colonias en Paquistán son guetos mono-religiosos en los que vive la mayor parte de los paquistaníes que creen en Cristo. Estos asentamientos fueron creados por los misioneros que llevaron el Evangelio a finales de 1800 a esta zona del subcontinente hindú. Los primeros bautizados, en esa época, necesitaban desarrollar un sentimiento de solidaridad recíproca y reforzar su identidad cristiana, en un ambiente social completamente musulmán, para permanecer unidos. Un siglo más tarde, se sumó a esos motivos la necesidad de vivir con seguridad y protección que advierten las familias cristianas en Paquistán, quienes prefieren vivir con sus correligionarios para prevenir abusos y violencias.

Las minorías religiosas viven la herencia de la antigua concepción de castas, puesto que las comunidades cristianas e hindúes en Paquistán (después de la división de la India en 1947) pertenecían a las franjas sociales más bajas. Esa marca todavía se advierte hoy y los no musulmanes son considerados a menudo como «ciudadanos de segunda clase». Varios cambios a la Constitución a lo largo de los asó también han contribuido a esta situación institucionalizando la discriminación.

Peshawar es la capital de la provincia de Khyber-Pakhtunkhwa, en donde desde hace varios años se llevan a cabo operaciones militares para tratar de contener la furia de los talibanes paquistaníes. En diciembre de 2014, los militantes atacaron una escuela militar y mataron a 150 personas, principalmente niños; en enero de este año se verificó otra masacre en la universidad de Charsadda en la que fallecieron 30 estudiantes. Los cristianos de la provincia, por su parte, todavía conservan el recuerdo del atentado suicida contra la iglesia protestante de Todos los Santos, en Peshawar, del  22 de septiembre de 2013, que provocó 127 víctimas y cientos de huérfanos y viudas.

El atentado de esta mañana fue reivindicado por la facción talibana de «Jamaat-ur-Ahrar» y, como indicó a la Agencia Fides el otro párroco de Peshawar, Yunir Riaz, «los cuatro terroristas estaban esperando fuera de la colonia. Esperaron a que se abriera la reja para que saliera a su trabajo Samuel. Entonces comenzaron a disparar, mataron a Samuel y entraron al asentamiento».

Durante el enfrentamiento, dos agentes de la seguridad local fueron heridos, pero lograron dar la alarma. Los militares llegaron casi inmediatamente: el ejército mató a dos terroristas y los otros dos se inmolaron (puesto que los cuatro tenían chalecos con explosivos), destruyendo la casa en la que se habían atrincherado. No hubo más víctimas.

«Los cristianos de Peshawar —refirió John William— hoy están de luto, pero nuestra vida sigue adelante. Solo pedimos la paz y nos reuniremos en oración contra el terrorismo. Cada domingo llamamos a las oficinas del gobierno que mandan agentes de seguridad a nuestras iglesias, que siempre están llenas. La gente tiene une fe fuerte y arraigada, confía en Dios y no tiene miedo».

A pesar de esta difícil situación, «el diálogo con los musulmanes procede muy bien: estamos unidos para contrarrestar el terrorismo que nos afecta a todos. Vivimos en un clima de serena amistad, respeto y tolerancia con los musulmanes», concluyó el religioso.

Apoye Aleteia

Usted está leyendo este artículo gracias a la generosidad suya o de otros muchos lectores como usted que hacen posible este maravilloso proyecto de evangelización, que se llama Aleteia.  Le presentamos Aleteia en números para darle una idea.

  • 20 millones de lectores en todo el mundo leen Aletiea.org cada día.
  • Aleteia se publica a diario en siete idiomas: Inglés, Francés, Italiano, Español, Portugués, Polaco, y Esloveno
  • Cada mes, nuestros lectores leen más de 45 millones de páginas.
  • Casi 4 millones de personas siguen las páginas de Aleteia en las redes sociales.
  • 600 mil personas reciben diariamente nuestra newsletter.
  • Cada mes publicamos 2.450 artículos y unos 40 vídeos.
  • Todo este trabajo es realizado por 60 personas a tiempo completo y unos 400 colaboradores (escritores, periodistas, traductores, fotógrafos…).

Como usted puede imaginar, detrás de estos números se esconde un esfuerzo muy grande. Necesitamos su apoyo para seguir ofreciendo este servicio de evangelización para cada persona, sin importar el país en el que viven o el dinero que tienen. Ofrecer su contribución, por más pequeña que sea, lleva solo un minuto.

Oración del día
Hoy celebramos a...





Top 10
Ver más
Newsletter
Recibe gratis Aleteia.