Aleteia logoAleteia logoAleteia
lunes 08 agosto |
Santo Domingo de Guzmán
Aleteia logo
Estilo de vida
separateurCreated with Sketch.

¿Los niños miran demasiado las pantallas? Prueba esto con éxito

the-tablet-g68e37a062_1920.jpg

Victoria_Art / Pixabay 10448

Niños jugando con una tablet en casa.

Sarah Robsdottir - publicado el 12/07/22

"Algo maravilloso sucedió la última vez que busqué el consejo de mi bibliotecaria sobre contenido nuevo para 'esparcir' para mi sala de estar". La colaboradora de la edición inglesa de Aleteia Sarah Robsdottir transmite su experiencia

La última vez que fui a la biblioteca a pedir consejo sobre contenido fresco para “esparcir”  para mi hogar, sucedió algo maravilloso.

¿Qué es esparcir, te preguntarás? Como hojas de colores esparcidas en un campo que llaman la atención, “esparcir” libros, revistas, mapas, Mad Libs, Legos, Play Doh, etc., recién adquiridos, por toda tu casa crea un ambiente de aprendizaje donde la educación y la conexión comunitaria pueden darse de forma natural.

Mi bibliotecaria me dijo: “A mucha gente le encanta leer revistas de historia y ciencia, así como todo lo relacionado con la no ficción”, dijo. “Pero a menudo a estas mismas personas no les ingteresa la ficción”. 

Inmediatamente, pensé en algunos chicos de casa, incluido mi esposo. Así que revisé una pila de revistas de autos, mapas antiguos y guías de viaje. También tomé todas las revistas de National Geographic del «contenedor gratuito» que pude encontrar. Fui a casa y con mis mejores habilidades para esparcir, desperdigué estos artículos por la mesa de mi sala de estar.  

Mi marido, Pete, entró esa noche y ni siquiera cogió su teléfono (por lo general, hace scrolling por la pantalla de su móvil arriba y abajo durante al menos media hora después de la cena). En cambio, tomó una revista y leyó sobre Islandia, mientras decía cosas como: «Mira ese océano oscuro» y «¡No es hermoso este glaciar!» y «¿¡No quieres ir allí algún día!?» Me senté a su lado, asintiendo. Un hijo se subió a su regazo. Los tres vimos escenas vívidas de Escandinavia juntos, compartiendo un momento de asombro en una noche de martes ordinaria. 

Muy variado

Mis hijos adolescentes también leían y hablaban sobre autos juntos en silencio en el otro sofá. Luego enrollaron revistas y se golpearon ferozmente, riéndose todo el tiempo. Algunos de mis otros hijos estaban sentados en el piso cerca, armando un rompecabezas. (Nuestra biblioteca les permite consultar estos juegos junto con los libros porque sabemos que un buen «desparrame» es variado, cambia con frecuencia y se mantiene fresco o, de lo contrario, será ignorado). 

Debo mencionar que, si bien mi bibliotecaria favorita ha pulido mis habilidades para sembrar, ella no fue quien me dio la idea. Aprendí el arte de llenar mi hogar con una canasta llena de libros de cartón aquí y un par de juegos de cartas allá de Maria Montessori, una educadora católica de principios del siglo XX que fue pionera en métodos de enseñanza que se enfocaban en el genio innato de cada niño. Dejó un legado de Escuelas Montessori que se rigen por sus principios de rodear a los niños con un entorno seguro y fascinante lleno de oportunidades de aprendizaje práctico. Estas escuelas siguen siendo populares en todo el mundo. 

Sembrar con éxito

Uno de mis primeros trabajos fuera de la universidad fue en una escuela Montessori. Es por eso que soy tan partidario de esparcir. Últimamente, mis esfuerzos se han extendido a mi sótano, donde coloqué una mesa de ping pong, y nuestro patio, donde una fogata atrae a toda la familia afuera y lejos de las pantallas casi todas las noches. Nunca subestimes el poder de los s’mores recientes y los hot dogs cocinados en un palito. 

Por encima de todo, una casa sembrada con éxito  me da un respiro de estar constantemente regulando y diciendo no  a las pantallas, porque los miembros de mi familia (incluida yo misma) ya están diciendo  a algo más significativo. 

Tags:
como criar a los niñoseducacióneducación digitalniñospadres-hijos
Apoye Aleteia

Usted está leyendo este artículo gracias a la generosidad suya o de otros muchos lectores como usted que hacen posible este maravilloso proyecto de evangelización, que se llama Aleteia.  Le presentamos Aleteia en números para darle una idea.

  • 20 millones de lectores en todo el mundo leen Aletiea.org cada día.
  • Aleteia se publica a diario en siete idiomas: Inglés, Francés, Italiano, Español, Portugués, Polaco, y Esloveno
  • Cada mes, nuestros lectores leen más de 45 millones de páginas.
  • Casi 4 millones de personas siguen las páginas de Aleteia en las redes sociales.
  • 600 mil personas reciben diariamente nuestra newsletter.
  • Cada mes publicamos 2.450 artículos y unos 40 vídeos.
  • Todo este trabajo es realizado por 60 personas a tiempo completo y unos 400 colaboradores (escritores, periodistas, traductores, fotógrafos…).

Como usted puede imaginar, detrás de estos números se esconde un esfuerzo muy grande. Necesitamos su apoyo para seguir ofreciendo este servicio de evangelización para cada persona, sin importar el país en el que viven o el dinero que tienen. Ofrecer su contribución, por más pequeña que sea, lleva solo un minuto.

ES_NEW.gif
Oración del día
Hoy celebramos a...





Envía tu intención a la red de 550 monasterios


Top 10
Ver más
Newsletter
Recibe gratis Aleteia.