Aleteia logoAleteia logoAleteia
martes 29 noviembre |
San Saturnino de Tolosa
Aleteia logo
A Fondo
separateurCreated with Sketch.

La Orden de Malta moviliza a 69.000 voluntarios para ayudar a los ucranianos

Este artículo está reservado a los miembros de Aleteia Family
BODER-UKRAINE-POLAND-OK-MWD.jpg

Marzena Wilkanowicz-Devoud - publicado el 02/04/22

Unos 69.000 voluntarios de la Orden de Malta se están movilizando en Ucrania y Europa del Este para ayudar a los refugiados ucranianos que huyen de los combates, así como a aquellos que han decidido quedarse en el país en guerra. Analizamos la situación con Dominique de La Rochefoucauld-Montbel, Gran Hospitalario de la Orden

A medida que la invasión del ejército ruso entra en su quinta semana, 12 millones de personas en Ucrania se encuentran en una situación realmente frágil. Ya son 3,8 millones de personas las que han huido de los combates hacia algún país vecino y se espera que otros 4 millones se unan a ellos en las próximas semanas. Ante un desafío humanitario sin precedentes como este, la Orden de Malta está implementando numerosas acciones sobre el terreno en Ucrania. Entre otras, la distribución de comidas en seis centros de recepción en Lviv, donde se ha establecido un centro médico centralizado, alojamiento para los refugiados que llegan a Lviv e Ivano-Frankivsk, la instalación de células de apoyo psicológico o el traslado médico de refugiados heridos o enfermos a las fronteras, donde se están llevando a cabo otras iniciativas de emergencia. 

Hasta la fecha, 275.000 ucranianos han recibido atención médica, asistencia logística o distribución de alimentos a lo largo de las fronteras del país. Además, se han fletado 47 camiones cargados con equipo médico, alimentos, medicinas y kits de supervivencia. Se están preparando otros convoyes adicionales. Más de 69.000 voluntarios en Europa del Este están comprometidos a apoyar en el esfuerzo humanitario. Dominique de la Rochefoucauld-Montbel, Gran Hospitalario de la Orden, nos testimonia su compromiso que va «más allá de la solidaridad» ante el drama de la guerra. Desde Cracovia, durante su visita a Polonia y Ucrania, respondió a las preguntas de Aleteia. 

Dominique de La Rochefoucauld-Montbel: Por mi experiencia en el campo, sé que ver la realidad por uno mismo te permite tener un enfoque diferente a la visión que recibes de los medios. Como resultado, la ayuda se puede organizar mucho mejor en el acto. Nuestra misión sigue siendo la misma: cuidar de las personas que sufren lo mejor que podamos. Tanto en Ucrania como en Polonia, pude conocer a aquellos que cuidamos, pero también a los voluntarios en el campo. Es muy importante que se sientan apoyados y animados en sus acciones.

Ordre de Malte en Ukraine
Personas asisten a un curso de primeros auxilios en el centro de crisis de la Orden de Malta en Ivano-Frankivsk, al oeste de Ucrania.

Tiene una experiencia de campo de treinta años en diferentes lugares con conflictos militares alrededor del mundo. ¿Qué le llamó especialmente la atención en la frontera polaco-ucraniana y en la propia Ucrania?

En la frontera, cerca de Przemysl (sureste de Polonia), visité un enorme centro de acogida de transición para refugiados con capacidad para 9.000 personas. Es un centro comercial transformado en un lugar de acogida principalmente para mujeres y niños. Fue necesario implementar allí todos los servicios desde alimentación, limpieza, ropa de cama, hasta la distribución de ropa. Es desgarrador ver a estas 9.000 personas muy afectadas psicológicamente sin privacidad alguna en este enorme salón. Imagínese a todas estas mujeres con hijos, ansiosas por su futuro y muy preocupadas por sus maridos o sus hijos que se quedaron en Ucrania para luchar. Es una situación verdaderamente terrible. Su futuro parece muy oscuro, mientras se desviven por sus hijos, a menudo bebés o niños pequeños. Agotadas y traumatizadas, estas mujeres se encuentran en una verdadera tierra de nadie, con sólo el recuerdo de sus hogares destruidos, sus negocios perdidos, sus maridos y sus hijos en la guerra. 

Todos los que ayudan son admirables, dan lo mejor de sí mismos. 

Y debo decir que ante esta tragedia, me impresiona la fantástica acogida que les dan los voluntarios. Todos los que ayudan son admirables, dan lo mejor de sí mismos. Existen grupos de asesoramiento, apoyo u orientación para cada país de destino final. Hay mapas del mundo colgados en las paredes que sirven para explicar las próximas etapas del éxodo. Un poco más allá, un salón de peluquería y maquillaje listo para proporcionar a estas mujeres un poco de normalidad mientras se encuentran en una situación totalmente anormal. Este centro de visitantes me impresionó enormemente. 

Ordre de Malte en Ukraine
El Servicio de Rescate de la Orden de Malta en Ucrania imparte formación en primeros auxilios en el centro de crisis de Ivano-Frankivsk, en el oeste de Ucrania.

Cruzó al otro lado de la frontera, en Ucrania, en dirección a Ivano-Frankivsk… 

Llevó mucho tiempo cruzar la frontera, hay muchos controles fronterizos. La presencia de los militares nos recuerda que la guerra está cerca. Desde la frontera, fuimos directamente a reunirnos con nuestros equipos de Ivano-Frankivsk para estar con ellos, cenar juntos rápidamente. Desde la revolución de Maidán en 2014, la Orden de Malta ha estado presente en Ucrania para evacuar a los heridos y transportarlos a Polonia para recibir tratamiento. Estos voluntarios continúan esta misión a día de hoy, en particular en el hospital de Ivano-Frankivsk. Allí hemos formado a 2.500 socorristas voluntarios. La mayoría de ellas son mujeres jóvenes muy comprometidas, que hablan un inglés perfecto, lo cual es muy valioso en nuestros contactos diarios. Para nuestra llegada nos prepararon una riquísima sopa… aunque todo esto transcurría en una extraña atmósfera de constante amenaza.

Ordre de Malte en Ukraine
Centro de crisis de la Orden de Malta en Ivano-Frankivsk, Ucrania occidental.

¿Cuáles son, en su opinión, las ayudas más urgentes?

Dos cosas: Hoy, de cara al futuro inmediato, el apoyo para cruzar la frontera y la acogida con asistencia médica para aquellos que necesitan atención. Tenemos varios campamentos instalados a lo largo de la frontera polaco-ucraniana con comida, equipos médicos y camas. La otra ayuda, la de mañana y a largo plazo, es el apoyo psicológico, social y médico para todas estas personas. No sabemos cuánto durará esta guerra. Pero tan pronto como Ucrania recupere la paz, el país deberá reconstruirse. La Orden de Malta tiene siete centros en Ucrania, el de Mariúpol fue destruido. Será necesario movilizarse para acompañar a los ucranianos en el terreno después de la guerra.

Es el impulso de un mundo que se da cuenta de una inmensa injusticia y despierta nuestra alma cristiana. 

¿Cómo aguantar esta movilización a largo plazo?

Es esencial asegurar reemplazos regulares. Esta mañana logramos organizar un equipo en Francia para mantener un puesto de socorro en la frontera y reemplazar al equipo que ya está allí. También hay equipos italianos que se están reorganizando para desplegarse entre Rumanía y Polonia. Hace unos días, Malta Francia y Malta Alemania enviaron equipos con dos ambulancias a Hungría y seis médicos de primeros auxilios. Veo una oleada de solidaridad muy fuerte, por parte de los polacos, pero ahora también de otros países. 

¿Cómo explica esta movilización de voluntarios?

Quieren servir a los pobres y enfermos con espíritu cristiano, esta actitud está en nuestra oración diaria. Hoy, encontramos esta dinámica en todo el mundo. En 2014, la revolución de Maidán ya había golpeado a los jóvenes europeos, especialmente en los países vecinos: los vínculos entre todos estos países, Polonia, Lituania, Ucrania, Rumania, son históricamente muy fuertes. Su solidaridad ha despertado como nunca antes. Es el impulso de un mundo que se da cuenta de una inmensa injusticia y despierta nuestra alma cristiana. Es algo más que solidaridad.

Este artículo está reservado a los miembros de Aleteia Family

¿Ya eres miembro?

¡Gratis! - Sin ningún compromiso
Puedes cancelar en cualquier momento

Descubre los beneficios:

Aucun engagement : vous pouvez résilier à tout moment

1.

Acceso a nuestra red de cientos de monasterios que rezarán por tus intenciones

2.

Acceso ilimitado a todo el nuevo contenido de Aleteia Family

3.

Acceso al servicio "Carta de Roma"

4.

Acceso exclusivo a nuestra revista de prensa internacional

5.

Publicidad limitada

6.

Acceso exclusivo a publicar comentarios

Apoya a medios que promueven los valores católicos
Apoya a medios que promueven los valores católicos
Tags:
crisisguerramaltaucrania
Apoye Aleteia

Usted está leyendo este artículo gracias a la generosidad suya o de otros muchos lectores como usted que hacen posible este maravilloso proyecto de evangelización, que se llama Aleteia.  Le presentamos Aleteia en números para darle una idea.

  • 20 millones de lectores en todo el mundo leen Aletiea.org cada día.
  • Aleteia se publica a diario en siete idiomas: Inglés, Francés, Italiano, Español, Portugués, Polaco, y Esloveno
  • Cada mes, nuestros lectores leen más de 45 millones de páginas.
  • Casi 4 millones de personas siguen las páginas de Aleteia en las redes sociales.
  • 600 mil personas reciben diariamente nuestra newsletter.
  • Cada mes publicamos 2.450 artículos y unos 40 vídeos.
  • Todo este trabajo es realizado por 60 personas a tiempo completo y unos 400 colaboradores (escritores, periodistas, traductores, fotógrafos…).

Como usted puede imaginar, detrás de estos números se esconde un esfuerzo muy grande. Necesitamos su apoyo para seguir ofreciendo este servicio de evangelización para cada persona, sin importar el país en el que viven o el dinero que tienen. Ofrecer su contribución, por más pequeña que sea, lleva solo un minuto.

ES_NEW.gif
Oración del día
Hoy celebramos a...





Envía tu intención a la red de 550 monasterios


Top 10
Ver más
Newsletter
Recibe gratis Aleteia.