Aleteia logoAleteia logo
Aleteia
lunes 20 septiembre |
San Andrés Kim y compañeros mártires
home iconEstilo de vida
line break icon

Celebra la Pascua decorando la cruz de Jesús

PASCUA

Merche Crespo - Aleteia

Merche Crespo - publicado el 30/03/21

Este adorno cristiano de Pascua te ayudará a celebrar lo realmente importante: la vida y resurrección de Cristo

En muchas ocasiones relacionamos la Pascua con decoraciones y adornos protagonizados por los huevos de Pascua, conejitos, zanahorias, pollitos o plumas de colores vistosos. Y sin querer, nos dejamos llevar por la simpatía de estas figuras, por sus originales ornamentos o por los tonos pastel con los que están pintados, corriendo el riesgo de perder el verdadero significado de la Pascua.

Sin embargo, existen también otras decoraciones cristianas de Pascua que pueden ayudarte a celebrarla con más sentido, dando valor a la cruz. Por esta razón desde Aleteia os proponemos realizar, durante estos días previos a la resurrección del Señor, una manualidad que alude al verdadero significado de la Pascua: un centro que recuerda el Calvario, con 3 cruces, donde fueron crucificados Jesús y los dos ladrones. 

“Le crucificaron allí, a él y a los ladrones, uno a la derecha y otro a la izquierda. Jesús decía «Padre, perdónales porque no saben lo que hacen»”(Lc 23, 33-34) 

El Calvario, donde la Cruz venció

El Calvario es la colina a las afueras de Jerusalén donde los romanos ejecutaban en la cruz a los malhechores. Ese lugar, en hebreo, era llamado “Gólgota” que quiere decir “lugar de la calavera”. Así nos lo indican los cuatro evangelios:

“Llegaron al lugar llamado Gólgota, es decir lugar “de la Calavera”. Mateo 27, 33

“Le condujeron al lugar del Gólgota, que quiere decir “Lugar de la Calavera”. Marcos 15, 22

“Cuando llegaron al lugar llamado Calvario, le crucificaron allí”. Lucas 23, 33

“Tomaron, pues, a Jesús, que, llevando su cruz, salió al sitio llamado Calvario, que en hebreo se dice Gólgota”. Juan 19, 17

Santa Helena y la Cruz

En el año 326 d. C. Helena de Constantinopla, madre del emperador Constantino de Roma, viajó a Jerusalén con el fin de encontrar el lugar en el que Cristo había sido crucificado y sepultado. Y lo encontró en un monte de la ciudad donde el emperador Adriano, dos siglos antes, había mandado erigir un templo dedicado a las diosas romanas Afrodita y Venus.

Así que ordenó derribar dicho templo y excavar en aquel lugar, encontrando tres cruces (que supuso como las de Jesús y los dos ladrones) y una tumba excavada en una cueva de piedra caliza que identificó como la de Jesús.

Santa Helena hizo edificar sobre el lugar la Basílica del Santo Sepulcro, que cobija en su interior el Monte Gólgota y el Santo Sepulcro. Además, la santa llevó hasta Roma la santa cruz, junto a dos espinas de la corona y otros elementos de la Pasión del Señor. También algunos fragmentos de la gruta de la Natividad y del Santo Sepulcro, que se pueden contemplar en la Basílica de la Santa Cruz en Jerusalén , de la ciudad romana.

Contemplar la Cruz con la mirada en la Pascua

Estos días son un buen momento para contemplar la cruz. Ante ella no nos queda más que conmovernos y agradecer. Jesús llevó esa cruz para salvar al mundo, perdonar nuestros pecados y abrir las puertas del cielo gracias a su Resurrección. En la cruz Jesús venció a la muerte y encendió el mundo entero.

“Porque tanto amó Dios al mundo que dio a su Hijo unigénito, para que todo el que crea en Él no se pierda, sino que tenga vida eterna. Porque Dios no envió a su Hijo al mundo para condenar al mundo, sino para salvar al mundo por medio de Él. 

Juan 3, 16-17

Materiales necesarios para realizar la manualidad

Para realizar este centro vegetal necesitaremos:

  • Una caja u otro recipiente que sirva de base.
  • Plantas naturales o artificiales para adornar (hojas y flores)
  • Palos de madera
  • Cuerda
  • Espuma floral o poliestireno extruido (porexpan)
  • Piedras decorativas (o pétalos de flores, bolitas de colores,…)
  • Tijeras y pegamento
  • Un trozo de papel en el que escribiremos “¡Jesús está vivo!” (también lo podemos hacer con ordenador e imprimirlo).

Puedes ver en la galería fotográfica todos los pasos:

7 pasos a seguir

1-Elegimos un soporte para poder confeccionar nuestro centro de Pascua. Como debe dar cobijo a las 3 cruces del Calvario, yo he elegido unos boles dispuestos de forma escalonada, para colocar la cruz de Jesús en el bol superior, y las dos cruces restantes, las de los ladrones, a un segundo nivel. También podéis utilizar una caja de madera, de cartón o cualquier otro material consistente.

PASCUA
Elegimos el soporte.

2-Después colocaremos alrededor de su estructura plantas y flores para decorarlo y darle vida.

PASCUA
Colocamos verde alrededor de los cuencos.
PASCUA
Ya tenemos el verde colocado en torno a los recipientes.

3- A continuación, cortaremos 3 trozos de espuma floral a la medida de los boles y los introduciremos en su interior. Lo rellenaremos con piedras decorativas, aunque también podemos utilizar otro tipo de materiales como pétalos de flores, bolitas de colores, hojas de plantas, musgo, hierba,…

PASCUA
Cortamos espuma floral que quede dentro del recipiente sin verse.
PASCUA
Cubrimos la espuma floral con un material que la tape: piedras, bolitas, arena…

Formamos las cruces

4- Cortaremos los palos para darles forma de cruz (el travesaño -horizontal-más corto que el poste- vertical-) y los ataremos con cuerdas.

PASCUA
Cortamos los palos para hacer tres cruces.
PASCUA
Con cuerda atamos los palos y formamos las tres cruces.

5- Cuando tengamos las cruces preparadas, las pincharemos sobre la espuma floral. Una cruz en cada bol. Podemos hacer la cruz de Jesús más alta, o pintarla de algún color.

PASCUA
Ya tenemos las tres cruces formadas.
PASCUA
Hemos clavado las tres cruces en la espuma floral.

6- Recortaremos el papel con la frase “¡Jesús está vivo!” y la colocaremos sobre la Cruz de Jesús, atándola con una cuerda.

PASCUA
Elaboramos los cartelitos con cartulina y rotulador.

7- Terminaremos el centro adornando con flores y plantas la cruz y su parte inferior.

PASCUA
Añadimos flores y plantas para completar. ¡Y listo!

Podéis poner este bonito centro en la entrada de vuestra casa, en la mesa a la hora de comer, o en cualquier otro lugar de vuestro hogar. Es un elemento decorativo alegre y lleno de vida, que nos debe recordar la Victoria de Jesús sobre la muerte.

Tags:
decoraciónDIY

Apoye Aleteia

Usted está leyendo este artículo gracias a la generosidad suya o de otros muchos lectores como usted que hacen posible este maravilloso proyecto de evangelización, que se llama Aleteia.  Le presentamos Aleteia en números para darle una idea.

  • 20 millones de lectores en todo el mundo leen Aletiea.org cada día.
  • Aleteia se publica a diario en siete idiomas: Inglés, Francés, Italiano, Español, Portugués, Polaco, y Esloveno
  • Cada mes, nuestros lectores leen más de 45 millones de páginas.
  • Casi 4 millones de personas siguen las páginas de Aleteia en las redes sociales.
  • 600 mil personas reciben diariamente nuestra newsletter.
  • Cada mes publicamos 2.450 artículos y unos 40 vídeos.
  • Todo este trabajo es realizado por 60 personas a tiempo completo y unos 400 colaboradores (escritores, periodistas, traductores, fotógrafos…).

Como usted puede imaginar, detrás de estos números se esconde un esfuerzo muy grande. Necesitamos su apoyo para seguir ofreciendo este servicio de evangelización para cada persona, sin importar el país en el que viven o el dinero que tienen. Ofrecer su contribución, por más pequeña que sea, lleva solo un minuto.

Oración del día
Hoy celebramos a...





Top 10
1
Gelsomino del Guercio
Los asombrosos diálogos entre el diablo y un exorcista del Vatica...
2
JIM CAVIEZEL
J.P. Mauro
El impactante tributo de Jim Caviezel a la Virgen María
3
HERALDOS
I.Media
La Santa Sede intenta cerrar las escuelas de los Heraldos del Eva...
4
PAURA FOBIA
Cecilia Pigg
La oración corta que puede cambiar un día estresante
5
VACCINE
Jaime Septién
¿Covid-19: vacunarse o no vacunarse?
6
I.Media
Benedicto XVI: El hombre ya no es un «regalo» sino un «producto»
7
SINDONE 3D
Lucandrea Massaro
El Hombre de la Sindone, reconstruido en 3D: ¡Son verdad los Evan...
Ver más
Newsletter
Recibe gratis Aleteia.