Aleteia

John Moore: 4.500 kilómetros por la vida

JOHN MOORE
Photo Courtesy of Moore Family
Comparte

La Marcha por la Vida de 2019, celebrada en enero, trajo muchas historias que podrían repetirse para la Marcha de 2020.

Haga click aquí para abrir el carrusel fotográfico

John Moore, un hombre de 67 años, caminó 4.500 kilómetros –desde San Francisco hasta Washington—para agradecer a quienes han despertado la conciencia a favor de la vida en su país y para rezar por los no nacidos.

Un héroe cotidiano

Moore completó su caminata acompañado por su hija menor, Laura, que conducía en un vehículo de apoyo, e iba a su lado, mientras su padre cargaba dos cruces entre desiertos y montañas, lluvia y nieve.

El viaje de Moore comenzó el 8 de abril de 2018, Domingo de la Divina Misericordia, y terminó en la Marcha Nacional por la vida en Washington el 18 de enero de 2019.

JOHN MOORE
Photo Courtesy of Moore Family

Miembro del Consejo Caballeros de Colón Fray Marcos 1783 en Gallup, Nuevo México, Moore dijo en el documental “Everyday Heros” (“Héroes cotidianos”, una serie producida por los Caballeros de Colón en Estados Unidos)) que la razón por la que hizo la caminata fue “agradecer y rezar por los Caballeros y la Marcha por la Vida por todo lo que han hecho, cómo han despertado la conciencia, y quería darles esas cruces».

JOHN MOORE
Photo Courtesy of Moore Family

Peregrino sin remedio

John Moore ya había completado, previamente una peregrinación a pie de casi mil kilómetros, desde Santa Fe, Nuevo México, hasta Pilsen, Kansas. Esa caminata fue en honor del Padre Emil Kapaun, un héroe y capellán de la Guerra de Corea. Pero decidió hacer una peregrinación mucho más larga en honor del movimiento pro-vida.

«Cuando hicimos la caminata, no estábamos sosteniendo carteles, ni gritándole a nadie,ni diciéndole cosas groseras a las personas que no estaban de acuerdo con nosotros», dijo Laura Moore. Y agregó: «Mi padre caminó, rezamos todos los días y siento que he visto esas oraciones cobrar vida».

Laura trabaja con su padre en el negocio hotelero de su familia en Colorado. John Moore es esposo y padre de seis hijos, uno de los cuales ayudó a administrar el negocio durante la peregrinación.

Cuando cumpla 70 años, Moore espera retirarse y hacer más peregrinaciones a Irlanda y España.

Centenario de las sufragistas

La historia de Moore muestra que un hombre católico común y corriente puede aplicar su fe de una manera extraordinaria, dice el documental de los Caballeros de Colón.

La peregrinación de Moore ha motivado a muchas otras que cada año se hacen a partir de la Marcha Nacional por la Vida cuya próxima edición se llevará a cabo en Washington en enero 23 de 2020.

En esta ocasión honrará el centenario del sufragio femenino en los Estados Unidos promoviendo un mensaje pro-vida de “empoderamiento” de la mujer, apuntando a la falsa ecuación del aborto como independencia. El tema será “Empodera la Vida: Pro-vida es Pro-mujer” (Life Empowers: Pro-Life is Pro-Woman).

Con información de Catholic News Service

Newsletter
Recibe gratis Aleteia.