Aleteia logoAleteia logo
Aleteia
domingo 24 octubre |
San Antonio María Claret
Aleteia logo
home iconActualidad
line break icon

La politización del tema migratorio en EE.UU. “impide encontrar la justicia”

AFP

Jaime Septién - publicado el 03/07/16

Reacción durísima por parte de la Iglesia católica estadounidense al bloqueo de los alivios migratorios por parte de la Administración Obama

La decisión –o más bien la indecisión—de la Corte Suprema de Estados Unidos que mantuvo el bloqueo los alivios migratorios propuestos por el presidente de Estados Unidos, Barack Obama, ha provocado una reacción durísima por parte de la Iglesia católica estadounidense.

Los alivios migratorios presentados por Obama, habrían beneficiado a por lo menos cinco millones de inmigrantes indocumentados a través de los programas DACA y DAPA.

La decisión dada a conocer en días pasados, provocó indignación entre los grupos de inmigración de todo el país y en el Valle del Río Grande –al sureste de Estados Unidos, en la frontera entre Texas y Tamaulipas– no fue la excepción.

Algunos legisladores salieron a las redes sociales para expresar frustraciones, mientras que la Iglesia Católica manifestó que la (in)decisión de la Corte (al empatar los votos a favor y en contra de los alivios migratorios) “fue sólo una decepción más en una larga lista de decepciones”.

Tema politizado

Al respecto, monseñor Daniel Flores, obispo de la diócesis de Brownsville (Texas), explicó a los medios locales que el tema está “lleno de política”, lo que ha impedido hacer los cambios necesarios en la ley para hacer justicia a los inmigrantes.

“Lo que decimos es que la gente, y con razón, espera que el gobierno mantenga un nivel de justicia, que trabaje a favor de las personas en lugar de ponerles obstáculos para que prosperen en la vida”, indicó monseñor Flores, haciéndose eco de la gran cantidad de protestas de los grupos pro-inmigrantes que ven en este bloqueo cancelar la esperanzas de millones de personas y de cientos de miles de familias en la Unión Americana.

El prelado estadounidense recordó, también, que la postura tanto de la Iglesia católica como de gran cantidad de organizaciones defensoras de los derechos humanos en el país del norte “ha sido la de ayudar a los jóvenes a vivir realmente a la altura de sus aspiraciones, que tengan la oportunidad de vivir y trabajar libremente en este país y obtener una educación”.

El líder de más de 600 mil católicos en los condados Starr, Willacy, Hidalgo y Cameron, también fue tajante al insistir en la necesidad de una reforma migratoria comprehensiva, integral, que no desdeñe el interés superior de las familias, “para hacer justicia a los millones de familias que han esperado por años. ver cómo buscar cambios en la ley que nos lleven a encontrar la justicia en nuestro país”.

Necesidad de justicia

Para monseñor Flores –como para la totalidad de los obispos agrupados en la Conferencia de los Obispos Católicos de Estados Unidos– la cuestión migratoria ha entrado en una jaloneo político que en nada beneficia a la gente y solo es para beneficio electoral, toda vez que se ha convertido en el tema de temas de la próxima contienda presidencial de noviembre de 2016.

“El tema está tan politizado que nos falta la capacidad para hacer los cambios en la ley que nos lleven a encontrar la justicia”, dijo el purpurado y titular de una diócesis por la que transitan, diariamente miles de migrantes de México y Centroamérica.

“El país necesita justicia para los inmigrantes también, porque aunque están trabajando no cuentan con la protección de la ley. Llegan a este país por el miedo a la violencia en sus países de origen pero desafortunadamente no la encuentran (la justicia)”.

En resumen, el obispo Flores ha instado a las personas y a las organizaciones a favor de los derechos humanos del país (sobre todo las que trabajan en la franja fronteriza entre México y Estados Unidos, donde se producen la mayor cantidad de violaciones a los derechos de las personas a migrar) a “no perder la esperanza”.

Para él, como para muchos obispos y con el ejemplo del Papa Francisco, en el tema migratorio, la solución no es levantar muros, sino construir puentes.

Con información del diario El Mañana

Tags:
estados unidosinmigrantes
Apoye Aleteia

Usted está leyendo este artículo gracias a la generosidad suya o de otros muchos lectores como usted que hacen posible este maravilloso proyecto de evangelización, que se llama Aleteia.  Le presentamos Aleteia en números para darle una idea.

  • 20 millones de lectores en todo el mundo leen Aletiea.org cada día.
  • Aleteia se publica a diario en siete idiomas: Inglés, Francés, Italiano, Español, Portugués, Polaco, y Esloveno
  • Cada mes, nuestros lectores leen más de 45 millones de páginas.
  • Casi 4 millones de personas siguen las páginas de Aleteia en las redes sociales.
  • 600 mil personas reciben diariamente nuestra newsletter.
  • Cada mes publicamos 2.450 artículos y unos 40 vídeos.
  • Todo este trabajo es realizado por 60 personas a tiempo completo y unos 400 colaboradores (escritores, periodistas, traductores, fotógrafos…).

Como usted puede imaginar, detrás de estos números se esconde un esfuerzo muy grande. Necesitamos su apoyo para seguir ofreciendo este servicio de evangelización para cada persona, sin importar el país en el que viven o el dinero que tienen. Ofrecer su contribución, por más pequeña que sea, lleva solo un minuto.

Oración del día
Hoy celebramos a...





Top 10
1
Aleteia Brasil
¡Cuidado con las oraciones de sanación y liberación!
2
Ary Waldir Ramos Díaz
Un niño le da una lección al Papa Francisco en plena audiencia ge...
3
Francisco Vêneto
Los pasajeros aplauden a los pilotos después de un vuelo de 36 ho...
4
PAPIEŻ BENEDYKT XVI
I.Media
Emocionante carta de Benedicto XVI ante la muerte de su mejor ami...
5
PRAY
Philip Kosloski
Oración al beato Carlo Acutis para pedir un milagro
6
newborn
Mathilde De Robien
15 nombres de niña cuyo significado conecta con Dios
7
PEPE RODRIGUEZ
Revista Misión
El chef Pepe Rodríguez: «Nunca me he emocionado al comer. Al comu...
Ver más
Newsletter
Recibe gratis Aleteia.