Aleteia

Pequeña oración de exorcismo de san Antonio

Comparte
Comenta

Para rezar en cualquier momento del día y alejar las tentaciones

La tradición popular dice que san Antonio dio una oración a una pobre mujer que buscaba ayuda contra las tentaciones del demonio.

Sixto V, papa franciscano, mandó esculpir la oración – llamada también “lema de san Antonio” – en la base del obelisco que mandó erigir en la Plaza de San Pedro, en Roma.

El original en latín dice:

Ecce Crucem Domini! +

Fugite partes adversae! +

Vicit Leo de tribu Juda, +

Radix David! Alleluia!

La traducción:

He aquí la Cruz del Señor,+

Huid, potestades enemigas:+

Ha vencido el león de Judá, +

descendiente de David. ¡Aleluya!

Esta breve oración tiene todo el sabor de un pequeño exorcismo. También nosotros podemos usarla – en latín o en español – para ayudarnos a superar las tentaciones que se nos presentan.

(via saopio.wordpress.com)

Newsletter
Recibe Aleteia cada día