¿No estas preparado para donar?

Aún así hay otras 5 maneras como puedes ayudar a Aleteia

  1. Reza por nuestro equipo y por el éxito de nuestra misión
  2. Habla de Aleteia en tu parroquia
  3. Comparte el contenido de Aleteia con tus amigos y tu familia
  4. Desactiva el bloqueo de publicidad cuando nos visites
  5. Suscríbete a nuestra newsletter gratuita y leenos a diario

¡Gracias!
El equipo de Aleteia

Suscríbete

Aleteia

Ucrania: El Papa Francisco pide respetar los acuerdos alcanzados

©ServizioFotograficoOR/CPP
 February 20, 2015: Pope Francis, center, speaks with Ukrainian bishops during an "ad limina" meeting at the Vatican.
Comparte

El Obispo de Roma a los obispos de Ucrania: Jesús cura las heridas de la guerra

El Papa Francisco recibió este viernes 20 de febrero en el Vaticano a los obispos de Ucrania, donde la guerrra sigue causando víctimas inocentes entre la población, a pesar de los llamamientos al alto el fuego de diversos organismos internacionales, entre ellos la Unión Europea y la ONU.
 
Precisamente, recibiendo a los obispos de Ucrania, el Pontífice pidió la paz para el país y apeló a “todas las partes interesadas para que se apliquen los acuerdos alcanzados” y sea respetada la “legalidad internacional”.
 
Con su bienvenida a los prelados de la Iglesia greco-católica ucraniana y a los de la Conferencia Episcopal de Ucrania, Francisco reiteró su llamamiento a todas las partes para que “se respete la tregua firmada recientemente y se apliquen todos los otros compromisos que son condiciones para evitar la reanudación de las hostilidades”.
 
El Papa, sin olvidar la diversidad de ritos y tradiciones de los episcopados de Ucrania, indicó que a él personalmente le causa “tristeza que haya incomprensiones y heridas” entre cristianos, por lo que renueva las exhortaciones de sus predecesores Juan Pablo II y Benedicto XVI a sostener la paz y el diálogo.
 
En relación con el compromiso ecuménico útil para encontrar la paz en la nación, recordando a los mártires ucranianos, el Santo Padre aseguró a los obispos, herederos de las tradiciones espirituales, oriental y latina, que “se necesita un médico, y es Jesucristo, al que ambos sirven con generosidad”. 
 
En su discurso, el Papa mostró su preocupación por “las numerosas víctimas inocentes y grandes sufrimientos en toda la población”. Como ya insistió a través de varios mensajes y enviados especiales, el Pontífice renovó su “oración por los muertos y por todos los que han sido golpeados por la violencia”, rogando para que “el Señor conceda pronto la paz”.
 
En el texto que fue entregado a los prelados de Ucrania, el Obispo de Roma, invitó a los prelados a “escuchar atentamente las voces del pueblo para salir de los conflictos fuertes, afianzados en la caridad, el amor divino que emana del corazón de Cristo”.
 
El Obispo de Roma recordó a los obispos que como “ciudadanos” tienen el pleno derecho a “expresar” su pensamiento sobre “el destino del país, perseverando en la unidad de la sociedad ucraniana, en la búsqueda infatigable de la concordia y del bien común, aun ante las graves y complejas dificultades”.
 
En este sentido, remarcó el apoyo de la Santa Sede, que también abarca exigir la paz ante las instancias internacionales.
 
La guerra ha producido “graves repercusiones”, y el Papa mostró su preocupación por la “situación de las familias” y la pobreza que aumenta “injustamente” en una “tierra generosa y rica”. 
 
Así, Francisco alentó a los prelados ucranios a defender “las familias, los pobres, los que no tienen empleo, los débiles, los enfermos, los ancianos, jubilados, inválidos y desplazados”.
Newsletter
Recibe gratis Aleteia.
Los lectores como usted contribuyen a la misión de Aleteia

Desde nuestros inicios en 2012, los lectores de Aleteia han crecido rápidamente en todo el mundo. Nuestro equipo está comprometido con la misión de proporcionar artículos que enriquezcan, inspiren y nutran la vida católica. Por eso queremos que nuestros artículos sean de libre acceso para todos, pero necesitamos su ayuda para hacerlo. El periodismo de calidad tiene un costo (más de lo que la venta de publicidad en Aleteia puede cubrir). Por eso, los lectores como USTED son fundamentales, aunque donen incluso tan poco como 3$ al mes.