¿No estas preparado para donar?

Aún así hay otras 5 maneras como puedes ayudar a Aleteia

  1. Reza por nuestro equipo y por el éxito de nuestra misión
  2. Habla de Aleteia en tu parroquia
  3. Comparte el contenido de Aleteia con tus amigos y tu familia
  4. Desactiva el bloqueo de publicidad cuando nos visites
  5. Suscríbete a nuestra newsletter gratuita y leenos a diario

¡Gracias!
El equipo de Aleteia

Suscríbete a nuestra newsletter

Recibe Aleteia gratis directamente por email
Aleteia

Honduras se prepara para reconocer la labor social del obispo Emiliani

AFP PHOTO/Jose CABEZAS
EL SALVADOR, San Salvador : Romulo Emiliani, auxiliary bishop of San Pedro Sula and gang truce negotiator in Honduras, speaks with journalists during the Meeting of Best Practices on Peace Processes, Community Building, Intervention and Reintegration organized by the OAS in San Salvador, on September 19, 2012. Experts from the United States, the European Union and Central America meet in San Salvador to know about the gang truce process. AFP PHOTO/Jose CABEZAS
Comparte

Por su larga trayectoria como organizador de iniciativas para mejorar la vida de los hondureños

Tras una larga trayectoria como organizador de iniciativas para mejorar la vida de los hondureños, el Congreso Nacional de ese país centroamericano reconocerá los méritos de monseñor Rómulo Emiliani, obispo auxiliar de la diócesis de San Pedro Sula.
 
El diputado liberal y líder de su bancada, Marco Antonio Andino introdujo en el Congreso Nacional un proyecto de ley para otorgarle un reconocimiento al prelado católico de origen panameño (nació en Colón, en Panamá, en 1948).
 
Monseñor Emiliani es desde marzo de 2002, obispo auxiliar de la diócesis de San Pedro Sula, una de las regiones más violentas del mundo, lastrada por las drogas y el pandillerismo.
 
Fundaciones en todo Centro América
 
En 1988 ante la tristeza del doloroso cuadro de niños desnutridos crea el Apostolado “Nutre Hogar”. Su principal objetivo era recuperar menores que sufren desnutrición severas y que provienen de regiones muy pobres de la capital y del interior de Panamá.
 
En 2004 –ya como obispo auxiliar de San Pedro Sula– fundó la organización “Unidos Por la Vida”, cuyo objetivo es rehabilitar a jóvenes pandilleros, y en 2007, echó a andar la Asociación “Volver a Vivir”, con el propósito de regenerar a alcohólicos y drogadictos. Para esa iniciativa monseñor Emiliani tiene planificado la construcción de un centro en el Lago de Yojoa.
 
A su vez, ha sido el precursor de programas sobre el problema de pandillas en Honduras, El Salvador y Guatemala.
 
Al igual que en Panamá, monseñor Emiliani también fundó “Nutre Hogar” en Honduras, programa que es integrado por un grupo de personas voluntarias, y cuyo fin es recuperar a niños con problemas de nutrición, mediante un sistema científico de notable eficiencia, entre otras de las muchas obras que ha realizado en el país centroamericano.
 
El ángel que calmó a los presos
 
Ya en el año 2011, por medio de un gran reconocimiento nacional en Honduras, el gobierno de este país reconoció “la labor que monseñor Emiliani ha venido realizando durante años, en favor de la promoción de los valores morales y espirituales, en las familias hondureñas, así como en la incidencia en el desarrollo integral de la niñez y la juventud, a través de programas enfocados a la labor social”.
 
El 29 de marzo de 2012, algunos diarios hondureños titulaban una noticia como “Rómulo Emiliani, el ángel que calmó a los presos” en referencia al diálogo que medió el sacerdote panameño en una cárcel hondureña amotinada durante más de seis horas por cientos de presos y un cuerpo policial dispuesto al ataque.
 
“El prelado, obispo auxiliar de la diócesis de San Pedro Sula, reconoció que sólo su confianza en Dios pudo darle la convicción con que persuadió a la policía de no irrumpir por la fuerza e imponer el orden. Con ese mismo carácter también encaró a los presos para pedirles que detuvieran la violencia”, decía la nota del diario hondureño “La Prensa” en aquellos días.
 
Ayuda espiritual a través de los medios
 
La Asociación “Un Mensaje al Corazón”, es, sin duda, una de las fundaciones emblemáticas de monseñor Emiliani y fue fundada en Costa Rica cuando se desempeñaba como párroco en ese otro país de Centro América.
 
“Un Mensaje al Corazón”, dice su página de presentación, “es por excelencia un apostolado evangelizador de la Iglesia católica, con presencia en distintas latitudes gracias a la difusión de los mensajes radiales y televisivos de monseñor Emiliani en sus diversas intervenciones sobre todo en Centro América”.
 
U.M.A.C., como también se conoce a “Un Mensaje al Corazón”, brinda apoyo “moral-espiritual y psicológico a toda persona que lo necesite, laborando la mayor parte de las veces de manera callada pero no por ello menos efectiva”, a través de diversos apostolados de radio y televisión que cubren todo el centro del continente americano.

Newsletter
Recibe gratis Aleteia.