¿No estas preparado para donar?

Aún así hay otras 5 maneras como puedes ayudar a Aleteia

  1. Reza por nuestro equipo y por el éxito de nuestra misión
  2. Habla de Aleteia en tu parroquia
  3. Comparte el contenido de Aleteia con tus amigos y tu familia
  4. Desactiva el bloqueo de publicidad cuando nos visites
  5. Suscríbete a nuestra newsletter gratuita y leenos a diario

¡Gracias!
El equipo de Aleteia

Suscríbete

Aleteia

Cuba: la esperanza de un futuro mejor incluye un nuevo orden político

© STR / AFP
Comparte

Entrevista al encargado de Radio Católica Mundial Jorge Graña

Los obispos de Cuba han escrito una intensa y emocionada Carta Pastoral titulada “La esperanza no defrauda”.  En el mensaje, los obispos reconocen “que aunque Cuba ha cambiado en los últimos años y el presente no se parece a los años pasados, una nueva generación de cubanos vive con el firme deseo de que el futuro sea mejor que el presente”.
 
Uno de los que mejor conocen la realidad católica de la isla caribeña, desde fuera pero trabajando directamente en los medios católicos, es Jorge Graña.  Encargado de Radio Católica Mundial –dentro del complejo multimedia que es EWTN, con base en Birmingham, Alabama—, Graña habla a Aleteia de la continuidad en la presencia de la palabra de los obispos cubanos y en el paso decisivo que dan en esta carta al pedir, de manera respetuosa, una nueva forma de ejercer la política en Cuba.
 
Esta Carta Pastoral es parte de una presencia constante de los obispos cubanos en la vida de la fe, en la sociedad y en la política de Cuba, ¿no es así?
 
Es verdad.  Durante uno de los períodos más difíciles vividos por la nación cubana, al comienzo de los años noventa, la Conferencia Episcopal Cubana publicó una hermosa Carta Pastoral titulada "El amor todo lo espera".
 
Haciendo una valoración lúcida y esperanzada de la sociedad cubana, unidos en la fe y apostando por el amor, buscaban suscitar caminos de diálogo y reconciliación, sin escatimar posturas críticas al sistema, largamente esperadas por muchos que han visto siempre en la iglesia, una interlocutora veraz y confiable para mediar entre el pueblo y el gobierno que controla la libertad personal e impone las reglas del juego que todos tienen que acatar.
 
En aquél entonces estaba Fidel en la cumbre de su carrera, ¿cómo reaccionó la clase en el poder?
 
A pesar de la fuerte crítica que recibió el documento de parte de las instancias gubernamentales que lo tomaron como una declaración de guerra, durante los veinte años que han transcurrido desde entonces, ha quedado demostrada la validez de aquel análisis y lo apremiante que es encontrar soluciones justas y eficaces a los muchos problemas que desde entonces se mantienen a pesar de algunas pequeñas mejorías en algunos sectores.
 
¿”La esperanza no defrauda” es la conmemoración de “El amor todo lo espera”?
 
Pienso que se está celebrando así el veinte aniversario de esa histórica carta que dejó una huella en la Iglesia Cubana y tras la visita a la isla de los papas Juan Pablo II, en enero de 1998,  y Benedicto XVI,  en marzo del 2012, quienes con sus mensajes respaldaron el pensamiento y las líneas de acción del episcopado cubano, ha salido a la luz pública el pasado 15 de septiembre la nueva Carta Pastoral.
 
¿Qué están queriendo subrayar los obispos cubanos?
 
Con esa virtud cardinal de la esperanza como hilo conductor y dentro del año de la Fe que celebra la iglesia universal, este documento manteniendo la continuidad con otros que le han precedido, utilizando un lenguaje equilibrado y respetuoso, enraizado en la Palabra de Dios y en concordancia con la Doctrina Social Católica y el Magisterio de la Iglesia, da un gran paso de avance cuando se atreve a señalar que ¨las esperanzas de un futuro mejor incluyen también un nuevo orden político.
 
Desde afuera de Cuba, como tantos otros, ¿cómo analizaría usted esta Carta Pastoral?
 
Yo no quisiera analizarla, sino agradecer de corazón a los obispos cubanos el carácter profético que han manifestado en el texto.
 
¿Por qué proféticos?
 
En la tradición bíblica, la misión del profeta es ser portadores de Yahvé para transmitir sus designios y estos hombres carismáticos tuvieron el valor de afrontar sin temores las situaciones más difíciles y conflictivas. Muchas veces por el odio de los poderosos tuvieron que enfrentar la muerte, pero siempre supieron alentar la fe verdadera en el pueblo y su obra dio frutos.
 
Israel esperó varios años hasta que el ideal profético fue asumido por Jesús de Nazaret, quien cumpliendo fielmente la voluntad del Padre y con absoluta libertad, por proclamar un mensaje de denuncia y liberación, murió en la cruz. En toda la historia de la iglesia, los profetas han seguido actuando. También existen hoy aunque es necesario saber distinguir los verdaderos de los falsos, como sucede también con los pastores de los cuales el propio Jesús comenta en la conocida parábola evangélica.  En ambos casos, el verdadero es quien lo entrega todo por anunciar el Reino de Dios y su justicia.
 
¿Ve usted como profético el paso dado por los obispos cubanos?
 
Considero que la esperanza que no defrauda que han proclamado los obispos cubanos en esta carta pastoral, es esta esperanza profética que forma parte del ser de la Iglesia que tiene que proclamarla siempre con valentía, a todos los hombrees de buena voluntad.
 
¿Es la esperanza por la que también murió Oswaldo Payá Sardiñas?
 
Payá fue un católico ejemplar y fundador del Movimiento Cristiano Liberación. Estoy seguro que el pueblo y la iglesia cubana de dentro y de fuera de la isla, aplaude y agradece esta carta y permanece unido en la caridad a sus pastores que le guían al encuentro con Jesús.

Newsletter
Recibe gratis Aleteia.
Los lectores como usted contribuyen a la misión de Aleteia

Desde nuestros inicios en 2012, los lectores de Aleteia han crecido rápidamente en todo el mundo. Nuestro equipo está comprometido con la misión de proporcionar artículos que enriquezcan, inspiren y nutran la vida católica. Por eso queremos que nuestros artículos sean de libre acceso para todos, pero necesitamos su ayuda para hacerlo. El periodismo de calidad tiene un costo (más de lo que la venta de publicidad en Aleteia puede cubrir). Por eso, los lectores como USTED son fundamentales, aunque donen incluso tan poco como 3$ al mes.