Aleteia logoAleteia logo
Aleteia
sábado 31 julio |
San Pedro Crisólogo
home iconEspiritualidad
line break icon

Papa Francisco: La cultura del descarte es una ruina

lonely man

Halfpoint - Shutterstock

Vatican News - publicado el 30/09/19

Homilía hoy en Casa Santa Marta

Qué fuerte es el amor de Dios por su pueblo, a pesar de que este le haya dejado, le haya traicionado, se haya olvidado de Él. En Dios siempre hay una llama ardiente de la que brota la promesa de salvación para cada uno de nosotros. Papa Francisco, en la homilía de la misa en Casa Santa Marta, relee así el octavo capítulo del libro del profeta Zacarías, donde está escrito: «Así dice el Señor de los ejércitos: Siento gran celo por Sión, gran cólera en favor de ella. Así dice el Señor: Volveré a Sión y habitaré en medio de Jerusalén». Gracias al amor de Dios, por tanto, Jerusalén volverá a vivir.

Y en la primera lectura son claros – observa Francisco – también los «signos de la presencia del Señor» con su pueblo, una » presencia que nos hace más humanos», que nos hace «maduros». Son los signos de la abundancia de la vida, de la abundancia de jóvenes y ancianos que animan nuestras plazas, las sociedades, las familias.

El signo de la vida, el signo del respeto a la vida, del amor a la vida, el signo de hacer crecer la vida, y este es el signo de la presencia de Dios en nuestras comunidades y también el signo de la presencia de Dios que hace madurar a un pueblo, cuando hay ancianos. Es hermoso esto: ‘De nuevo se sentarán en las calles de Jerusalén ancianos y ancianas, hombres que, de viejos, se apoyan en bastones”, es un signo. Y también muchos niños, usa una expresión bonita, ‘hormiguearán’. ¡Muchos! La abundancia de la vejez y de la infancia. Este es el signo, cuando un pueblo cuida a los viejos y a los niños, los tiene como un tesoro, este es el signo de la presencia de Dios, es la promesa de un futuro.

La cultura del descarte es una ruina 

Vuelve a las palabras del Papa su profecía preferida de Joel: “Vuestros ancianos soñarán, vuestros jóvenes tendrán visiones». Hay así, repite, un intercambio mutuo entre ellos, cosa que no sucede cuando, al contrario, lo que prevalece en nuestra civilización es la cultura del descarte, una «ruina» que nos hace «devolver a su dueño» a los niños que llegan, o que nos hace adoptar como «criterio» el encerrar en residencias a los ancianos porque «no producen», «porque impiden la vida normal».

A la memoria del Papa vuelve el relato de la abuela, citado en otras ocasiones, para hacer comprender lo que supone descuidar a los ancianos y a los niños. Es la historia de una familia en la que el papá decidió trasladar al abuelo para que comiera solo en la cocina porque, al envejecer, se le caía la sopa y se manchaba. Pero un día ese papá, al volver a casa, encontró a su hijo construyendo la mesa de madera que él mismo tendría que utilizar cuando fuese anciano y se le aislara.

«Cuando se descuida a niños y ancianos» se acaba en los efectos de las sociedades modernas, que Francisco subraya hablando de tradiciones incomprendidas y de invierno demográfico.

Cuando un país envejece y no hay niños, ya no ves carritos de niños en las calles, no ves mujeres embarazadas: “Un niño, mejor no…”. Cuando lees que en ese país hay más jubilados que trabajadores. ¡Es trágico! Y cuántos países hoy empiezan a vivir este invierno demográfico. Y cuando se descuida a los viejos, se pierde – digámoslo sin vergüenza – la tradición, la tradición que no es un museo de cosas viejas, es la garantía del futuro, es el jugo de las raíces que hace crecer el árbol y que da flores y frutos. Es una sociedad estéril para ambas partes y así termina mal.

«Si es verdad», añade el Papa, «la juventud se puede comprar»: hoy hay muchas empresas que la ofrecen en forma de maquillaje, cirugía plástica y lifting, pero – es la reflexión de Francisco – todo acaba siempre en el «ridículo»

Viejos y jóvenes: esperanza de patria e Iglesia

¿Cuál es el corazón del mensaje de Dios? Es lo que el Papa llama «cultura de la esperanza» y que representan «viejos y jóvenes» . Son ellos la certeza de la supervivencia de «un país, de una patria, de la Iglesia». Y la conclusión de la homilía recuerda los muchos viajes papales, cuando los padres muestran a los niños para recibir la bendición, y lo hacen como mostrando sus «joyas», una imagen para reflexionar.

Nunca olvido a esa viejecita en la plaza central de Iași, en Rumanía, cuando me miraba la abuela – era como todas las abuelas rumanas, con el velo –, me miraba, llevaba al nieto en brazos y me lo enseñaba, como diciendo: “Esta es mi victoria, este es mi triunfo”. Esa imagen, que dio la vuelta al mundo, nos dice más que esta homilía. Por tanto el amor de Dios es siempre sembrar amor y hacer crecer al pueblo. No cultura del descarte. Me sale decir, perdónenme, a ustedes párrocos, cuando hagan en la noche examen de conciencia, esto: ¿Cómo me comporté hoy con los niños y los ancianos? Les ayudará.

Tags:
papa franciscosanta marta
Apoye Aleteia

Usted está leyendo este artículo gracias a la generosidad suya o de otros muchos lectores como usted que hacen posible este maravilloso proyecto de evangelización, que se llama Aleteia.  Le presentamos Aleteia en números para darle una idea.

  • 20 millones de lectores en todo el mundo leen Aletiea.org cada día.
  • Aleteia se publica a diario en siete idiomas: Inglés, Francés, Italiano, Español, Portugués, Polaco, y Esloveno
  • Cada mes, nuestros lectores leen más de 45 millones de páginas.
  • Casi 4 millones de personas siguen las páginas de Aleteia en las redes sociales.
  • 600 mil personas reciben diariamente nuestra newsletter.
  • Cada mes publicamos 2.450 artículos y unos 40 vídeos.
  • Todo este trabajo es realizado por 60 personas a tiempo completo y unos 400 colaboradores (escritores, periodistas, traductores, fotógrafos…).

Como usted puede imaginar, detrás de estos números se esconde un esfuerzo muy grande. Necesitamos su apoyo para seguir ofreciendo este servicio de evangelización para cada persona, sin importar el país en el que viven o el dinero que tienen. Ofrecer su contribución, por más pequeña que sea, lleva solo un minuto.

Oración del día
Hoy celebramos a...





Top 10
1
KEVIN CORDON
Pablo Cesio
Kevin Cordón, el deportista que entrenó en el salón de una iglesi...
2
Redacción de Aleteia
Un sacerdote católico acompañó a Lady Di la madrugada de su muert...
3
PRO LIFE FLAG PROJECT
Zelda Caldwell
Recién adoptada la bandera internacional pro-vida
4
HIDILYN DIAZ
Cerith Gardiner
Atleta filipina comparte con todo el mundo su Medalla Milagrosa t...
5
PRINCESS DIANA AND MOTHER TERESA
Mathilde De Robien
¿Sabías que la princesa Diana fue enterrada con un rosario?
6
NORWAY
Dolors Massot
La selección de balonmano playa de Noruega ya no quiere usar biki...
7
BECCIU
Ary Waldir Ramos Díaz
Comienza un juicio histórico por corrupción en el Vaticano
Ver más
Newsletter
Recibe gratis Aleteia.