Recibe Aleteia gratis directamente por email

¿No estas preparado para donar?

Aún así hay otras 5 maneras como puedes ayudar a Aleteia

  1. Reza por nuestro equipo y por el éxito de nuestra misión
  2. Habla de Aleteia en tu parroquia
  3. Comparte el contenido de Aleteia con tus amigos y tu familia
  4. Desactiva el bloqueo de publicidad cuando nos visites
  5. Suscríbete a nuestra newsletter gratuita y leenos a diario

¡Gracias!
El equipo de Aleteia

Suscríbete

Aleteia

Abusos en Chile, el Papa a obispos: impresionado por su reflexión y decisiones

LETTER
iglesia.cl/© Antoine Mekary - ALETEIA
Comparte

Los obispos chilenos se comprometen a la entrega de los antecedentes sobre abuso sexual a menores de edad. Se anuncia un acuerdo de colaboración con la Fiscalía Nacional de Chile. 

La carta del Papa Francisco a la conferencia episcopal de Chile es un espaldarazo para seguir en el camino de la prevención y la cura de las heridas abiertas en relación a la lucha contra la pederastia. Los obispos se comprometieron a publicar en una página web: los nombres de clérigos con sentencias definitivas civiles y canónicas por abuso de menores. 

Entretanto, los obispos afirman que colaboraran con la justicia del país. “A contar de hoy, darán a conocer públicamente toda investigación previa sobre presunto abuso sexual de menores de edad realizada en nuestras jurisdicciones”.

Quedé impresionado por el trabajo de reflexión, discernimiento y decisiones que han hecho”, afirmó el papa Francisco ante las decisiones de los obispos sobre el flagelo de los abusos en una carta difundida este 6 de agosto de 2018. 

“Que el Señor les retribuya abundantemente este esfuerzo comunitario y pastoral”, añadió Francisco en una misiva dirigida al presidente de la Conferencia Episcopal de Chile, Monseñor Santiago Silva, quien cerró la 116ª asamblea plenaria extraordinaria del Episcopado, que se realizó entre el 30 de julio y el 3 de agosto en Punta de Tralca.

Los obispos chilenos reconocieron que han “fallado” a su deber “al no escuchar, creer, atender o acompañar a las víctimas de graves pecados e injusticias cometidas por sacerdotes y religiosos”. 

“A veces no reaccionamos a tiempo ante los dolorosos abusos sexuales, de poder y de autoridad y, por ello, pedimos perdón en primer lugar a las víctimas y sobrevivientes”. 

En la carta escrita a mano, fechada el 5 de agosto en el Vaticano, Francisco manifestó que las decisiones de la 116ª Asamblea “son realistas y concretas. Estoy seguro que ayudarán decididamente en todo este proceso”. 

Agrega el Obispo de Roma: “Lo que más me tocó es el ejemplo de comunidad episcopal unida en el pastoreo del santo pueblo fiel de Dios. Gracias por este ejemplo edificante… porque “edifica” la Iglesia”. 

El presidente de la Conferencia Episcopal, Monseñor Santiago Silva, apreció la carta del Papa: “Su palabra nos conforta hoy y nos reanima a continuar en este camino de corrección, de sanación y reparación, de reencuentro con nuestra misión de Iglesia Pueblo de Dios y con nuestra mirada fija en el Señor”.

Arrepentimiento público de los obispos 

“No siempre supimos acoger”, aseguran los obispos de Chile en la asamblea convocada para abordar la situación difícil que vive la Iglesia Católica en el país, a raíz de los graves casos de abuso de poder, sexual y de conciencia por representantes del clero.

Pagan ‘justos por pecadores’

En la declaración, los obispos expresaron también su arrepentimiento  y se refieren al dolor de cientos de consagrados y laicos que diariamente dan testimonio “del amor, la misericordia y la redención de Cristo” y “que se ven afectados en su ministerio por causa de los errores, pecados y delitos cometidos”. 

Personas que han “acompañado a las víctimas, a sus familias, a quienes han realizado responsablemente esfuerzos por buscar la verdad, la justicia, la reparación y la purificación”. 

Desastre del Consejo Nacional de Prevención de los Abusos

Los obispos aceptaron la debacle del Consejo Nacional de Prevención de los Abusos para “abordar oportunamente los casos”. “Nuestras faltas u omisiones han causado dolor y perplejidad, han afectado la comunión eclesial y han dificultado la conversión y minado la esperanza”.

Los pastores consideran que de ningún modo han querido causar ni agravar el daño producido, “pero, mirado en una perspectiva del tiempo, algunos de nosotros pudimos ser más activos y atentos al dolor sufrido por las víctimas, familiares y la comunidad eclesial”. 

Colaboración con la justicia de Chile 

Los obispos aprobaron que en el sitio web del Consejo www.iglesia.cl/prevenirabusos se “repondrán los nombres de clérigos con sentencias definitivas civiles y canónicas por abuso de menores de edad”.

Entra las decisiones tomadas por los obispos se destaca el punto sobre: “plena voluntad de colaborar con el Ministerio Público en la entrega de los antecedentes sobre abuso sexual a menores de edad, resguardando los nombres de denunciantes y víctimas que expresamente soliciten reserva de su identidad”. Entonces, se anuncia un acuerdo de colaboración con la Fiscalía Nacional. 

“A contar de hoy, darán a conocer públicamente toda investigación previa sobre presunto abuso sexual de menores de edad realizada en nuestras jurisdicciones. Lo mismo solicitamos a los superiores de congregaciones religiosas”. 

Se nombró a “la abogada Ana María Celis Brunet Presidenta del Consejo Nacional de Prevención de Abusos y Acompañamiento de Víctimas”. Una personas que seguirá la colaboración la justicia. 

Se reforzaron las “competencias al Consejo Nacional de Prevención de Abusos y Acompañamiento de Víctimas”. La recepción de denuncias, el acompañamiento a víctimas, prevenir y la formación de los agentes pastorales, se hacen prioritarias. 

Asimismo, se creó un Departamento de Prevención de Abusos para ejecutar las orientaciones a nivel nacional con una directora: Pilar Ramírez Rodríguez.

Plazos de prescripción de los delitos 

Los obispos valoran también “la voluntad de estudiar los plazos de prescripción legal de los diversos delitos de abuso sexual de menores contenidos en la legislación estatal, de manera que el paso del tiempo no inhiba la posibilidad de sancionar tales ilícitos y de proceder a los procesos de reparación en sus diversos aspectos”.

Por último, aseguran: ”Sabemos que las decisiones y compromisos a corto y mediano plazo que hoy hemos anunciado, no solucionan, por sí solos, el dramático flagelo del abuso en nuestra Iglesia, y las complejas causas y raíces del mismo”. 

Compromisos a futuro: acoger, prevenir y promover el laicado 

Compromisos asumidos por los obispos de vuelcan a incrementar la atención de las víctimas. Cada obispos en su jurisdicción debería “acogerles, escucharles y ponernos, junto a nuestros equipos de acogida, a su disposición para todo cuanto ayude a sanar las heridas”.

Los obispos chilenos buscarán “criterios comunes en los procesos de reparación hacia las víctimas de abuso”. 

Se comprometen “a seguir promoviendo la formación permanente en prevención de abusos de todo el personal”.  Se elaborará un código de comportamiento para los ministros ordenados.

Acogiendo el llamado del Papa, los obispos se comprometen “a promover intensamente la participación de laicos y laicas en instancias eclesiales”. 

En los últimos tres días de la asamblea participaron también laicos y consagrados al lado de los obispos.  Para ver el documento completo ver aquí.

Newsletter
Recibe gratis Aleteia.