Aleteia logoAleteia logo
Aleteia
jueves 04 marzo |
Santa Catalina Drexel
home iconEstilo de vida
line break icon

Deja la procrastinación para después

Daniel R. Esparza - publicado el 07/03/17

Dejar las cosas para más tarde y un exceso de confianza en los propios talentos van de la mano

Procrastinar, es decir, dejar las cosas para más tarde, tiene, según parece, mucho que ver con los sobresalientes que sacabas sin esfuerzo de joven. Mientras todos los demás tenían problemas por terminar las tareas, para ti los deberes eran coser y cantar. Mientras que tus compañeros todavía no controlaban los tiros libres, tú ya estabas listo para el concurso de mates. Mientras tus amigos se esforzaban por conseguir agilidad en la lectura y escritura, tú ya sentías que escribías tu primer bestseller.

Y así aprendiste que el trabajo duro no es necesariamente la clave del éxito. Después de todo, conseguías todos esos sobresalientes sin siquiera romper a sudar. Y eso, según escribe Megan McArdle en su artículo para The Atlantic, te enseñó una terrible lección: “el éxito en el trabajo depende sobre todo del talento natural”.

Aunque el artículo de McArdle se centra en los escritores —“los escritores son los peores procrastinadores”, asegura (y si resulta que esta es tu profesión, tal vez ya sepas que la autora ha dado en el clavo)—, la lección se aplica a todos y todas los que destacan en su ámbito.

Los atletas pueden terminar por renunciar a su entrenamiento basándose en que ya están preparados para el trabajo, y cualquiera puede experimentar una cierta sensación de autosuficiencia una vez que “le coge el punto” al negocio o la tarea que sea, lo cual puede terminar conduciendo a un estancamiento. O tal vez a la procrastinación, sobre la asunción de que “ya sabe qué hacer” y que “sólo le llevará un ratito”. ¿Te suena de algo?

El remedio, obviamente, es sencillamente “aceptar el trabajo duro”, según dice McArdle. Pero también está relacionado, según declara la autora, con echar un vistazo a algo que no aprendemos en la escuela. Normalmente, cuando nos presentan, digamos, una gran obra de la literatura, únicamente vemos el producto final. Pocas veces oímos hablar de cuántas veces tuvo que escribir Melville este o aquel pasaje de Moby Dick. “Nunca ves los errores ni el esfuerzo”, explica McArdle. Pero sí vemos los nuestros. Constantemente. Y esa comparación constante —por si ya te lo estabas oliendo— podría ser, en efecto, el origen de la procrastinación (y también de un buen surtido de inseguridades).

Si quieres leer el artículo de McArdle (algo que recomendamos encarecidamente), haz clic aquí.

Tags:
talento
Apoye Aleteia

Usted está leyendo este artículo gracias a la generosidad suya o de otros muchos lectores como usted que hacen posible este maravilloso proyecto de evangelización, que se llama Aleteia.  Le presentamos Aleteia en números para darle una idea.

  • 20 millones de lectores en todo el mundo leen Aletiea.org cada día.
  • Aleteia se publica a diario en siete idiomas: Inglés, Francés, Italiano, Español, Portugués, Polaco, y Esloveno
  • Cada mes, nuestros lectores leen más de 45 millones de páginas.
  • Casi 4 millones de personas siguen las páginas de Aleteia en las redes sociales.
  • 600 mil personas reciben diariamente nuestra newsletter.
  • Cada mes publicamos 2.450 artículos y unos 40 vídeos.
  • Todo este trabajo es realizado por 60 personas a tiempo completo y unos 400 colaboradores (escritores, periodistas, traductores, fotógrafos…).

Como usted puede imaginar, detrás de estos números se esconde un esfuerzo muy grande. Necesitamos su apoyo para seguir ofreciendo este servicio de evangelización para cada persona, sin importar el país en el que viven o el dinero que tienen. Ofrecer su contribución, por más pequeña que sea, lleva solo un minuto.

Oración del día
Hoy celebramos a...





Top 10
1
BAPTISM
Pablo Cesio
Bautizan a la bebé que nació viva tras “aborto legal” y la llaman...
2
DEMANDE EN MARIAGE
Edifa
No te cases sin haberte hecho estas tres preguntas
3
Ary Waldir Ramos Díaz
Papa Francisco: «Vendrá un nuevo diluvio si no cambiamos de rumbo...
4
Kathleen Hattrup
El hombre que besó la frente del Papa dice que la Virgen lo curó ...
5
TIMOR LESTE
Redacción de Aleteia
La última frase de san Juan Pablo II antes de morir
6
NEWBORN
Cerith Gardiner
12 nombres de bebés varones que combinan bien con «María»
7
BABY
Aleteia Team
El bebé que nació agarrado al DIU
Ver más
Newsletter
Recibe gratis Aleteia.