Aleteia

Grave incendio en una catedral argentina

Twitter
Comparte
Comenta

Se perdió el retablo mayor y piezas de incalculable valor histórico

Un terrible incendio ocurrió ayer en la catedral de San Nicolás de los Arroyos, diócesis argentina. No se lamentaron heridos, aunque se perdió la totalidad del retablo mayor, el órgano del templo y partes de mampostería, además de piezas de incalculable valor histórico.

Durante una hora seis dotaciones de bomberos trabajaron en sofocar el incendio en los dos focos que se concentraba, en el altar y en el órgano, para evitar pérdidas mayores o derrumbes. Peritos trabajan en la determinación de las causas del incendio, y aún no se ha confirmado si se debió a desperfectos técnicos o fue motivado intencionalmente.

La Iglesia Catedral San Nicolás de Bari, ubicada en la Plaza Mitre de San Nicolás de los Arroyos, fue inaugurada en 1884, treinta años del emplazamiento de su piedra fundamental. Ese año llegó al nuevo templo la imagen de la Virgen del Rosario que preside el santuario de San Nicolás, ubicado a pocas cuadras de la catedral.

En 1947 el templo fue elevado a su rango actual. Curiosamente, el templo anterior al actual también sufrió un duro incendio, aunque aquel consumió por completo la vieja parroquia.

Ante la transmisión en vivo por televisión de las imágenes del incendio, que mostraban el humo negro saliendo por el campanario, el eco en redes sociales fue instantáneo. Tanto despertando estupor, como provocando espontáneas oraciones, y también vivos comentarios llamando a los vecinos a participar de la pronta reconstrucción de lo perdido.

“¡Gracias a Dios no hay víctimas humanas! La catedral estaba abierta. Da mucha pena por la catedral misma y porque había cosas históricas, por ejemplo la imagen de San Nicolás, que era muy antigua. Son cosas valiosas que desaparecen”, expresó a la agencia TELAM el obispo de San Nicolás monseñor Hugo Santiago.

Según expresó el Obispo a esa agencia, el fuego puede haberse trasladado por el techo a ambos lados del templo, y eso podría explicar los dos focos, aunque resta el veredicto de los peritajes. Tanto en el altar con el retablo como en el sector del órgano eran sectores de mucha madera.

Como hizo en el siglo XIX con la reconstrucción del templo, el pueblo de San Nicolás tiene nuevamente el desafío de ponerse de pie y devolver el esplendor a su emblemática parroquia. Por comentarios en las redes, y por ser San Nicolás uno de los destinos de peregrinación más importantes de la Argentina, no cabe dudas de que así será.

Comparte
Comenta
Temas de este artículo:
argentinacatedraliglesiaincendio
Newsletter
Recibe Aleteia cada día