Aleteia logoAleteia logo
Aleteia
viernes 14 mayo |
San Matías
home iconViajes
line break icon

El Camino de Brochero, una peregrinación fascinante

© Marko Vombergar / ALETEIA

Esteban Pittaro - publicado el 14/10/16 - actualizado el 16/03/21

Tras los pasos que trazó el cura gaucho hace poco más de un siglo

Llegar a Villa Cura Brochero es más fácil hoy que cuando el cura gaucho tenía encomendado el curato en la localidad entonces conocida como Villa del Tránsito. De hecho, José Gabriel Brochero abrió 500 kilómetros para vincular los parajes de su extenso curato, conectar escuelas, templos, amén de haberlos construido.

web-route-cordoba-argentina-marko-vombergar-aleteia
© Marko Vombergar-ALETEIA
Ruta 14, Sierras de Cordoba. © Marko Vombergar / ALETEIA 2016

web-cura-brochero-park-cordoba-argentina-018-marko-vombergar-aleteia
© Marko Vombergar / ALETEIA
Vista a las sierras desde Villa Cura Brochero. © Marko Vombergar / ALETEIA 2016

Sus inicios fueron a lomo de mula atravesando la sierra, y aunque hoy desde Córdoba capital se llega en poco más de dos horas en un camino todo asfaltado, con Aleteia y nuestro fotógrafo Marko Vombergar nos animamos a seguir trazos de ese camino y perdernos en los bellos paisajes pastoreados por Brochero hace poco más de un siglo.

web-cura-brochero-park-cordoba-argentina-019-marko-vombergar-aleteia
© Marko Vombergar / ALETEIA
Camino del Cura Brochero © Marko Vombergar / ALETEIA 2016

Se trata del Camino de Brochero, conocido también como el Camino del Peregrino. Une Giulio Cesare, junto al camino de las altas cumbres, con la parroquia que guarda las reliquias del santo.

La sinuosa traza por la sierra nos presenta, providencialmente, ovejas y corderos que parecen salidos de la parábola relatada por Jesús de Nazaret. Providencialmente porque el Cura Brochero era un cura con “olor a oveja”, como le gusta decir al papa Francisco.

Son animales que parecen perdidos a la vera del camino, pero atentos y poco miedosos para quienes se acercan, como hacía el cura gaucho, que tomaba mate con cualquiera, incluso con la última de las ovejas.

001
© Marko Vombergar-ALETEIA

Colores de un eterno otoño en los que se funden tierra y cielo para arropar arroyos acompañan un recorrido que nos devela la preocupación de Brochero por llevar el progreso a su curato.

El acueducto Los Chiflones, restaurado para la beatificación del hoy santo en 2013, fue planificado y ejecutado por el mismo Brochero en 1882 para llevar agua del Río Panaholma hasta el colegio de niñas y la fuente de la plaza central de Villa del Tránsito.

Entre ladrillo y roca se respira humedad y sacrificio de un pueblo acompañando las ideas de su párroco.

web-cura-brochero-park-cordoba-argentina-028-marko-vombergar-aleteia
© Marko Vombergar / ALETEIA
Acueducto Los Chiflones © Marko Vombergar / ALETEIA 2016

El camino del peregrino nos lleva también por Villa Benegas, donde entre oveja y oveja asoman las cruces de las capillas testimonio de un camino que a pie o caballo recorrían los pobladores de la sierra hasta llegar a las casas de ejercicios donde el cura se dedicaba a la salvación de las almas.

Testimonio también de un cura que acercaba la fe a las periferias, porque como decía Francisco en su carta con motivo de la beatificación de Brochero en 2013, el Cura “no se quedó en la sacristía a peinar ovejas”.

014
© Marko Vombergar-ALETEIA
Villa Benegas, Cordoba, Argentina © Marko Vombergar / ALETEIA 2016
web-cura-brochero-park-cordoba-argentina-024-marko-vombergar-aleteia
© Marko Vombergar / ALETEIA
© Marko Vombergar / ALETEIA 2016

Pastos cortos tras el duro invierno de nieve, respetan el camino de ripio y tierra, como añorando aquella caravana de fieles que siguiendo al cura cabalgaban primero a la capital cordobesa, y luego hacia la casa de ejercicios espirituales que el cura construyó en su pueblo.

Hay en el camino de Brochero, recorrido tanto por turistas como por devotos del santo, una añoranza nostálgica, como si la sierra se hubiese quedado quieta, pura, para que la retratemos eternamente y recordemos cómo su insigne pastor la tiñó de santidad.

web-cura-brochero-park-cordoba-argentina-020-marko-vombergar-aleteia
© Marko Vombergar / ALETEIA
Camino del Cura Brochero © Marko Vombergar / ALETEIA 2016
Tags:
argentinacaminarcura brocheroreligiosidad popularturismo religioso
Apoye Aleteia

Usted está leyendo este artículo gracias a la generosidad suya o de otros muchos lectores como usted que hacen posible este maravilloso proyecto de evangelización, que se llama Aleteia.  Le presentamos Aleteia en números para darle una idea.

  • 20 millones de lectores en todo el mundo leen Aletiea.org cada día.
  • Aleteia se publica a diario en siete idiomas: Inglés, Francés, Italiano, Español, Portugués, Polaco, y Esloveno
  • Cada mes, nuestros lectores leen más de 45 millones de páginas.
  • Casi 4 millones de personas siguen las páginas de Aleteia en las redes sociales.
  • 600 mil personas reciben diariamente nuestra newsletter.
  • Cada mes publicamos 2.450 artículos y unos 40 vídeos.
  • Todo este trabajo es realizado por 60 personas a tiempo completo y unos 400 colaboradores (escritores, periodistas, traductores, fotógrafos…).

Como usted puede imaginar, detrás de estos números se esconde un esfuerzo muy grande. Necesitamos su apoyo para seguir ofreciendo este servicio de evangelización para cada persona, sin importar el país en el que viven o el dinero que tienen. Ofrecer su contribución, por más pequeña que sea, lleva solo un minuto.

Oración del día
Hoy celebramos a...





Top 10
1
Lucía Chamat
Una curiosa foto de «Jesús» que conmueve a Colombia
2
ROBERTA MASCENA
Redacción de Aleteia
Se gradúa con el uniforme de limpiadora de su madre
3
Philip Kosloski
5 revelaciones sorprendentes del «tercer secreto» de Fátima
4
Ary Waldir Ramos Díaz
El Papa cuenta que vio un milagro por intercesión de la Virgen de...
5
POPE FRANCIS
Ary Waldir Ramos Díaz
El Papa instituyó el ministerio del catequista en la Iglesia
6
SAINT JOSEPH
Philip Kosloski
Esta antigua oración a san José es “conocida por no fallar nunca”
7
Ramón Antonio Pérez
María de San José y su ayuno total: “Durante diez años solo consu...
Ver más
Newsletter
Recibe gratis Aleteia.