Aleteia

Hablar de esperanza y misericordia a través de la música

Comparte

El peruano que integró el grupo latinoamericano que le dio voz al Himno de la JMJ

A través de ella canta, reflexiona y alaba. La música es la mejor forma de expresar que vive enamorado de Dios. Jamás imaginó integrar el grupo de artistas latinoamericanos que dieron voz a la versión en español del Himno de la Jornada Mundial de la Juventud (JMJ) Cracovia 2016.

Desde el año 2000, Miguel Quiñones, cantautor peruano, cuenta con su guitarra a través del pop melódico, la paz y la esperanza que, postrado a los pies del Señor, ha encontrado en su vida.

Quiñones nos propone seguir al pie de la cruz. “No desmayar porque a pesar del dolor, la incomprensión y del cansancio, encontraremos la felicidad”, dice en la letra de uno de sus temas musicales del álbum “Camino” producido en 2009.

Misericordia para los bienaventurados

 “…Bienaventurados, los misericordiosos porque ellos alcanzarán misericordia…”, es lo que nos dice el músico peruano junto a un grupo de jóvenes cantantes de diversos países de Latinoamérica.

“Cuando un amigo me invitó a participar para interpretar un estribillo de esta canción, compuesta por Jakub Blycharz, bajo la producción de Andrés Nicolás Fernández, no dudé en aceptar. Sabía que había otras versiones, lo que jamás imagine fue ser parte de una de ellas”, expresó.

Con 6 discos producidos ha hablado de Dios por diversos países de América y Estados Unidos.

«`Quiero entregarte todo porque todo es tuyo Señor, es tuyo Señor, es tuyo Señor´, dice uno de mis temas y es justamente lo que ese día le respondí al Señor al recibir tal invitación”, comentó durante una entrevista para Aleteia. “No hay duda que cuento con uno de los mejores publicistas: el Espíritu Santo, sonrío.

Música para la oración

A través de un video animado donde el músico participa junto al religioso franciscano Ángelo Costa, sacerdote dedicado a acompañar a los matrimonios en Perú, el músico católico, nos invita desde una barca, a escuchar la voz de Dios y descubrir en ella esperanza. “Cuando empecé a hacer música nunca imaginé que sería para alabar y adorar a Dios”, manifestó.

“Hacer música católica contemporánea no sólo es producirla sino más bien vivir para servir a través de ella. Eso es lo que logré descubrir al iniciar éste camino. Los músicos que emprendemos esta aventura vamos por la vida dando testimonio de ello”, aseguró.

“Cantarle a todo el mundo anunciando la gran compasión del Señor junto a Elton Rey y Daniel Armas dos músicos que también dedican su vida a anunciar el mensaje de salvación de Cristo, fue toda una experiencia. Nos lanzamos a la aventura de la misericordia; construir puentes y derribar muros. Asistir al que se siente solo y abandonado a través de nuestra música no tiene precio”, manifestó.

Los jóvenes músicos peruanos están dispuestos como ha dicho el Papa Francisco a ser enviados para compartir el amor misericordioso de Dios. “Podemos dar testimonio de que la vida es plena cuando la vivimos desde la misericordia. Como ha dicho el papa esa es la parte más dulce”, culminó.

 

 

 

Newsletter
Recibe gratis Aleteia.