Aleteia

Parroquias forzadas a incorporar seguridad privada ante ataques

Comparte

Pasa en Pakistán

Los reiterados ataques anticristianos que han sufrido las comunidades católicas de Pakistán han motivado a las parroquias a tomar acciones adicionales en favor de su seguridad.

Las decisiones en este sentido se asemejan a las que tuvieron que ser implementadas en Nigeria en las zonas más golpeadas por el terrorismo.

Entre las medidas acordadas, por ejemplo, en la Parroquia de San José de la ciudad de Lahore, la cual sufrió un atentado de hombres armados en motocicleta el pasado 4 de junio, están la instalación de cámaras de seguridad, la instalación de barreras alrededor del templo y la contratación de guardias armados para proteger a los creyentes.

«Esta es la segunda vez que esta comunidad ha sido víctima», explicó a UCANews el sacerdote asistente de la parroquia, P. Asif Sardar.

«He pedido a las personas que no tengan miedo», prosiguió, «tenemos que ser cautelosos y pensar en nuestros niños. Dios es el mayor protector».

Las medidas recuerdan las implementadas en templos del norte de Nigeria durante las oleadas de ataques terroristas de Boko Haram.

La instalación de barreras alrededor de los templos evitó que vehículos cargados de explosivos pudieran impactar contra los lugares de culto durante las eucaristías.

El uso de vigilancia -en particular de jóvenes voluntarios- ha frustrado ataques contra los templos, como sucedió en la misma ciudad de Lahore cuando Akash Bashir, creyente de 20 años de edad, se aferró en 2015 a un terrorista suicida y le impidió el acceso al templo.

El joven murió cuando el atacante accionó los explosivos y con su acto salvó numerosas vidas, por lo cual es considerado localmente como héroe y mártir.

Con información de UCANews.

Artículo originalmente publicado por Gaudium Press

Newsletter
Recibe gratis Aleteia.