Recibe Aleteia gratis directamente por email
Cada día, noticias que dan esperanza: ¡recibe Aleteia por email!
¡Inscribete!

¿No estas preparado para donar?

Aún así hay otras 5 maneras como puedes ayudar a Aleteia

  1. Reza por nuestro equipo y por el éxito de nuestra misión
  2. Habla de Aleteia en tu parroquia
  3. Comparte el contenido de Aleteia con tus amigos y tu familia
  4. Desactiva el bloqueo de publicidad cuando nos visites
  5. Suscríbete a nuestra newsletter gratuita y leenos a diario

¡Gracias!
El equipo de Aleteia

Suscríbete

Aleteia

Papa Francisco: El hambre se utiliza como arma de guerra

© Dimitar DILKOFF / AFP
Comparte

El Pontífice pide trabajar” para “desburocratizar la miseria y el hambre de 795 millones de personas”

“Desburocratizar el hambre”, pidió el papa Francisco al Programa Mundial de Alimentos (PMA) en visita este lunes 13 de junio con motivo de la inauguración de la Sesión anual 2016 de la Junta Ejecutiva en Roma.

Al saludar y agradecer a los miembros del PMA insistió en que la lucha contra el hambre no puede no “interpelarnos”.

El Papa sustentó sincerarse cuando dice que “hay temas que están burocratizados, comenzando por la guerra y los conflictos del mundo”.

“Y así, parece que las armas circulan y tienen una prioridad mientras que los alimentos no circulan”. Una “preferencia” que “impide la distribución de alimentos en las zonas de guerra”.

Los planes de desarrollo” se ven obstaculizados “por sesgadas visiones ideológicas”, políticas o “por infranqueables barreras aduaneras”, mientras, las armas no, denunció el Papa. Y añadió que “la misma hambre se utiliza como arma de guerra”.

Por esto, insistió, urge desburocratizar todo aquello que impide que los planes de ayuda humanitaria cumplan sus objetivos, además de “agilizar trámites que pongan el acento en el rostro del que sufre”.

A esta meta “han de ir orientadas igualmente las iniciativas de la comunidad internacional”, dijo.

E indicó que “es necesario trabajar” para “desnaturalizar” y “desburocratizar la miseria y el hambre de nuestros hermanos”.

El rostro del hambre

¿Por qué es necesario “desnaturalizar” la miseria y dejar de asumirla como un dato más de la realidad?

El hambre tiene “rostro en la falta de posibilidades y de trabajo de muchas personas, tiene rostro de migraciones forzadas, casas vacías o destruidas”, constató.

Como ya lo hizo en la sede la FAO en Roma en 2014, el Pontífice reiteró que hay suficiente comida en el mundo para alimentar a cada hombre, mujer y niño.

Dejémoslo claro, “la falta de alimentos no es algo natural”. Y denunció el egoísmo y la mala “distribución de recursos”, y la “mercantilización” de los alimentos.

Asimismo, instó a recuperar terreno en la lucha contra el hambre y el daño ambiental que se traduce en la “la tierra, maltratada y explotada”.

Ante el pleno del PMA, sostuvo que un mundo con “hambre cero” está a nuestro alcance. Y aplaudió el objetivo del organismo internacional que persigue esa misión.

“Desnaturalizar” el hambre

El 98 % de los 795 millones de personas que padecen hambre en el mundo viven en países en desarrollo, según datos del PMA.

“No podemos “naturalizar” el hambre de tantos; no nos está permitido decir que su situación es fruto de un destino ciego frente al que nada podemos hacer”, agregó.

La estadísticas no sacian”, dijo Francisco en el Auditórium al encontrarse con los miembros de la Asamblea del PAM.

El hambriento “sigue golpeando a nuestras puertas”. “Cuando faltan los rostros y las historias, las vidas comienzan a convertirse en cifras, y así paulatinamente corremos el riesgo de burocratizar el dolor ajeno”, advirtió.

Las burocracias –lamentó Francisco– mueven expedientes. Por otro lado, ha puesto como antagonista a “la compasión” que, en cambio, “se juega por las personas. Y creo que en esto tenemos mucho trabajo por realizar”.

Inmunes a las tragedias

El papa Francisco lamentó que “la excesiva información con la que contamos vaya generando paulatinamente la “naturalización” de la miseria. Es decir, poco a poco, nos volvemos inmunes a las tragedias ajenas y las evaluamos como algo “natural”.

Robar de la mesa del pobre

En su discurso arremetió contra el consumismo y el desperdicio cotidiano de alimento, que no da “el justo valor” a los alimentos, que se vuelven “meros parámetros económicos”.

“Pero nos hará bien recordar que el alimento que se desecha es como si se robara de la mesa del pobre, de quien tiene hambre”, expresó.

Tuve hambre y me diste de comer

El Papa llevó una de las máximas del cristianismo a la Asamblea del PAM. “Tuve hambre y me diste de comer, tuve sed y me diste de beber”. En estas palabras –indicó– hay una “expresión que, más allá de los credos y de las convicciones, podría ser ofrecida como regla de oro para nuestros pueblos”.

E invitó a salir de nacionalismos y de egoísmos circunscritos. “Un pueblo se juega su futuro en la capacidad que tenga para asumir el hambre y la sed de sus hermanos. Así como pueblo, también la humanidad”.

“En esta capacidad de socorrer al hambriento y al sediento podemos medir el pulso de nuestra humanidad”, añadió.

Encuentro 

El Obispo de Roma fue acogido por el Director ejecutivo, Ertharin Cousin, por el Observador Permanente de la Santa Sede, Fernando Chica Arellano, y por el Presidente del Consejo de Administración 2016 del PAM, Stephanie Hochstetter Skinner-Klée.

Tras un encuentro las autoridades del PAM, el papa Francisco firmó el albo de honor y al final saludó algunos representantes ecuménicos.

Empleados

Al final, en el saludo a los empleados heridos en misión, sus familias, los niños y los demás trabajadores, Francisco improvisó algunas palabras en el jardín fuera del edificio para agradecer a los presentes por su trabajo “escondido” y “anónimo” y que cada uno “lleva adelante con valentía y en silencio”, destacó.

El Pontífice agradeció el apoyo de los empleados en la lucha contra el hambre en el mundo. Luego, recordó los testimonios y los caídos, que desarrollando esta misión han perdido la vida durante sus labores alrededor del mundo.

Momentos antes, en el atrio del edificio, rezó ante el “Muro de la memoria”, testigo del sacrificio que realizaron los miembros de este Organismo. “Memoria que “hemos de conservar para seguir luchando, con el mismo vigor, por el tan ansiado objetivo de “hambre cero”, pidió.

Y reiteró que “las acciones realizadas por sus miembros” son el testimonio concreto del trabajo de la PAM que se fundamenta “en sus testigos”.

Entretanto, el Sucesor de Pedro, invitó a las “instituciones internacionales a dar voz a todas las personas que sufren silenciosamente el hambre”. Lo hizo vía Twitter.

https://twitter.com/WFP/status/742276107878158340

Boletín de Noticias
Recibe gratis Aleteia.