¿No estas preparado para donar?

Aún así hay otras 5 maneras como puedes ayudar a Aleteia

  1. Reza por nuestro equipo y por el éxito de nuestra misión
  2. Habla de Aleteia en tu parroquia
  3. Comparte el contenido de Aleteia con tus amigos y tu familia
  4. Desactiva el bloqueo de publicidad cuando nos visites
  5. Suscríbete a nuestra newsletter gratuita y leenos a diario

¡Gracias!
El equipo de Aleteia

Suscríbete

Aleteia

30 frases de Chesterton para un mundo de locos como el de hoy

Comparte

Cada generación cree que su locura no tiene precedentes, pero somos humanos y tendemos a repetirnos a nosotros mismos...

Cuando miramos los titulares y los informativos o escuchamos lo que dicen los líderes mundiales y los medios de comunicación, nos sentimos tentados de alzar las manos al cielo y clamar “¡Este mundo está loco y descontrolado!”, creyendo que la fractura, que el desgarro de esta era no tiene precedentes en la historia.

Pero cualquier estudiante de historia sabe que no es cierto. Gracias al pecado original todas las eras quedaron “fracturadas”, excepto en los lugares recuperados por Jesucristo, alma tras alma, a través de su muerte y resurrección. Platón se lamentaba del estado del mundo; los salmistas manifestaban los mismos anhelos y deseos que hoy mismo escasean. Ciertamente, cada época cree que su propia locura es única y sin igual.

Cuando todo empiece a parecerte abrumador, es buena tarea recurrir al escritor y periodista británico G. K. Cherteston, que supo ver el mundo tal y como es: destapó las paradojas humanas originadas por nuestro malestar colectivo y también las paradojas relacionadas con Dios, que al mismo tiempo nos consuelan, deleitan y sorprenden. Unas pocas líneas de la mano de Chesterton parecen devolver el equilibrio a nuestra razón. Con este fin, aquí están reunidas 30 útiles frases de Cherteston que te ayudarán a tomar perspectiva… y quizás avive tu sentido del humor.

1) Nuestra civilización ha decidido, y ha decidido muy justamente, que determinar la culpabilidad o la inocencia de los hombres es cosa demasiado importante para confiarla a peritos especialistas. Pide luz sobre este terrible asunto, busca hombres que no sepan de Derecho más que yo, pero que puedan sentir las cosas que yo he sentido en los bancos de los jurados. Cuando desea catalogar una biblioteca o descubrir el sistema solar o cualquier otra menudencia por el estilo, utiliza sus especialistas. Pero cuando desea que se haga algo realmente serio reúne doce hombres reclutados entre los más sencillos y corrientes que andan por ahí. Esto mismo lo hizo, si no recuerdo mal, el Fundador del Cristianismo. —Enormes minucias

2) Cuando alguien dice que la democracia es falsa porque la mayoría de la gente es estúpida, el filósofo puede elegir varios caminos. El más obvio es el de atizarle con precisión y sin demora en la punta de la nariz. —Illustrated London News (ILN), 1905

3) No se repetirá nunca lo bastante que toda verdadera democracia es un intento (como el de una jovial dueña de casa) para animar a los tímidos y hacerles entrar en conversación. Para todo propósito práctico de un estado político, para todo propósito práctico de una merienda distinguida, el que se humilla debe ser ensalzado. En un té elegante, es igualmente obvio que el que se exalta debe ser humillado, si es posible, sin violencia física. Ahora bien, la gente habla de democracia calificándola de grosera y turbulenta, lo que constituye un evidente error en la historia. La aristocracia es la que ha sido siempre grosera y turbulenta, porque implica un llamamiento a quienes confían en sí mismos. La democracia apela a los desconfiados. La democracia significa inducir a votar a aquellos que nunca tendrán la “caradura” de gobernar, y de acuerdo con la ética cristiana, precisamente aquellos que deben gobernar son aquellos que no tienen la “caradura” de hacerlo. —Enormes minucias

4) La democracia no es filantropía. No es siquiera altruismo, ni reforma social. La democracia no se basa en la compasión hacia el hombre corriente. La democracia se basa en la reverencia al hombre corriente o, si se prefiere, incluso en el temor al hombre corriente. No protege al hombre porque éste sea miserable, sino porque es sublime. No objeta tanto el hecho de que el hombre corriente sea esclavo como el hecho de que no sea rey, pues su sueño es siempre el sueño de la primera república romana, el de una nación de reyes. —Herejes

5) Una nueva filosofía generalmente significa en la práctica la alabanza de un viejo vicio. —ILN, 1906

6) El que se conforma con decir “No queremos que los teólogos debatan sobre sutilezas”, sin duda se conformaría también diciendo “No queremos que los cirujanos operen filamentos más sutiles que el de un cabello”. Es un hecho el que muchas personas estarían muertas hoy de no ser porque los médicos debatieron sobre los delicados matices de la medicina. También es un hecho que la civilización europea estaría muerta hoy de no ser porque los doctores de la divinidad han debatido sobre los delicados matices doctrinales. —La resurrección de Roma

7) El hombre habla de la filosofía y la teología como si fueran algo especializado y árido y académico. Pero la filosofía y la teología no son sólo las únicas cosas democráticas, son democráticas hasta el punto de ser vulgares, hasta el punto, diría más bien, de ser tumultuosas. Sólo ellas admiten todas las cuestiones; sólo ellas yacen abiertas a todos los ataques. —G. F. Watts

8) Una de las tragedias del periodista es que cada vez que presenta un tema como sencillamente imposible, algún otro le escribe para decir que ocurrió en realidad. Si uso una metáfora estúpida al azar, por lo general recibo dos cartas: una quejándose de que el tema es demasiado violento y absurdo, y otra diciendo que lo mismo le sucedió a la tía del escritor. —ILN, 1906

9) La razón en sí misma es un objeto de la fe. Es un acto de fe afirmar que nuestro pensamiento no tiene relación alguna con la realidad. —Ortodoxia

10) Hay cientos de revistas, pero tratan sólo de cinco historias. —ILN, 1926

11) Cuanto mayor la velocidad del periodista, más lentos sus pensamientos. El resultado es el diario de nuestra época, que a medida que pasa el tiempo más temprano llega a los quioscos y menos merece ser distribuido. —Eugenesia y otras desgracias

12) Obediencia. La palabra más emocionante del mundo; menudo trueno de palabra. ¿Por qué imaginan los necios que el alma es libre sólo cuando discrepa del orden común? Incluso la muchedumbre que se alza para quemar y destruir debe toda su grandeza y terror, y cierta autoridad, no a su ira, sino a su acuerdo. ¿Por qué debería hacernos sentir libres el mero desacuerdo? —La sorpresa

13) Nos dirán, por ejemplo, que la teología deviene complicada porque está muerta. Creedme: si hubiese estado muerta, nunca habría devenido complicada; sólo un árbol vivo crece un número excesivo de ramas. —Enormes minucias

14) El orgullo es una debilidad del carácter; acaba con la risa, acaba con la maravilla, acaba con lo caballeresco, acaba con la energía. —Herejes

15) La Declaración de Independencia basa dogmáticamente todos los derechos en el hecho de que Dios creó iguales a todos los hombres; y es verdad; porque aunque no hubieran sido creados iguales, ciertamente evolucionaron de forma desigual. No hay base para la democracia si no es en el dogma del divino origen del hombre. —Lo que vi en América

16) Si las personas no pueden ocuparse de sus propios asuntos, no puede ser más económico pagarles para que se ocupen de los asuntos de otros; aún menos para ocuparse de los bebés de otros; es básicamente deshacerse de la fuerza natural y luego pagar por una fuerza artificial: como si una persona fuera a regar una planta con una manguera mientras sujetara un paraguas para protegerla de la lluvia.—La superstición del divorcio

17) Cuando se elige algo, se rechaza todo lo demás. —Ortodoxia

18) ¿Cómo puede ser una carrera importante enseñar a los niños la regla de tres y una carrera baladí la de enseñar a nuestros hijos el universo?—Lo que está mal en el mundo

19) Nuestros padres no hablaban de psicología; hablaban de un conocimiento de la Naturaleza Humana. Pero ellos la tenían y nosotros no. Sabían por instinto todo aquello que nosotros hemos ignorado con la ayuda de la información. Porque son precisamente los primeros hechos de la naturaleza humana los que ahora ignora la humanidad. —Sidelights of New London and Newer York

20) Si suprimimos lo sobrenatural, lo que nos queda es lo antinatural. —Herejes

21) No queremos una religión que tenga razón cuando nosotros tenemos razón. Lo que queremos es una religión que tenga razón cuando nosotros estamos equivocados”. —La Iglesia Católica y la conversión

22) Tener derecho a hacer algo no es para nada igual a tener razón al hacerlo. —Breve historia de Inglaterra

23) Lo correcto es lo correcto, aunque no lo haga nadie. Lo que está mal está mal, aunque todo el mundo se equivoque al respecto. —All Things Considered

24) Tengo la idea de que el mejor consejo que le daría a un joven periodista sería simplemente éste: escribir un artículo para el Sporting Times y otro para el Church Times y luego mandarlos en los sobres equivocados… el auténtico problema con casi todos los periódicos es que están llenos de cosas apropiadas para el periódico. —Autobiografía

25) La nueva escuela de arte y pensamiento se viste sin duda de cierto aire de osadía, y estalla por doquier en blasfemias, como si fuera necesario algún valor para decir una blasfemia. Hay solamente una cosa que requiere auténtico valor el pronunciarla, a saber, una perogrullada. —G. F. Watts

26) Es posible que una mujer que cocina no lo haga siempre de forma creativa; aunque puede cocinar de forma creativa. Puede introducir variaciones personales e imperceptibles en la composición de una sopa. A un administrador no se le anima a introducir variaciones personales e imperceptibles en las cifras de un libro de contabilidad. —All Things Considered

27) Es fácil ser pesado y difícil ser liviano. Satanás cayó por la fuerza de su gravedad. —Ortodoxia

28) Aquellos que critican nuestras creencias por ser muy elaboradas, a menudo olvidan que las elaboradas creencias occidentales han producido las elaboradas constituciones occidentales; y que son elaboradas porque están emancipadas. —La nueva Jerusalén

29) Sea lo que sea el ser humano, constituye una excepción. Si no es la imagen de Dios, entonces es una excrecencia del polvo. Si no es un ser divino que cayó del cielo, no puede ser sino un animal que perdió la cabeza. (…) El ser humano es siempre algo peor o algo mejor que un animal, y el mero argumento de la perfección de éste no lo afecta. En el sexo, ningún animal es caballeroso u obsceno. Tampoco ningún animal ha inventado nada tan malo como la embriaguez… ni tan bueno como el beber. —ILN 1907

30) El “yo” es más remoto que cualquier estrella. —Ortodoxia

Elizabeth Scalia es la editora de la edición en inglés de Aleteia.org 

Newsletter
Recibe gratis Aleteia.
Los lectores como usted contribuyen a la misión de Aleteia

Desde nuestros inicios en 2012, los lectores de Aleteia han crecido rápidamente en todo el mundo. Nuestro equipo está comprometido con la misión de proporcionar artículos que enriquezcan, inspiren y nutran la vida católica. Por eso queremos que nuestros artículos sean de libre acceso para todos, pero necesitamos su ayuda para hacerlo. El periodismo de calidad tiene un costo (más de lo que la venta de publicidad en Aleteia puede cubrir). Por eso, los lectores como USTED son fundamentales, aunque donen incluso tan poco como 3$ al mes.