¿No estas preparado para donar?

Aún así hay otras 5 maneras como puedes ayudar a Aleteia

  1. Reza por nuestro equipo y por el éxito de nuestra misión
  2. Habla de Aleteia en tu parroquia
  3. Comparte el contenido de Aleteia con tus amigos y tu familia
  4. Desactiva el bloqueo de publicidad cuando nos visites
  5. Suscríbete a nuestra newsletter gratuita y leenos a diario

¡Gracias!
El equipo de Aleteia

Suscríbete

Aleteia

Lectio Divina: Jueves I semana de Cuaresma Ciclo B

© DR
Comparte

Una guía para rezar con la Escritura esta Cuaresma

LECTIO DIVINA 
JUEVES I SEMANA DE CUARESMA CICLO B

 
Invocación al Espíritu Santo:
Ven Espíritu Santo,
Ven a nuestra vida, a nuestros corazones, a nuestras conciencias.
Mueve nuestra inteligencia y nuestra voluntad para entender lo que el Padre quiere decirnos a través de su Hijo Jesús, el Cristo.
Que tu Palabra llegue a toda nuestra vida y se haga vida en nosotros.
Amén
 
 

TEXTO BIBLICO: Mateo 7, 7-12
«Cuánto más dará el Padre del cielo cosas buenas a los que se las pidan »

 
 7,7: Pidan y se les dará, busquen y encontrarán, llamen y se les abrirá, 7,8: porque quien pide recibe, quien busca encuentra, a quien llama se le abrirá.
  7,9: ¿Quién de ustedes, si su hijo le pide pan, le da una piedra? 7,10: ¿O si le pide pescado, le da una culebra?
  7,11: Pues si ustedes, que son malos, saben dar cosas buenas a sus hijos, ¡cuánto más dará el Padre del cielo cosas buenas a los que se las pidan!

  7,12: Traten a los demás como quieren que los demás los traten. En esto consiste la ley y los profetas.    
BIBLIA DE NUESTRO PUEBLO
 

 

LECTURA: ¿Qué dice el texto?

 

                La lectura de hoy nos presenta tres imperativos que propone Jesús a sus discípulos, “Pedir, Buscar, y Llamar”. Jesús asegura que Dios da respuesta a los pedidos, búsquedas y llamados del hombre, e invita a hacerlo de forma continua. Utiliza la imagen del padre y el hijo, a pesar de la inclinación del hombre al mal, un padre da cosas buenas por sus hijos, se preocupa e interesa por ellos, lo hace con atención, busca su bien, responde a sus pedidos. Por lo tanto, si el hombre que es “malo”, por su inclinación al pecado, puede hacer cosas buenas por sus hijos, cuanto más Dios, que es la Bondad. Dios escucha a sus hijos, y dice la palabra que dará cosas buenas a aquellos que se lo pidan.
               Jesús enseña algo más novedoso aún, hacer por los otros, lo que quiera que hagan por uno, esto es totalmente contrario a la Ley del Talión, esto radica la Ley y los Profetas, en el cumplimiento del Amor a Dios y al prójimo, esta es la plenitud de la Ley.
 

MEDITACION: ¿Qué me dice a mí el texto?

 
Nos preguntamos para profundizar en nuestra vida estas palabras de Salvación:
 

  1. ¿Cuándo oro al Señor, me atrevo a pedir? ¿Qué es lo que le pido? ¿Lo hago solo por mí? ¿Pido con la confianza y certeza de que el Padre me lo concederá?
  2. ¿Busco al Señor durante el día? ¿Lo busco en mí Familia y Comunidad? ¿Lo encuentro en el hermano? ¿Y cuando me encuentro con el Señor, comparto esta alegría?
  3. ¿Llamo al Señor para que obre en mí vida y me asista? ¿En los momentos difíciles de prueba y tentación, me encomiendo a Dios?
  4. ¿Hago por los demás eso que espero que hagan por mí? ¿Me comprometo a hacerlo concreto?

 
 

ORACION: ¿Qué le digo yo al Señor?

 
Orar, es responderle al Señor que nos habla primero.
 

  • Gracias Señor por hacerte presente en mí vida, y responder cada vez que te pido.
  • Señor que pueda aprender a hacer por los demás eso que espero que hagan por mí.
  • Hacemos un momento de silencio y reflexión para responder al Señor. Añadimos unas intenciones de oración.

 
 

CONTEMPLACION: ¿Cómo interiorizo el texto?

 
Para el momento de la contemplación podemos repetir varias veces este versículo del texto para que vaya entrando a nuestra vida, a nuestro corazón:
 
«Cuánto más dará el Padre del cielo cosas buenas a los que se las pidan» (Versículo 11)

Y de esta forma nos ponemos en contemplación.
 
 
 

ACCION: ¿A qué me comprometo?

 
Debe haber un cambio notable en mi vida. Si no cambio, entonces, pues no soy un verdadero cristiano.
 
Mi agradecimiento por creer en Jesús, se manifiesta con llevar la alegría cristiana a los demás. Que los demás puedan conocer también a Cristo por mi alegría y testimonio de encuentro con Cristo.
 

Hno Ricardo Grzona, frp  y Cristian Buiani
 
 

Tags:
cuaresma
Newsletter
Recibe gratis Aleteia.
Para que nuestra luz siga brillando en la oscuridad

Desde nuestros inicios en 2012, los lectores de Aleteia han crecido rápidamente en todo el mundo. Nuestro equipo está comprometido con la misión de proporcionar artículos que enriquezcan, inspiren y nutran la vida católica. Por eso queremos que nuestros artículos sean de libre acceso para todos, pero necesitamos su ayuda para hacerlo. El periodismo de calidad tiene un costo (más de lo que la venta de publicidad en Aleteia puede cubrir). Por eso, los lectores como USTED son fundamentales, aunque donen incluso tan poco como 3$ al mes.