Aleteia logoAleteia logoAleteia
lunes 25 septiembre |
San Fermín, obispo de Amiens
Aleteia logo
Estilo de vida
separateurCreated with Sketch.

¿Cómo apoyar a un sacerdote? Aquí tienes 7 maneras

shutterstock_1999268561.jpg

Krakenimages.com/ Shutterstock

Zoe Romanovsky - publicado el 05/09/23

Según un estudio reciente, los sacerdotes -aunque sienten alegría y satisfacción por su vocación- a menudo luchan contra el agotamiento. ¿Te has preguntado cómo puedes apoyarles?

Si preguntáramos a los sacerdotes cómo se sienten, seguramente la gran mayoría contestarían que están satisfechos con su vocación; sin embargo, algunos tendrían síntomas de agotamiento. Esto puede pasar más comúnmente en el caso del clero joven.

Los sacerdotes muchas veces encuentran apoyo repetidamente en sus amigos laicos, entonces vale la pena reflexionar sobre la calidad de nuestras relaciones con los sacerdotes que nos rodean. A menos que tengamos una relación más estrecha con ellos, nunca podremos estar seguros de cuál de ellos está pasando por un momento difícil y necesita nuestra ayuda.

¿Cómo podría ponerse en práctica este apoyo?

1Platica con él

¿Tienes la costumbre de salir precipitadamente de la iglesia al terminar la Eucaristía? Sal de ese hábito e intenta comportarte de forma diferente a como lo hacías antes. Párate a hablar con tu sacerdote.

¿No sabes qué decir? Pregúntale algo, hazle una broma o cuéntale lo que piensas de la homilía. Una conversación amistosa de este tipo puede sentar las bases de una relación más profunda.

2Invítale un café

No necesitas reservar demasiado tiempo para una reunión tomando una taza de café o té. Pregúntale al sacerdote que tipo de café le gusta, o si tiene algún lugar favorito para tomar café; invítalo y conversen. Si el sacerdote tiene la agenda muy llena puedes enviarle el café que más le guste a su oficina.

3invítalo a comer

Antes era habitual invitar a un sacerdote a casa; hoy poca gente lo hace. Pensamos que para recibir a una persona tan importante hace falta una cena exquisita y unos niños bien portados ¡Nada más lejos de la realidad! Los sacerdotes quieren ver la verdad sobre la vida de los feligreses porque eso les permite conocerlos no solo a ellos, sino también a sus familias.

4Invítenlo a una fiesta familiar

¿Tienes alguna reunión con la familia o los amigos? Considera la posibilidad de invitar al sacerdote de tu parroquia, no solo proporcionará una velada de entretenimiento al sacerdote, sino que también permitirá que tus invitados interactúen con una persona valiosa.

5Compartan alguna actividad

¿Tiene tu amigo sacerdote alguna pasión en particular? ¿Le gustan los deportes, la música o el teatro? Considera la posibilidad de comprar una entrada extra y agréguenlo al plan a él también.

6Investiga cuando es su cumpleaños

Cumpleaños, onomásticos, aniversario de la ordenación sacerdotal: hay muchas ocasiones que celebrar en la vida de un sacerdote. Márcalas en tu calendario e intenta recordarlas. En un día importante para él, hazle un regalo o al menos una tarjeta de vez en cuando. Seguro que apreciará tu gesto.

7Pregúntale si necesita ayuda

A veces basta con preguntar si nuestro sacerdote necesita algo. Acércate a él y pregúntale qué puedes hacer por él. Quizá no puedas satisfacer su petición tú mismo, pero con la ayuda de otra persona sí.

Tags:
consejosfamiliasacerdote
Apoye Aleteia

Usted está leyendo este artículo gracias a la generosidad suya o de otros muchos lectores como usted que hacen posible este maravilloso proyecto de evangelización, que se llama Aleteia.  Le presentamos Aleteia en números para darle una idea.

  • 20 millones de lectores en todo el mundo leen Aletiea.org cada día.
  • Aleteia se publica a diario en siete idiomas: Inglés, Francés, Italiano, Español, Portugués, Polaco, y Esloveno
  • Cada mes, nuestros lectores leen más de 45 millones de páginas.
  • Casi 4 millones de personas siguen las páginas de Aleteia en las redes sociales.
  • 600 mil personas reciben diariamente nuestra newsletter.
  • Cada mes publicamos 2.450 artículos y unos 40 vídeos.
  • Todo este trabajo es realizado por 60 personas a tiempo completo y unos 400 colaboradores (escritores, periodistas, traductores, fotógrafos…).

Como usted puede imaginar, detrás de estos números se esconde un esfuerzo muy grande. Necesitamos su apoyo para seguir ofreciendo este servicio de evangelización para cada persona, sin importar el país en el que viven o el dinero que tienen. Ofrecer su contribución, por más pequeña que sea, lleva solo un minuto.

ES_NEW.gif
Oración del día
Hoy celebramos a...




Envía tu intención a la red de 550 monasterios


Top 10
Ver más
Newsletter
Recibe gratis Aleteia.