Aleteia logoAleteia logo
Aleteia
viernes 22 octubre |
San Juan Pablo II
Aleteia logo
home iconEspiritualidad
line break icon

Soy un abrazo tierno en la soledad, ¿qué eres tú?

OneLineStock.com | Shutterstock

Carlos Padilla Esteban - publicado el 30/09/21

Hay formas muy diferentes de amar, de entregar la vida,... el Espíritu es mucho más que mi forma de ver las cosas

Poseer el Espíritu de Dios, ser portador de su luz, ser mensajero de su palabra es la misión de todo cristiano.

Soy hijo de Dios por obra del Espíritu Santo en mi alma. Él me llena el corazón y me cambia por dentro.

Me vuelvo misionero, profeta, apóstol al sentirme profundamente amado por Dios.

El Espíritu me envía y me saca de mi comodidad y yo salgo feliz, dispuesto a darlo todo.

Dejo de vivir ensimismado para ir al encuentro de mi hermano, del que sufre. Anuncio la palabra de Dios y denuncio las cosas que están lejos de Dios.

Soy un profeta lanzado al desierto a proclamar la verdad de Dios, su misericordia infinita como el mensaje central.

SOY un momento de luz en medio de la noche. Una mano que muestra un camino a los hombres necesitados de esperanza.

Quiero ser instrumento, una voz que rasga el silencio, una carrera en medio de la calma, un abrazo lleno de ternura en la soledad, una mano lanzada al aire para señalar la cima más alta.

Quiero dejarme llevar por la fuerza de su viento. Llenar mi pozo vacío con su agua. Arder con su fuego hasta consumirme. Así es el Espíritu que toca a mi puerta.

El Espíritu transforma a cada persona

WDZIĘCZNOŚĆ

Al mismo tiempo asumo que nadie posee el Espíritu en plenitud y de forma exclusiva.

Sólo soy una rama sobre la que el pájaro posa sus patas por un instante fugaz y luego se escapa.

Soy cauce que deja pasar el agua que sacia la sed de muchos. No retengo, dejo fluir.

Tengo claro que nadie se puede adueñar de lo que no es suyo. No puedo poseer ese Espíritu que recorre la tierra elevando al cielo los corazones y llenándome de vida.

El Espíritu se posa sobre los hombres y los convierte en profetas. Se posa sobre mí cuando me dejo tocar por la presencia de Dios.

El poder de Dios es quien actúa… con permiso

No todo es del mundo. Dios conduce mi alma a lo más alto con el soplo de su Espíritu, con su sabiduría que me hace aspirar a lo más grande.

Hay cosas que brotan en mi interior y no son mías, no me pertenecen. No son la creación de mi imaginación. No las creo yo como buen artista.

Yo no soy Dios.Es obra del Espíritu en mí.

Para dejarme llevar por el Espíritu se me exige una docilidad de la que carezco. Me resisto al cambio, a dejarme tocar por Dios, no soy dócil.

Pero el poder del Espíritu es más grande que mis resistencias. Aun así me puedo cerrar, puedo obstaculizar su labor en mí.

Es más poderoso que mis resistencias pero siempre respeta mi sí, mi voluntad a abrir la puerta de mi alma.

Muchos instrumentos

Pienso en la fuerza y el poder del Espíritu y me niego a dejar que su fuerza sea ineficaz.

Quiero ser instrumento en sus manos, portador de su Palabra, hacedor de sus obras y milagros.

Ojalá Dios moviera muchos corazones. Nadie posee el Espíritu en plenitud.

Los carismas se reparten en muchos corazones y así muchos son capaces de recomponer con sus obras el rostro de Jesús entre los hombres.

Cada uno aporta su originalidad, su carisma. Esa mirada hace que mire con alegría y no con envidia a los que profetizan en nombre de Dios. Son mis amigos, no tengo enemigos.

Todo suma

Pero surge la envidia y el demonio siembra la cizaña que divide lo que el Espíritu pretende unir.

La envidia brota del deseo de ser poseedores de todo el Espíritu de Dios. Me creo en posesión de la verdad absoluta. Pero eso no es lo que quiere Jesús.

El que no está contra Jesús está remando en la misma dirección que Él. Esa forma de ver la vida es abierta y generosa.

Hay muchas formas diferentes de hacer las cosas. Si remo en la misma dirección estoy sumando, construyendo.

Asumo que hay muchos carismas que casi parecen opuestos por ser tan diferentes. Pero no debo tener envidia ni desear el mal de los que no tienen mi mismo carisma, mi forma de hacer las cosas.

Cada carisma suma, aporta, y construye el rostro visible de la Iglesia. Hay muchas formas diferentes de mostrar el mensaje evangélico.

Hay diferentes acentos. No todos somos iguales. Cada uno refleja algo de ese amor de Dios.

El Espíritu habla donde quiere y se posa en el corazón que quiere. Hay formas muy diferentes de amar, de entregar la vida.

Abrirse al Espíritu

Los carismas brotan en las almas abiertas a la gracia de Dios. Me hace falta abrirme al poder del Espíritu Santo. Esa presencia del Espíritu me hace más libre.

No se trata de prohibir, no quiero construir muros para que no fluya el agua del espíritu por donde quiera.

Me creo que yo poseo toda la verdad. Y no es así. El Espíritu es mucho más que mi forma de ver las cosas.

Otros pueden tener diferentes puntos de vista, diferentes acentos. Y se complementan conmigo. Acentúan cosas diferentes.

No creer en los carismas de los demás me limita, me empobrece, a mí y a la misma Iglesia.

Tags:
amordiferenciasespiritu santoidentidad
Apoye Aleteia

Usted está leyendo este artículo gracias a la generosidad suya o de otros muchos lectores como usted que hacen posible este maravilloso proyecto de evangelización, que se llama Aleteia.  Le presentamos Aleteia en números para darle una idea.

  • 20 millones de lectores en todo el mundo leen Aletiea.org cada día.
  • Aleteia se publica a diario en siete idiomas: Inglés, Francés, Italiano, Español, Portugués, Polaco, y Esloveno
  • Cada mes, nuestros lectores leen más de 45 millones de páginas.
  • Casi 4 millones de personas siguen las páginas de Aleteia en las redes sociales.
  • 600 mil personas reciben diariamente nuestra newsletter.
  • Cada mes publicamos 2.450 artículos y unos 40 vídeos.
  • Todo este trabajo es realizado por 60 personas a tiempo completo y unos 400 colaboradores (escritores, periodistas, traductores, fotógrafos…).

Como usted puede imaginar, detrás de estos números se esconde un esfuerzo muy grande. Necesitamos su apoyo para seguir ofreciendo este servicio de evangelización para cada persona, sin importar el país en el que viven o el dinero que tienen. Ofrecer su contribución, por más pequeña que sea, lleva solo un minuto.

Oración del día
Hoy celebramos a...





Top 10
1
Aleteia Brasil
¡Cuidado con las oraciones de sanación y liberación!
2
Francisco Vêneto
Los pasajeros aplauden a los pilotos después de un vuelo de 36 ho...
3
Ary Waldir Ramos Díaz
Un niño le da una lección al Papa Francisco en plena audiencia ge...
4
VENEZUELA
Ramón Antonio Pérez
Cuando la vida surge del atroz abuso a joven discapacitada
5
newborn
Mathilde De Robien
15 nombres de niña cuyo significado conecta con Dios
6
PAPIEŻ BENEDYKT XVI
I.Media
Emocionante carta de Benedicto XVI ante la muerte de su mejor ami...
7
FALSO
Ary Waldir Ramos Díaz
¿La cruz pectoral del papa Francisco es masónica? 
Ver más
Newsletter
Recibe gratis Aleteia.