Aleteia logoAleteia logoAleteia
domingo 16 enero |
San Fulgencio
Aleteia logo
Espiritualidad
separateurCreated with Sketch.

Confirmación: más unidos a Cristo y a la Iglesia a través del Espíritu

Marinella Bandini - publicado el 13/08/21

Imprime en el alma del cristiano una marca espiritual indeleble, por eso se recibe una sola vez en la vida

Se llama sacramento de la «madurez cristiana». La Confirmación perfecciona en nosotros la gracia bautismal, pidiéndonos que la confirmemos.

Por eso es importante cuidar que nuestros jóvenes reciban este sacramento y reciban la fuerza del Espíritu Santo. Papa Francisco

¿Qué es la Confirmación?

Con el Bautismo nos volvemos «nuevas criaturas». Con la Confirmación, el Espíritu nos une más fírmemente a Cristo y a la Iglesia a través de sus dones: sabiduría, entendimiento, consejo, fortaleza, ciencia, piedad y temor de Dios.

Sin la Confirmación, el Bautismo sigue siendo válido y eficaz, pero la iniciación cristiana se queda incompleta.

Desde la Antigua Alianza los profetas anunciaron que el Espíritu Santo sería dado al Mesías y a todo el pueblo de Israel.

Después del Bautismo en el Jordán, el descenso del Espíritu Santo sobre Jesús indicaba que Él era el Mesías.

Los apóstoles recibieron el Espíritu el día de Pentecostés y desde ese momento impusieron las manos sobre los nuevos bautizados para invocar al Espíritu sobre ellos.

La Iglesia identifica este gesto como el origen del sacramento de la Confirmación. Y por eso el celebrante de la Confirmación siempre es el obispo o su delegado.

El origen

Hasta el siglo V la Confirmación se celebraba junto al Bautismo. Como la tradición de bautizar a los niños se volvió más popular, en Occidente los dos sacramentos fueron separados.

La Confirmación se movió a la edad del discernimiento, alrededor de los 12 años o más. Este sacramento se llama Confirmación, porque confirma y fortalece la gracia bautismal.

También se le llama «Crisma» del latín «chrisma» que es el aceite o ungüento perfumado que se usa en el sacramento.

El corazón del sacramento es la unción en la frente del confirmado con el aceite santo, con la imposición de las manos y el rezo de la fórmula:

Recibe el sello del Espíritu Santo que se te ha dado como don

El crisma es un aceite que cada obispo consagra para su diócesis el Jueves Santo de cada año.

En el Antiguo Testamento era usado para consagrar a los reyes, sacerdotes y profetas, pero también los escudos para la defensa del Pueblo de Dios y el Tabernáculo.

Hoy es usado en la Confirmación, en la ordenación de los obispos y también para ungir el altar y las paredes cuando se consagra una iglesia.

Soldados de Jesús

La Confirmación nos vuelve también «soldados» de Jesús: el Espíritu nos dona una fuerza especial para dar testimonio de la fe.

Esto está simbolizado en el ritual de la «bofetada», un gesto tomado de los militares: el obispo abofetea suavemente la mejilla del confirmado, enviándolo al mundo a «luchar» por la fe.

La Confirmación, como el Bautismo, imprime en el alma del cristiano una marca espiritual indeleble, por eso se recibe una sola vez en la vida.

Tags:
confirmacionespiritu santoiglesia catolicasacramentos
Apoye Aleteia

Usted está leyendo este artículo gracias a la generosidad suya o de otros muchos lectores como usted que hacen posible este maravilloso proyecto de evangelización, que se llama Aleteia.  Le presentamos Aleteia en números para darle una idea.

  • 20 millones de lectores en todo el mundo leen Aletiea.org cada día.
  • Aleteia se publica a diario en siete idiomas: Inglés, Francés, Italiano, Español, Portugués, Polaco, y Esloveno
  • Cada mes, nuestros lectores leen más de 45 millones de páginas.
  • Casi 4 millones de personas siguen las páginas de Aleteia en las redes sociales.
  • 600 mil personas reciben diariamente nuestra newsletter.
  • Cada mes publicamos 2.450 artículos y unos 40 vídeos.
  • Todo este trabajo es realizado por 60 personas a tiempo completo y unos 400 colaboradores (escritores, periodistas, traductores, fotógrafos…).

Como usted puede imaginar, detrás de estos números se esconde un esfuerzo muy grande. Necesitamos su apoyo para seguir ofreciendo este servicio de evangelización para cada persona, sin importar el país en el que viven o el dinero que tienen. Ofrecer su contribución, por más pequeña que sea, lleva solo un minuto.

Oración del día
Hoy celebramos a...





Top 10
Ver más
Newsletter
Recibe gratis Aleteia.