Recibe Aleteia gratis directamente por email

¿No estas preparado para donar?

Aún así hay otras 5 maneras como puedes ayudar a Aleteia

  1. Reza por nuestro equipo y por el éxito de nuestra misión
  2. Habla de Aleteia en tu parroquia
  3. Comparte el contenido de Aleteia con tus amigos y tu familia
  4. Desactiva el bloqueo de publicidad cuando nos visites
  5. Suscríbete a nuestra newsletter gratuita y leenos a diario

¡Gracias!
El equipo de Aleteia

Suscríbete

Aleteia

La Iglesia del lugar del nacimiento de Jesús sufre una importante renovación

CHURCH OF THE NATIVITY, BETHLEHEM, RENOVATIONS
Thomas Coex | AFP
Comparte

La iglesia de la Natividad en Belén data de mediados del siglo VI

Haga click aquí para abrir el carrusel fotográfico

La iglesia de la Natividad en Belén, construida sobre la cueva donde la tradición sostiene que nació Cristo, se aproxima al final de una restauración que ha durado años.

Hablamos de nada menos que la iglesia más antigua todavía en servicio en el mundo. Fue construida originalmente en tiempos del emperador Constantino, pero la mayoría de la estructura que persiste se remonta al emperador Justiniano, de mediados del siglo VI. En la actualidad, católicos, ortodoxos griegos y cristianos ortodoxos armenios comparten la responsabilidad del mantenimiento de la iglesia.

El proyecto de restauración empezó después de que la UNESCO incluyera la iglesia de la Natividad en la Lista de Patrimonio Mundial en 2012. La iglesia cumplió dos criterios para entrar en la lista: es “un ejemplo eminente de una iglesia antigua en un ilustre conjunto arquitectónico” y conmemora el nacimiento de Jesús, “una etapa significativa de la historia humana”. UNESCO también lo ha identificado como un lugar “en peligro”.

El techo de la iglesia mostraba putrefacción y la estructura de 500 años de la armadura presentaba goteras que permitían que el agua dañara antiguas pinturas y mosaicos, según expresa la revista Smithsonian.

La renovación de 17 millones de dólares, dirigida por la empresa italiana Piacenti SpA, empezó al año después de la designación de la UNESCO. Giammarco Piacenti, director de la empresa, afirmó que sus trabajadores sintieron como si estuvieran “tocando el cielo con los dedos”, según informó Associated Press (AP) el año pasado.

La restauración se ha centrado en el techo, las piedras y muros exteriores y los mosaicos interiores, según un informe reciente de AP.

El proyecto también condujo al descubrimiento de un mosaico con un ángel.

El lugar es un importante destino turístico que atrae entre 1 y 2 millones de personas al año.

La iglesia de la Natividad está ubicada en Belén, a unos diez kilómetros al sur de Jerusalén. Se encuentra en Cisjordania, en zona ocupada por Israel, una circunstancia que supuestamente ha obstaculizado los esfuerzos por restaurar la iglesia en el pasado.

A pesar de su deterioro más reciente, la iglesia ha resistido siglos de conflictos y se ha salvado de la destrucción. Durante la invasión en el 614 de los persas, la iglesia se conservó gracias a un mosaico de los Reyes Magos en que aparecen con atuendo persa, según explica Smithsonian. La iglesia también ha sobrevivido a las cruzadas y a cinco siglos de gobierno de los turcos otomanos. La iglesia está administrada hoy día por católicos y varios grupos ortodoxos, en base a un acuerdo conocido como el Status Quo de los Santo Lugares, establecido por el Tratado de Berlín de 1878.

La iglesia interior está llena de mosaicos de santos, ángeles y escenas de concilios eclesiásticos. Unas trampillas en el suelo de la estructura actual permiten a los visitantes ojear los mosaicos de la iglesia original construida bajo Constantino. Los pilares interiores también tienen imágenes de santos de la era de las Cruzadas, según la descripción de una web turística.

Se espera que la restauración se termine a finales del 2019, según las últimas informaciones.

A día de hoy, la iglesia ya ha quedado transformada, según se ha informado. “Se ha convertido en una iglesia preciosa”, declaró para AP el director del comité que supervisa la obra, Ziad al-Bandak. “A todos los cristianos del mundo les encantará verla ahora”.

Newsletter
Recibe gratis Aleteia.