Recibe Aleteia gratis directamente por email

¿No estas preparado para donar?

Aún así hay otras 5 maneras como puedes ayudar a Aleteia

  1. Reza por nuestro equipo y por el éxito de nuestra misión
  2. Habla de Aleteia en tu parroquia
  3. Comparte el contenido de Aleteia con tus amigos y tu familia
  4. Desactiva el bloqueo de publicidad cuando nos visites
  5. Suscríbete a nuestra newsletter gratuita y leenos a diario

¡Gracias!
El equipo de Aleteia

Suscríbete

Aleteia

El 11 de noviembre, cientos de campanarios sonarán durante 11 minutos

NANTERRE CATHEDRAL
Manuel Cohen I AFP
Comparte

El domingo 11 de noviembre, en el marco del centenario del Armisticio que firmó el fin de la Primera Guerra Mundial, centenares de campanas en toda Francia repicarán a las 11h durante 11 minutos

Haga click aquí para abrir el carrusel fotográfico

No, no será un problema en el sistema eléctrico de tu iglesia ni campanero demasiado entusiasta. Si escuchas las campanas sonar durante 11 largos minutos el domingo 11 de noviembre a las 11 en punto, es normal. El GIHEC, una agrupación de instalación de relojería en edificios y de equipamiento de campanarios, organiza para ese día una iniciativa llamada “À toute volée” con la que animan a las diócesis y comunas de Francia a hacer repicar su patrimonio campanero.

El objetivo es que las iglesias y campanarios hagan sonar sus campanas a la vez para celebrar el centenario de la victoria de 1918 y el Armisticio.

Revivir la alegría de 1918

La diócesis de Nanterre ha respondido de inmediato a la invitación. El programa de ese día es una misa, celebrada por Mons. Matthieu Rougé, obispo de Nanterre, a las 11h —precedida del vuelo de las campanas durante 11 minutos— y un concierto por la paz a las 15h en la catedral de Santa Genoveva de Nanterre.

Símbolo del júbilo que invadió las calles hace 100 años, las campanas evocarán la alegría de los franceses tras la firma del Armisticio. Cabe señalar que este año, el 11 de noviembre, festivo en Francia, cae en domingo, así que es una ocasión todavía más hermosa para que todas las comunidades cristianas recen por la paz. Desde el GIHEC esperan que se movilicen muchas diócesis para rendir homenaje a los poilus, nombre que recibían los soldados franceses de la IGM, que murieron por su país y para reavivar el sentimiento de unidad nacional.

Varias diócesis ya han confirmado su participación, como Estrasburgo, Annecy, Albi, Tarbes y Lourdes o incluso Angers. “Una movilización nacional apoyada desde el más alto nivel del Estado sería formidable”, confía Paul Bergamo, presidente del GIHEC. Pequeños o grandes, todos los campanarios están invitados a manifestar su alegría y a repicar al unísono en el corazón de todos los ciudadanos franceses.

Descubre en imágenes los campanarios más originales de Francia:

Newsletter
Recibe gratis Aleteia.