¿No estas preparado para donar?

Aún así hay otras 5 maneras como puedes ayudar a Aleteia

  1. Reza por nuestro equipo y por el éxito de nuestra misión
  2. Habla de Aleteia en tu parroquia
  3. Comparte el contenido de Aleteia con tus amigos y tu familia
  4. Desactiva el bloqueo de publicidad cuando nos visites
  5. Suscríbete a nuestra newsletter gratuita y leenos a diario

¡Gracias!
El equipo de Aleteia

Suscríbete a nuestra newsletter

Aleteia

Chile: Hasta las víctimas de abusos sexuales condenan el linchamiento de curas

HANGED
Comparte este artículo para tener la oportunidad de ganar una peregrinación a Roma
Comparte
Has compartido
Total compartido

El hecho ocurrido este lunes en el Puente Condell refleja la grave y dolorosa situación en la que se encuentra la iglesia en el país

Tres muñecos vestidos con sotanas y una faja roja fueron colgados en un puente sobre el río Mapocho en Santiago, con un gran cartel que decía: “cura abusador a la horca”.

Una vez viralizada la imagen Juan Carlos Cruz, uno de los laicos abusado por Karadima, quien en su cuenta de twitter escribió: “Condeno enérgicamente esta barbaridad de colgar muñecos en un puente representando curas. No podemos caer en esta espiral de violencia. Discutamos, levantemos la voz, denunciemos, llevemos a los criminales a la justicia. Pero NO así”.

 

 

Como lo dijo Juan Carlos Cruz no se puede caer en una espiral de violencia, porque no se avanzará en la verdad y en condenar a través de la justicia a quienes han cometido delitos gravísimos.

San Juan Pablo II dijo “La espiral de la violencia sólo la frena el milagro del perdón” y como iglesia debemos de caminar hacia recomponer las confianzas y así en algún momento al perdón.

El Papa Francisco desde que conoció el informe de Monseñor Charles Scicluna ha pedido perdón: “Ya desde ahora pido perdón a todos aquellos a los que ofendí y espero poder hacerlo personalmente, en las próximas semanas, en las reuniones que tendré con representantes de las personas entrevistadas”, carta enviada a los obispos de Chile el 8 de abril.

Seguido a esta carta el Santo Padre ha realizado una serie de actos que han invitado a recomponer las confianzas y a mostrar con hechos su arrepentimiento. Invitó a su casa en Santa Marta a tres víctimas de Karadima, entre ellos a Juan Carlos Cruz; recientemente se conoció que Monseñor Scicluna y Monseñor Bertomeu viajarían a la ciudad de Osorno, diócesis que se encuentra dividida desde hace tres años por la llegada de Monseñor Juan Barros, cercano a Karadima y quien originó el proceso de escucha de Monseñor Scicluna.

Por último, el fin de semana que recién pasó nuevamente en Santa Marta el Papa Francisco recibió a sacerdotes y laicos abusados por Karadima y donde nuevamente les pidió perdón.  

El hecho ocurrido este lunes en el Puente Condell refleja la grave y dolorosa situación en la que se encuentra la iglesia en Chile; emociones como rabia, pena, asombro y hasta traición son algunas de las expresiones que se escuchan en sacerdotes, religiosas y laicos.

Sin lugar a dudas la carta que envió el Papa Francisco la semana pasada “a todo el pueblo de Dios que peregrina en Chile” dio luz de esperanza a muchos y también da pie para seguir caminando en la recomposición de las confianzas y éstas deben ir acompañadas de acciones concretas como lo ha hecho el Santo Padre hasta el momento.

Newsletter
Recibe gratis Aleteia.

Selecciona cómo te gustaría compartir.

Comparte
* El reconocimiento de los artículos compartidos solo se efectuará cuando el receptor haga clic en la URL de referencia única.
Pulsa aquí para más información sobre el Sorteo de Peregrinación a Roma de Aleteia.

Para participar en el sorteo, debes aceptar las siguientes condiciones


Lee los términos y condiciones