Recibe Aleteia gratis directamente por email
Aleteia

Derrumbada una iglesia centenaria para poner en su lugar una mina de carbón

igreja Immerath
Reprodução
Comparte
Comenta

Las protestas no surtieron efecto: se vino abajo un símbolo del pasado cristiano de Alemania

La iglesia de San Lamberto, en Immerath, al oeste de Alemania, fue demolida esta semana para dar lugar a una enorme… mina de carbón.

A pesar de los grupos que se oponían a la medida, el argumento que acabó “venciendo” fue el de que la localidad ya se había convertido prácticamente en una ciudad fantasma, reducida a sólo 7 familias de habitantes, y que la industria minera podría proporcionar un nuevo impulso económico a la región.

Sin embargo, ese crecimiento económico se basará en una industria considerada ecológicamente “sucia”. Esto fue, y no la destrucción de un símbolo de la fe cristiana, lo que levantó las protestas más fuertes.

Parte de las protestas también se debió al factor cultural, alegándose que la iglesia representaba un patrimonio artístico merecedor de preservación.

A fin de cuentas, el factor fe, propiamente dicho, fue el que menos atención recibió…

La iglesia demolida era de 1891, pero antes de ella ya había una capilla del siglo XII en el mismo lugar.

Las familias que quedaban en Immerath fueron realojadas en otro pueblo, construido a 8 km de distancia. El lugar cuenta con una nueva iglesia, pero, en comparación con el templo demolido, es de mucho menor belleza arquitectónica y mucho menor simbolismo cristiano.

La producción de energía eléctrica en Alemania aún tiene gran dependencia de las fuentes fósiles, sobre todo del carbón, aunque esta matriz sea fuertemente criticada por su contaminación. Las fuentes renovables han pasado de casi el 20% al 29,5% en Alemania entre 2011 y 2016. La energía nuclear, mundialmente “tocada” por el accidente de Fukushima (Japón) en 2011, perdio espacio, cayendo del 17,6% al 13,1% en el mismo periodo. El carbón, a su vez, permanece prácticamente estable: aún es la fuente de cerca del 40% de la energía eléctrica generada en el país.

Varios vídeos mostrando la demolición de la iglesia fueron compartidos en las redes sociales por usuarios que, en su gran mayoría, lamentaron la decisión. Este es uno de ellos:

__________

Fotos a partir del blog católico Senza Pagare

Newsletter
Recibe gratis Aleteia.