Aleteia logoAleteia logo
Aleteia
viernes 06 agosto |
La Virgen de las Nieves
home iconEspiritualidad
line break icon

Santa Catalina Labouré, la discreta vidente de la Virgen

CATALINA LABOURE

Public domain

Dolors Massot - publicado el 28/11/14

Nuestra Señora de la Medalla Milagrosa le encargó que acuñara lo que se ha convertido en uno de los objetos religiosos más populares del mundo

Catalina Labouré nació en la Bretaña (Francia) en 1806. Deseaba ser religiosa pero su padre no se lo permitía porque había fallecido la madre y la necesitaba para el cuidado de la familia. Una noche soñó que un anciano sacerdote le decía: «Un día me ayudarás a cuidar a los enfermos».

A los 24 años, visita a su hermana religiosa y ve en la sala del convento la imagen del sueño: era el retrato de san Vicente de Paúl. Así entiende cuál es su vocación.

Siendo novicia, una noche de julio de 1830 un niño la guía a la capilla. Luego pensará que ha sido su ángel de la guarda.

Catalina se sitúa ante la imagen de la Virgen, y Nuestra Señora le comunica cosas que sucederán en la Iglesia y en el mundo, así como la necesidad de vivir la devoción del mes de mayo.

Fred de Noyelle / Godong

El 27 de noviembre de 1830, la Virgen se le vuelve a aparecer resplandeciente, derramando de sus manos unos rayos de luz hacia el mundo. Le encomienda que acuñe una medalla con indicaciones precisas.

La medalla incluye la M de María, la Cruz, los dos Corazones (de Jesús y María), las estrellas y la oración «Oh María, sin pecado concebida, ruega por nosotros que recurrimos a Ti». La Virgen promete socorro a quien lleve la medalla y rece esa oración.

MIRACULOUS MEDAL
Anne Davis | CC BY-NC 2.0

Fama de las medallas

Catalina cuenta lo que le ha sucedido a su confesor pero este al principio no la cree. Sin embargo, ve la santidad de la joven y decide consultar el caso al arzobispo al cabo de un tiempo. Este dará permiso para acuñar las medallas y distribuirlas.




Te puede interesar:
La Medalla Milagrosa, uno de los objetos más venerados del mundo

Qué son esos rayos

En la imagen de Nuestra Señora, Catalina vio que algunos rayos no llegaban a la tierra. Le preguntó a la Virgen qué significaba aquello y oyó la respuesta:

«Esos rayos que no caen a la tierra representan los muchos favores y gracias que yo quisiera conceder a las personas, pero se quedan sin ser concedidos porque las gentes no los piden».

CUDOWNY MEDALIK
Xhienne/Wikipedia | CC BY-SA 3.0

Y añadió: «Muchas gracias y ayudas celestiales no se obtienen porque no se piden».

En un anonimato voluntario

Catalina Labouré pasó desapercibida, en su labor de atención a los enfermos y en la atención material del convento, mientras que muchas personas veían los milagros que se producían al llevar la medalla. En 1836 ya se habían distribuido más de 130.000.

El padre Aladel, su confesor, publicó un libro sobre el mensaje de la Virgen de la Medalla Milagrosa pero no reveló el nombre de Catalina porque ella le hizo prometer que no lo diría.

Ocho meses antes de morir, en 1876, cuando ya había fallecido su confesor, Catalina Labouré explicó a su nueva superiora que era ella a quien la Virgen se le había aparecido.

Un funeral multitudinario

Muy en contraste con el tono en que había vivido, Catalina Labouré murió en olor de santidad y su funeral fue multitudinario. Ya se conocían numerosos favores y milagros concedidos gracias a la Medalla Milagrosa.

En 1947 fue canonizada por el Papa Pío XII.

Oración a santa Catalina Labouré

Santa Catalina Labouré, que fuiste elegida como confidente de la Virgen María. Ella te reveló su deseo de que sus hijos lleven la Medalla Milagrosa como señal de su amor por ella y en honor a su Inmaculada Concepción. Intercede por nosotros, para que podamos cumplir los deseos de nuestra Madre Celestial. Pide que podamos recibir las gracias especiales que se derivan de las manos maternales como rayos de luz. Amén.




Te puede interesar:
La Medalla Milagrosa, uno de los objetos más venerados del mundo




Te puede interesar:
El hombre más rápido del mundo es devoto de la Medalla Milagrosa

Tags:
medalla milagrosareligiosassantoralsantosvirgen maria
Apoye Aleteia

Usted está leyendo este artículo gracias a la generosidad suya o de otros muchos lectores como usted que hacen posible este maravilloso proyecto de evangelización, que se llama Aleteia.  Le presentamos Aleteia en números para darle una idea.

  • 20 millones de lectores en todo el mundo leen Aletiea.org cada día.
  • Aleteia se publica a diario en siete idiomas: Inglés, Francés, Italiano, Español, Portugués, Polaco, y Esloveno
  • Cada mes, nuestros lectores leen más de 45 millones de páginas.
  • Casi 4 millones de personas siguen las páginas de Aleteia en las redes sociales.
  • 600 mil personas reciben diariamente nuestra newsletter.
  • Cada mes publicamos 2.450 artículos y unos 40 vídeos.
  • Todo este trabajo es realizado por 60 personas a tiempo completo y unos 400 colaboradores (escritores, periodistas, traductores, fotógrafos…).

Como usted puede imaginar, detrás de estos números se esconde un esfuerzo muy grande. Necesitamos su apoyo para seguir ofreciendo este servicio de evangelización para cada persona, sin importar el país en el que viven o el dinero que tienen. Ofrecer su contribución, por más pequeña que sea, lleva solo un minuto.

Oración del día
Hoy celebramos a...





Top 10
1
Redacción de Aleteia
Explosión en Líbano: Encuentran el cuerpo de un joven agarrado a ...
2
Gaudium Press
10 enseñanzas del cura de Ars tras sus combates con el demonio
3
MADELEINE PAULIAC
Sandra Ferrer
La doctora que ayudó a dar a luz a unas monjas violadas
4
FERMIN SOSA
Jesús V. Picón
Mexicano al otro lado del mundo, ciclista y dice que sin miedo al...
5
SAINT JOSEPH
Philip Kosloski
Esta antigua oración a san José es “conocida por no fallar nunca”
6
MARIA VIANNEY
Maria Paola Daud
Para cuando te entra el hambre: Los Matefaims del cura de Ars
7
KAMIENNE ANIOŁY
Isabelle Cousturié
No te olvides de tu ángel de la guarda antes de dormir
Ver más
Newsletter
Recibe gratis Aleteia.