¿No estas preparado para donar?

Aún así hay otras 5 maneras como puedes ayudar a Aleteia

  1. Reza por nuestro equipo y por el éxito de nuestra misión
  2. Habla de Aleteia en tu parroquia
  3. Comparte el contenido de Aleteia con tus amigos y tu familia
  4. Desactiva el bloqueo de publicidad cuando nos visites
  5. Suscríbete a nuestra newsletter gratuita y leenos a diario

¡Gracias!
El equipo de Aleteia

Suscríbete

Aleteia

“Un país no es un hotel y este país (Estados Unidos) no está lleno”

LAREDO
Capture Youtube
Comparte

Yo-Yo Ma, en el puente entre los dos Laredos

Cuando la gente iba pasando por uno de los puentes internacionales que unen a Nuevo Laredo (Tamaulipas, México) con Laredo (Texas, Estados Unidos), no pudo más que asombrarse de que en el lado estadounidense, a menos de diez metros del Río Bravo, un hombre de ascendencia china, ataviado con una gorra de beisbolista, estuviera tocado el violonchelo ante nutrida asistencia

Se trataba, ni más ni menos, que de Yo-Yo Ma.

Una vez concluida la ejecución de algunas de las seis suites para Cello Solo de J. S. Bach, Yo-Yo Ma dirigió un mensaje que puede haber resonado en muchos lugares de Estados Unidos, sobre todo ahora que, justamente a ese sitio y en previsión de la nueva caravana de migrantes que cruza México desde Centroamérica, el presidente Donald Trump ha mandado más tropas.

“Yo he vivido mi vida entre fronteras. Entre culturas. Entre disciplinas. Entre músicas. Entre generaciones… Un país no es un hotel, y (éste) no está lleno”, dijo el afamado violonchelista, en alusión a las políticas restrictivas que está llevando a cabo el gobierno de Estados Unidos. “En la cultura, nosotros construimos puentes, no muros”, añadió, coincidiendo con el estribillo puesto en boga por el Papa Francisco.

Yo-Yo Ma lleva por el mundo su “Proyecto Bach” y en esta ocasión tocó la suerte de escucharlo a las ciudades hermanas de Laredo, Texas, y Nuevo Laredo, México. El proyecto utiliza la música de J. S. Bach para explorar conexiones entre culturas. En esta ocasión presentó actuaciones en ambas ciudades para celebrar la relación entre las dos comunidades hermanas.

BRIDGE
Capture Youtube

Pete Sáenz, alcalde de Laredo (Texas) le dio las llaves de la ciudad a Yo-Yo Ma y declaró al artista chino-estadounidense nacido en París hace 63 años, huésped distinguido, un embajador cultural que enlaza culturas y pone de manifiesto las similitudes, no las diferencias.

Hablando de los “dos Laredos”, Sáenz dijo que aunque las personas puedan percibir que estadounidense y mexicanos son diferentes “no lo somos”; la frontera es un organismo. “Siempre he dicho que somos interdependientes, interconectados”, añadió el alcalde de Laredo.

La presencia de Yo-Yo Ma también incluyó una actuación en la Plaza Juárez en Nuevo Laredo, a pocas cuadras del cruce internacional. Su tema general fue una apreciación de las conexiones entre las dos ciudades, que se ven a sí mismas como una comunidad.

En 2018, Yo-Yo Ma emprendió un viaje de dos años para interpretar las seis suites de Bach para violonchelo solo en 36 lugares alrededor del mundo. Él cree que la música tiene la capacidad de conectar culturas y la humanidad de todos los ámbitos de la vida. Dijo que esto es lo que lo motivó a lanzar el proyecto.

Con información de Texas Public Radio

Newsletter
Recibe gratis Aleteia.
Los lectores como usted contribuyen a la misión de Aleteia

Desde nuestros inicios en 2012, los lectores de Aleteia han crecido rápidamente en todo el mundo. Nuestro equipo está comprometido con la misión de proporcionar artículos que enriquezcan, inspiren y nutran la vida católica. Por eso queremos que nuestros artículos sean de libre acceso para todos, pero necesitamos su ayuda para hacerlo. El periodismo de calidad tiene un costo (más de lo que la venta de publicidad en Aleteia puede cubrir). Por eso, los lectores como USTED son fundamentales, aunque donen incluso tan poco como 3$ al mes.