Recibe Aleteia gratis directamente por email
¡Alimenta tu espíritu! ¡Recibe las noticias de Aleteia cada día!
¡Inscríbete!

¿No estas preparado para donar?

Aún así hay otras 5 maneras como puedes ayudar a Aleteia

  1. Reza por nuestro equipo y por el éxito de nuestra misión
  2. Habla de Aleteia en tu parroquia
  3. Comparte el contenido de Aleteia con tus amigos y tu familia
  4. Desactiva el bloqueo de publicidad cuando nos visites
  5. Suscríbete a nuestra newsletter gratuita y leenos a diario

¡Gracias!
El equipo de Aleteia

Suscríbete

Aleteia

ley

Cómo pasar del “¿es obligatorio?” al “yo puedo hacerlo”

Ir más allá de los mínimos no se consigue con normas, más bien es la atmósfera la que despierta la magnanimidad

¿La necesidad de cumplir te está haciendo inflexible?

Alégrate por estar en casa, todo me pertenece, simplemente disfruta la vida y los sueños

¿Tus esquemas religiosos te están aprisionando?

La flexibilidad es también una necesidad espiritual

¿Qué son los mandamientos de la Iglesia y para qué sirven?

Estas “normas” no tienen el espíritu de ser opresivas, sino que están diseñadas para indicar cuál es el "mínimo indispensable" de una vida de fe

Cómo lograr que la alegría no se esfume de tu vida

Más allá de cumplir, en la abundancia del amor sin medida, permanece

Papa Francisco: El cristiano es esclavo del amor, no del deber

En la homilía en Santa Marta invita a no esconderse en la rigidez de los mandamientos

En la Constitución de la Ciudad de México cabe todo

Desde la eutanasia hasta los "matrimonios homosexuales"

“Suicidio asistido” legalizado en la capital de Estados Unidos

El Congreso tiene 30 días para revisar la ley aprobada por la alcaldesa Muriel Browser

Sufro acoso sexual, ¿qué hago si mi acosador es un sacerdote?

Respuesta a una pregunta de una lectora. Lo primero: recoger pruebas

Por qué nosotras, lesbianas, rechazamos el vientre de alquiler

No al comercio de mujeres y niños: un polémico documento contra la maternidad subrogada

1 2 3 7
Los lectores como usted contribuyen a la misión de Aleteia

Desde nuestros inicios en 2012, los lectores de Aleteia han crecido rápidamente en todo el mundo. Nuestro equipo está comprometido con la misión de proporcionar artículos que enriquezcan, inspiren y nutran la vida católica. Por eso queremos que nuestros artículos sean de libre acceso para todos, pero necesitamos su ayuda para hacerlo. El periodismo de calidad tiene un costo (más de lo que la venta de publicidad en Aleteia puede cubrir). Por eso, los lectores como USTED son fundamentales, aunque donen incluso tan poco como 3$ al mes.