¿No estas preparado para donar?

Aún así hay otras 5 maneras como puedes ayudar a Aleteia

  1. Reza por nuestro equipo y por el éxito de nuestra misión
  2. Habla de Aleteia en tu parroquia
  3. Comparte el contenido de Aleteia con tus amigos y tu familia
  4. Desactiva el bloqueo de publicidad cuando nos visites
  5. Suscríbete a nuestra newsletter gratuita y leenos a diario

¡Gracias!
El equipo de Aleteia

Suscríbete

Aleteia

enfermedad

El Papa a los enfermos: ¡No se avergüencen de ser un tesoro precioso de la Iglesia!

Saludó uno por uno a varios enfermos presentes el sábado en la plaza de san Pedro

Esos pequeños gestos Papales

Seguir a Cristo pasa por estar atento al clamor del pobre, el débil o el marginado

No le preparé para morir, sino para vivir

Confesiones de un sacerdote tras acompañar a un enfermo terminal

Fallece la expiloto María de Villota, testimonio de superación

Suspendido el congreso en el que iba a hablar sobre su manera de afrontar la adversidad

Dia Internacional de la Salud Mental: el amor de Dios, el mejor ansiolítico

San Juan de Dios, un loco apedreado y vociferante, que dio origen a 300 hospitales

Emocionante carta de Francisco a la familia de Gus Cerati, tres años en coma

Fue leída en directo en el programa de televisión argentino "Gracias por venir, gracias por estar"

“Ha ido al paraíso bronceada”

Francesca Pedrazzini murió "segura de Jesús, curiosa de ver que sucederá". Desde entonces su historia cambia a quien la escucha

¡Qué solos se quedan los enfermos! (y 2)

La experiencia de la desnudez y del trato frío humillan mucho al enfermo

¡Qué solos se quedan los enfermos! (1)

Una experiencia en el hospital

La espiritualidad sin religión puede propiciar enfermedades mentales

Resultados de un estudio realizado con el Gobierno de Gran Bretaña

1 49 50 51
Los lectores como usted contribuyen a la misión de Aleteia

Desde nuestros inicios en 2012, los lectores de Aleteia han crecido rápidamente en todo el mundo. Nuestro equipo está comprometido con la misión de proporcionar artículos que enriquezcan, inspiren y nutran la vida católica. Por eso queremos que nuestros artículos sean de libre acceso para todos, pero necesitamos su ayuda para hacerlo. El periodismo de calidad tiene un costo (más de lo que la venta de publicidad en Aleteia puede cubrir). Por eso, los lectores como USTED son fundamentales, aunque donen incluso tan poco como 3$ al mes.