4 / 12
Procesión del Cristo de las Caídas, en Pontevedra.
Cuando van vestidos ya hacia la iglesia desde donde sale la procesión, cada nazareno va en silencio y no se detiene a hablar con nadie. Forma parte del espíritu penitente de estos días.
+

© mimohe - Shutterstock