1/9

Ser o no ser

Por mucho tiempo se lo consideró el planeta más chico del sistema solar. Descubierto un 18 de febrero de 1930 –hace 90 años-  por el astrónomo estadounidense Clyde Tombaugh, Plutón gozaba de gran reputación y hasta de simpatía –en cuanto a su pequeñez-  en todos los colegios del mundo.
2/9
Sin embargo, de un día para el otro, la suerte de Plutón cambió. Más específicamente, en la mañana del 24 de agosto de 2006, cuando Plutón fue “degradado”, bajado de categoría y catalogado como “planeta enano”.
3/9
Tal cual recuerda una nota de BBC Mundo, el despojo se dio durante una conferencia de  la Unión Astronómica Internacional (IAU, por sus siglas en inglés), y gracias a una moción presentada por los astrónomos uruguayos Gonzalo Tancredi y Julio Ángel Fernández.
4/9
“Plutón no consiguió cumplir con el tercer requisito, ya que carece de lo que generalmente se conoce como ‘dominancia orbitacional’. Al formar parte del llamado cinturón de Kuiper –un grupo de cuerpos celestes pequeños y helados más allá de la órbita de Neptuno–, Plutón fue degradado al rango de ‘planeta enano’”, recordaba este artículo publicado en Aleteia y que también hacía referencia a la Tierra
5/9
Actualmente Plutón vuelve a ser tema de conversación. Incluso, en enero de 2020, circuló una información, luego desmentida por la propia IAU, de que volvía a ser considerado un planeta.
6/9
Detrás de la defensa de Plutón aparecía la voz del actual administrador de la NASA ,Jim Bridenstine, para quien debería volver a ser un planeta.
7/9
“Pueden escribir que el administrador de la NASA ha declarado a Plutón un planeta otra vez. Me reafirmo, es la forma en la que yo lo aprendí”, dijo en agosto de 2019 durante la visita a una universidad de Estados Unidos.

 
8/9
“Sólo para que lo sepan, desde mi punto de vista, Plutón es un planeta”, agregó.
9/9
Lo cierto es que lo que acontece con Plutón también hasta muchas veces sucede con nosotros mismos, quienes muchas veces nos seguimos haciendo preguntas sobre nuestra identidad e intentamos dar respuesta a la gran pregunta: ¿quién soy?