¿No estas preparado para donar?

Aún así hay otras 5 maneras como puedes ayudar a Aleteia

  1. Reza por nuestro equipo y por el éxito de nuestra misión
  2. Habla de Aleteia en tu parroquia
  3. Comparte el contenido de Aleteia con tus amigos y tu familia
  4. Desactiva el bloqueo de publicidad cuando nos visites
  5. Suscríbete a nuestra newsletter gratuita y leenos a diario

¡Gracias!
El equipo de Aleteia

Suscríbete

1/12
El mapa de la Ruta Escondida, un fuerte vínculo con el camino trazado por los indígenas durante el tiempo precolonial
2/12
La variedad de frutas también tiene sus efectos en la elaboración de cócteles deliciosos
3/12
Iglesia de Puéllaro y sus torres, con campanario. Desde ahí es posible visualizar el bello paisaje local
4/12
Una mirada profunda a lo largo y ancho del paisaje local desde una de las iglesias
5/12
Paisajes, frutas, algunas de las principales características de la Ruta Escondida
6/12
La Iglesia de Puéllaro y un maravilloso trabajo en madera en una de las puertas
7/12
La Iglesia de Puéllaro desde afuera
8/12
Imágenes religiosas llenas de historia y simbolismo, gran atractivo de la Iglesia de Puéllaro
9/12
La gente de Perucho sonríe a caballo y con ropas típicas. Otra postal de la Ruta Escondida
10/12
A caballo, pavimento mojado y detrás el paisaje de la Ruta Escondida
11/12
El interior de la Iglesia de Perucho, otra joya de la Ruta Escondida
12/12
La amabilidad de la gente y un lugar lleno de sabores y buena gastronomía. En este caso, el pan de camote
Los lectores como usted contribuyen a la misión de Aleteia

Desde nuestros inicios en 2012, los lectores de Aleteia han crecido rápidamente en todo el mundo. Nuestro equipo está comprometido con la misión de proporcionar artículos que enriquezcan, inspiren y nutran la vida católica. Por eso queremos que nuestros artículos sean de libre acceso para todos, pero necesitamos su ayuda para hacerlo. El periodismo de calidad tiene un costo (más de lo que la venta de publicidad en Aleteia puede cubrir). Por eso, los lectores como USTED son fundamentales, aunque donen incluso tan poco como 3$ al mes.