1/10

Viento

A veces, al Espíritu Santo se le representa usando el símbolo del viento, en ocasiones fuerte y otras una suave brisa.
2/10

Una paloma

Este pájaro es uno de los símbolos más antiguos de Dios, reconocido ya por los judíos. En el Nuevo Testamento, el Espíritu Santo se menciona específicamente como llegando en forma de una paloma cuando Jesús es bautizado por Juan Bautista.

La del Espíritu Santo es la única vidriera colorada de la Basílica de San Pedro del Vaticano. Está enmarcada en un sol de alabastro dorado rodeado de ángeles exactamente sobre el trono, la Cátedra de San Pedro.

 
3/10

Rayos

En muchos iconos rusos el Espíritu Santo es representado a través de rayos, como destacando su efusión amorosa. Es el caso de este de Pentecostés, del siglo XV, del Monasterio ortodoxo de Stavronikita, en el Monte Athos (Grecia).
4/10

Fuego

Un abrasador amor que quema y purifica es también el Espíritu Santo. La presencia de Dios aparece varias veces en la Biblia simbolizada con las llamas.
5/10

Un amor que asemeja

En algunas representaciones clásicas, como por ejemplo el icono de la Trinidad de Roublev, las tres personas divinas parecen iguales. En este caso, la figura humana que representa al Espíritu Santo es la de la derecha, vestida de verde, color que simboliza su poder de renovar la vida sobre la tierra.

 
6/10

Dedo

El himno "Veni Creator Spiritus" invoca al Espíritu Santo como "digitus paternae dexterae", "dedo de la mano derecha del Padre". Es por el dedo de Dios que Jesús expulsa a los demonios, que Él escribe su ley en los corazones de los hombres...

 
7/10

Agua

Otra manifestación del Espíritu es el agua que brota del costado de Jesús crucificado y que a través de los siglos actúa en el Bautismo haciendo a la persona renacer a la vida divina.

 
8/10

Las nubes, la luz, las sombras,...

En la Biblia el Espíritu Santo aparece a veces con estas imágenes: cuando cubre con su sombra a la Virgen María, cuando llega en una nube en el momento de la transfiguración de Jesús, cuando lo oculta en su ascensión al cielo,...
9/10

La unción, la mano

En los sacramentos, la unción con el óleo es signo de la recepción del Espíritu Santo: la persona es "ungida", como Cristo.

 
10/10

Sello

Este símbolo destaca el carácter imborrable de la unción del Espíritu Santo en los sacramentos del bautismo, la confirmación y el orden sacerdotal. El Espíritu Santo permanece para siempre.