5 / 5
Los tres mosqueteros
Cleopatra es uno de los íconos de belleza más antiguos (no tanto por su apariencia física que estaba muy lejana de ser como la versión de Elizabeth Taylor, sino por sus cuidados extremos). Mucho se rumora sobre lo que hacía para mantener su piel como de porcelana; sin embargo, hay una mezcla que varios aseguran que era parte de su rutina: leche, miel y aceite de oliva, tres ingredientes que unía para darse largos baños hidratantes. Pero como nosotras no somos reinas sino de nuestra casa, probablemente sea difícil que podamos darnos el lujo de llenar toda nuestra tina con estos productos, pero al menos podemos hacerlo en un recipiente pequeño para nuestros pies, manos o, con la ayuda de un algodón, nuestro rostro. Otro truquito antiguo de las mujeres egipcias era el uso de agua de rosas… de eso ya les hice un artículo hace un par de días y las invito a leerlo si no lo han hecho. ¡Es sencillamente fantástica y tiene un montón de usos!
+

© Shutterstock-Africa Studio