4 / 5
Enséñale que no pasa nada si fracasan
Una parte importante del salir de la zona de comodidad es exponerse al fracaso. Restarle importancia al fracaso y aprender a aceptar que no pasa nada si no logran lo que querían, es parte esencial en la crianza de niños resilientes y perseverantes. Los fracasos se deben ver como motivación para intentarlo de nuevo y no como pérdidas o desilusiones.
+

© George Rudy - Shutterstock