Aleteia logoAleteia logo
Aleteia
jueves 05 agosto |
La Virgen de las Nieves
home iconEstilo de vida
line break icon

Ocho buenos propósitos para un 2021 más familiar

FAMILLE HEUREUSE

© Shutterstock

Edifa - publicado el 29/12/20

Aquí tienes una pequeña lista no exhaustiva de buenas propósitos que puedes tomar personalmente o en familia para 2021.

El comienzo del año nuevo es un momento ideal para orientar mejor nuestra vida personal, conyugal, familiar y espiritual. Aquí tienes una pequeña lista no exhaustiva de buenas resoluciones para tomar personalmente o en familia en 2021.

Reservar más tiempo para la pareja, dedicar momentos individuales semanales a cada hijo, ser más atentos con el planeta… ¡Descubre nuestros consejos para un maravilloso año 2021 en familia!

Ordenar y donar para despejar

Ese armario hasta la bola de ropa, esa alacena de la cocina con todo amontonado, por no hablar de las cosas del bebé acumuladas en un estante. Nuestros interiores a menudo están saturados de papeles, ropa y objetos. No hay desorden realmente, pero el ambiente en la casa sofoca.

“Ordenar simplifica la vida diaria, reduce el estrés, hace ganar espacio e incluso puede generar placer”, explica Élise Delprat-Alvarès, autora de Range ta vie [“Ordena tu vida”].

Al deshacernos de cosas, respiramos mejor, vemos mejor, nos sentimos menos oprimidos. Sophie ha reunido varios superventas de este ámbito de la organización como La magia del orden de Marie Kondo o El arte de lo esencial, de Dominique Loreau.


GROMADZENIE RZECZY

Te puede interesar:
El arte de ordenar y ser feliz tirando cosas, según Marie Kondo

Y explica cómo pasó a la acción:

“Para mí se abren tres soluciones: clasificar, tirar y donar; luego, me pregunto sobre cada objeto: ‘¿De verdad lo necesito?’, ‘¿Dónde (con qué) lo pongo?’; unas preguntas que ahora me hago antes de cada compra. Pongo la ropa de verano/invierno en un único armario (¡de un metro de largo!) y suprimo el sillón del dormitorio que sirve de vertedero. Y cuando me digo ‘Lo guardo por si acaso…’, entonces lo tiro”.

Para optimizar el espacio, los sitios especializados proponen estantes colgantes para los zapatos, fundas al vacío que permiten ganar hasta un 70 % de espacio, separadores de cajones para la ropa interior…

Lo sobrante puede darse a Cáritas, al guardarropas de la parroquia o a otra organización benéfica. Y ¿por qué no dejar las cosas de los niños en una tienda de segunda mano?

Reservar cada semana un buen rato para la pareja

A veces, la vida conyugal parece la de una empresa de logística. Los recién casados están invadidos por obligaciones familiares, los cuarentones se concentran en su vida profesional, los mayores se ocupan cada uno de sus cosas. No es fácil que una pareja encuentre un tiempo a solas.

Sin embargo, los expertos recomiendan una vez al mes su famoso “deber (o placer) de sentarse”, un tiempo dedicado a hablar de su matrimonio. Christine y Christian se reúnen todos los domingos por la noche treinta minutos para hablarse con sinceridad. Después de santiguarse, pasan revista a cinco puntos importantes según ellos: hijos, familia, vida profesional, dinero y sexualidad. A veces, tienen hasta tiempo de meditar un texto del Evangelio.

Acercarse a alguien

Seguramente, entre tus allegados tienes alguna prima solitaria, un cuñado en apuros, una amiga que necesita un oído atento… Escoge una persona en concreto con la que podrías reforzar los lazos y date una oportunidad hasta la próxima Navidad. Díselo a tu entorno próximo para poder aplicarte de todo corazón a la obra y escribe una hoja de ruta para no perderte a medio camino. Avanza progresivamente, dejando tiempo a la persona para consentir o no: prueba con un mensaje en una celebración, una carta, una llamada telefónica, luego una reunión en terreno neutro, ¿una cena con varios antes de un cara a cara?

La relación entre Eugénie y su hermana se ha enfriado desde que se casó sin avisar a su familia, así que ha decidido que, después de tres años de silencio, es hora de acercarse a ella. “Quería extender los frutos de uno de mis retiros en el que recé por tener deseos de reconciliarme con ella. Entonces ‘materialicé’ a mi hermana en una figurita de belén que se le parecía, la puse en mi mesita de noche y me lancé en un rosario de ‘María desatanudos’. Lo que me gustó de esta novena es que me ayudó a reflexionar sobre mi actitud a veces despectiva hacia ella. Esto contribuyó sin duda a deshacer el nudo en cuestión, formado de rencores y cicatrices. Luego le envié por correo postal una fotografía de nuestros dos pequeños con un comentario anodino, del estilo ‘¡Se lo pasaron muy bien!’. Ella aprovechó la mano tendida. Hoy, ¡me ha pedido ser la madrina de su hija!”.

Dedicar un rato individual con cada hijo

Salvo para algunos padres prodigiosos, pasar un tiempo a solas con un hijo puede resultar una misión imposible, sobre todo cuando se tienen varios. Anne ha elaborado una lista donde pregunta a cada uno de sus cuatro hijos, entre 3 y 16 años, qué le gustaría hacer con ella. Roba tiempo del viernes si no ha conseguido aislar un momento concreto durante la semana para leer un cuento, preparar un pastel, ilustrar con él su poesía, encender una vela en la iglesia para alguien, elegir una novela en la librería, mirar fotos de su infancia, acompañarla al mercado, ver una serie, jugar al Scrabble. ¡Cuidado, el tiempo dedicado a los deberes no cuenta!

Ser más atentos con el planeta

¿Por qué no asume cada miembro de la familia una resolución ecológica este año? Apagar las luces del pasillo, pasar menos tiempo en la ducha, comprar productos lo menos contaminantes posible, clasificar los desechos, recoger pilas y bombillas para llevarlas a sus contenedores específicos o en tiendas especializadas, establecer una zona de compostaje (si tenemos jardín) para los residuos orgánicos, etc. Hay muchas soluciones muy prácticas y fáciles de aplicar.

Discernir los compromisos

Soltero o casado, religioso o incluso adolescente, ¿hay que implicarse a fondo en una actividad por los demás, como exige la caridad, o reducir un poco el ritmo de compromiso?

Algunos deberán bajar su nivel de exigencia para privilegiar su deber de estado (para los estudiantes, estudiar; para los padres, criar a sus hijos; para el empresario, gestionar su empresa; para el religioso, rezar).

Otros deberán cuidarse de no postergar siempre el momento de dar al prójimo. Voluntariado asociativo, participación en la parroquia (preparación para el bautismo, coro), grupo de oración, escultismo o movimientos de pareja, hay muchas maneras de dar. El compromiso puede ser individual y durar una hora por semana o un día al año con la familia. A través de este ejemplo los niños aprenderán a dar su tiempo a los demás.

Elegir un alimento espiritual fijo

Leer la palabra de Dios todas las mañanas con el magnificat, hacer el examen de conciencia de noche, dedicar diez minutos de oración el jueves, decir un rosario el viernes… Las posibilidades para ponerse en presencia de Cristo son múltiples. Un cuarto de hora semanal para adorar el Santo Sacramento debería poder encontrar hueco en la agenda de un cristiano. “Es un lugar de silencio, lo único que necesito verdaderamente en mi semana, un lugar donde hago actos de fe, que no son mágicos, pero me transforman”, constata Stéphane.

Señalar en un calendario familiar las citas espirituales

Las propuestas para enriquecer la vida espiritual abundan, pero los meses pasan y las decisiones se quedan a menudo en papel mojado. Damien y Sophie compran cada año un gran calendario de pared y reúnen a sus tres hijos para rellenarlo. El objetivo es marcar las fechas espirituales claves del año escolar para cada uno y para la familia. Un buen medio de arbitrar en frío ente distintas propuestas (una peregrinación coincide con un campamento scout, por ejemplo) y para decidir cuándo será la peregrinación familiar anual.

Olivia de Fournas

Tags:
familiahijopadrepropósitos
Apoye Aleteia

Usted está leyendo este artículo gracias a la generosidad suya o de otros muchos lectores como usted que hacen posible este maravilloso proyecto de evangelización, que se llama Aleteia.  Le presentamos Aleteia en números para darle una idea.

  • 20 millones de lectores en todo el mundo leen Aletiea.org cada día.
  • Aleteia se publica a diario en siete idiomas: Inglés, Francés, Italiano, Español, Portugués, Polaco, y Esloveno
  • Cada mes, nuestros lectores leen más de 45 millones de páginas.
  • Casi 4 millones de personas siguen las páginas de Aleteia en las redes sociales.
  • 600 mil personas reciben diariamente nuestra newsletter.
  • Cada mes publicamos 2.450 artículos y unos 40 vídeos.
  • Todo este trabajo es realizado por 60 personas a tiempo completo y unos 400 colaboradores (escritores, periodistas, traductores, fotógrafos…).

Como usted puede imaginar, detrás de estos números se esconde un esfuerzo muy grande. Necesitamos su apoyo para seguir ofreciendo este servicio de evangelización para cada persona, sin importar el país en el que viven o el dinero que tienen. Ofrecer su contribución, por más pequeña que sea, lleva solo un minuto.

Oración del día
Hoy celebramos a...





Top 10
1
MADELEINE PAULIAC
Sandra Ferrer
La doctora que ayudó a dar a luz a unas monjas violadas
2
Redacción de Aleteia
Explosión en Líbano: Encuentran el cuerpo de un joven agarrado a ...
3
FERMIN SOSA
Jesús V. Picón
Mexicano al otro lado del mundo, ciclista y dice que sin miedo al...
4
Gaudium Press
10 enseñanzas del cura de Ars tras sus combates con el demonio
5
VIRGIN
Ary Waldir Ramos Díaz
¿Por qué el Papa es tan devoto de la Virgen del Silencio?
6
ST IGNATIUS,LOYOLA
Philip Kosloski
Aquí están las 8 reglas de san Ignacio para el discernimiento
7
Chiara Santomiero
¿Qué es el «Perdón de Asís»?
Ver más