Aleteia

Testimonios Maravillosos con JESÚS desde el Sagrario

Comparte
Mi amor por Jesús, escondido en el sagrario nació a través de unas dulces monjas franciscanas en mi provincia natal, Colón. Ellas nos hablaban de la presencia VIVA de Jesús, esperando las almas puras e inocentes de los niños, para llenarnos con su amor, compartir sus “gracias” con nosotros, y ser nuestro amigo.

Enfrente de mi casa las Siervas de María tenían su residencia y una hermosa capilla con un sagrario antiguo donde estaba Jesús. Recuerdo que le saludaba desde la ventana, en la sala, cuando no podía ir a verlo.

Siempre fue mi amigo. A pesar que descuidé nuestra amistad al crecer, Él estuvo allí siempre para recordarme un Paraíso prometido, su sacrificio por la humanidad, el amor de su Madre, madre nuestra también, que intercedía por nosotros cada día ante su Hijo.

Siempre que voy a una entrevista o me ofrecen la oportunidad de escribir un artículo y me preguntan qué tema deseo tocar, sin pensarlo dos veces respondo: “del Sagrario”.

Escribir sobre Jesús Sacramentado me ha servido para crecer con ustedes. Me enriquecen espiritualmente con sus TESTIMONIOS tan hermosos. Y hoy deseo compartir algunos recientes que he recibido.

“¡Es increíble el amor que siento cuando visito a mi Señor en el sagrario!  ¡Todo mi ser se regocija en Dios!”

“Cuando visitamos el sagrario, Jesús habla a nuestro corazón. Es algo tan maravilloso lo que se experimenta, muy difícil de decir. Habla el alma con Dios y salimos llenos de ese amor y esa confianza que Él nos da. Es una experiencia muy difícil de describir, pero que nos llena de una paz incomparable”.

 

“Señor Jesús gracias por la enorme dicha de encontrarte en cada sagrario, tan paciente, misericordioso, por tanto amor por la humanidad toda, gracias”. 

“El sagrario es mi mejor compañía, allí Jesús me llena de paz, esperanza, amor, me renueva y me da Alegría».

“Salgo esperanzada y con alegría cada vez que visito a Jesús en el sagrario. Mi experiencia: cuando mis padres ya ancianos comenzaron a depender más de nosotros sus hijos, me costaba ir a hacer las actividades de cuidado. Salía enojada de mi hogar, pero pasaba por la Capilla de Adoración permanente al Santísimo y llegaba a ver a mis padres con otra actitud. ¡El Señor hacía su obra en mí!”

“No me daba cuenta que Jesús desde el sagrario estaba cambiando mi vida. Un día lo descubrí y soy otra persona, más alegre, segura, con deseos de amar y ayudar a todos. Desde entonces ha crecido mi anhelo en visitarlo a diario y hacerle compañía, que no se sienta solo, que se sepa amado”.

Uno que me ha emocionado profundamente fue éste, corto, sencillo, que me recuerda que cada día debo amar más a Jesús oculto en el sagrario…

“Aquí estoy, a los pies del Amor de los Amores”.

Y tú, amable lector que lees mis palabras, ¿ya fuiste a ver a Jesús en el sagrario? Te garantizo que nunca quedarás defraudado de tanto amor y las gracias que compartirá contigo.

¿Puedo pedirte un favor? Cuando vayas a verlo, dile que le quieres, no te canses de decírselo, que sepa que lo amamos y antes de marcharte dile: “Buen Jesús, Claudio te manda saludos”.

¡Dios te bendiga!

………………………..

 

Escribí este libro para ayudarte en tus visitas a Jesús en el sagrario, para que puedas conocerlo y amarlo más. Me ilusiona que lo conozcas y lo visites a diario. Y le digas que le quieres.

“EL SAGRARIO” es un clásico de espiritualidad que «ENCIENDE los CORAZONES» en amor a Jesús Sacramentado. Escrito por nuestro autor Claudio de Castro  

Te mostramos cómo adquirirlo. Es muy sencillo.

Si vives en Latinoamerica o Estado Unidos Haz «CLIC» aquí.

Si vives en México Haz «CLIC» aquí.

Si vives en España Haz «ClIC» aquí.

Newsletter
Recibe gratis Aleteia.