Aleteia

Panamá sede para la JMJ 2019 ¡Qué gran noticia hemos recibido los panameños!

Comparte
5:30 a.m. Me llega este mensaje: «ES OFICIAL… PANAMÁ SERÁ SEDE DE LA JORNADA MUNDIAL DE LA JUVENTUD EN 2019, DIJO EL PAPA ¡VIVA PANAMÁ!

Así empezó un día estupendo.

Me levanté a las 5:45 a.m. para rezar. Las redes sociales se han llenado se banderas panameñas y palabras de júbilo.

Decido ir al sagrario y agradecer al buen Jesús esta gran noticia.

Aplausos cerrados en la iglesia. Es la misa de 6:30 a.m. El sacerdote ha compartido la gran noticia. Panamá será sede se la Jornada Mundial de la Juventud 2019. Hay una alegría incontenible en el corazón de los panameños.

Los panameños apenas nos creemos esta maravillosa noticia. Es un regalo de Dios para nuestro país.

Pasamos algunos años difíciles recibiendo noticias poco favorables. Necesitábamos una alegría como ésta.

La JMJ va a renovar nuestras vidas. Rejuvenecerá el corazón de muchos.

«Que sirva para renovar nuestro espíritu»,  me ha dicho una señora mayor.

Un señor se me acerca y comenta emocionado: «He llorado de alegría».

Las agencias noticiosas han llegado temprano a la Iglesia. Quieren entrevistar a los católicos. Me preguntan: “¿Qué opina?”  “Es una fiesta para el alma” respondo.

En su homilía el sacerdote habla de la noticia. «Debe darnos esperanza» nos dice. «Debemos rezar y trabajar, prepararnos para recibir a los jóvenes».

Estoy en el Santuario Nacional del Corazón de María recogiendo impresiones.

«Es una noticia para celebrar», me dice la mayoría.

“Viva Panamá”, me dice otro, “Debemos trabajar para construir el éxito de este encuentro de fe y unión mundial”.

Ves la alegría que se desborda. Todos parecen celebrar con un gozo espiritual.

«No es una noticia católica, es universal», me comenta un señor mientras entra en la iglesia.

La alegría es notoria. Todos hablan de esto y comentan y sonríen felices.

La agencia noticiosa ha instalado su cámara y filma dentro de la Iglesia.

¿Estamos preparados los panameños?

Lo estaremos. Somos un pueblo noble y trabajador. Nos sentimos bendecidos por Dios.

«Hay que prepararse espiritualmente, y con la ayuda de Dios, será un éxito», me comenta otro visiblemente emocionado.

 ¡Gracias Papa Francisco de parte de todos los panameños!

¡Qué bueno es Dios!

 

https://www.youtube.com/watch?v=lH_2ZMyFZ3k

Newsletter
Recibe gratis Aleteia.