Aleteia

El poderoso llamado de la Virgen en Fátima a la Humanidad

Comparte
Esta tarde me encontraba rodeado de personas a las que no conozco en aquél almacén.  Sentí en mi interior una gran necesidad: “Orar por ellos”. Cerré un instante los ojos y desde el fondo de mi corazón elevé a Dios una oración sencilla por ellos. Le pedí a Dios que los bendijera, que cumpliera sus sueños y aliviara sus penas.  Las personas cargan sobre sus hombros penas que no podemos ver.

Suelen escribirme los lectores de estos blogs y mis libros. Me cuentan historias que me dejan reflexionando en nuestras vidas, el don de Dios, su amor por la humanidad. Y me doy cuenta que todos sufrimos de alguna forma u otra y todos estamos necesitados de la oración.

Las sagradas Escrituras nos dicen: «…recen unos por otros para que sean sanados. La súplica del justo tiene mucho poder con tal de que sea perseverante…». (Santiago 5, 16)

Conozco de primera mano el poder de la oración de interseción. Estaba por pasar una pequeña cirugía y pedí a mis conocidos que rezaran por mí. Estaba consciente del Poder de la oración cuando rezamos con rectitud por los demás. Salí bastante bien de aquella experiencia y la recuperación fue rápida. La doctora me recetó medicamentos para el dolor, no los necesité. Le conté sobre mi petición a mis amigos y me respondió: “Seguro influyó en ello la oración”.

Creo que te lo he comentado, siempre me he impresionado por la advertencia de la Virgen María en Fátima a los pastorcitos, el poderoso llamado que hizo a la humanidad. Un gesto de su ternura y amor de madre, preocupada por el futuro de sus hijos.

Pidió rezar el Rosario todos los días.  Y luego les dijo con profunda tristeza: “Orad, orad mucho y haced sacrificios por los pecadores. Son muchas almas las que van al infierno porque no hay quien se sacrifique y rece por ellas”. (agosto de 1917)

Las Escrituras hacen énfasis en ello. Nos dice: “La oración hecha con fe salvará al que no puede levantarse; el Señor hará que se levante…” (Santiago 5, 15)

La oración hecha con perseverancia y fervor puede cambiar la historia.

El padre Pio aseguraba que era la llave que “abre el corazón de Dios”. Por tanto, si al leer estas palabras pasas una seria dificultad en tu vida, no te desanimes, por favor, reza con perseverancia. Dios escuchará tu plegaria.

¿Sabes cuál es nuestra vocación de cristianos? La sagrada Biblia tiene la respuesta: “Estén siempre alegres, oren sin cesar y den gracias a Dios en toda ocasión; ésta es, por voluntad de Dios, su vocación de cristianos.” (1 Carta a los Tesalonicenses, 5, 16-18)

 

………….

¿Conoces  el libro «EL SAGRARIO»? Lo escribí para ayudarte en tus visitas a Jesús en el sagrario, para que puedas conocerlo y amarlo más. Me ilusiona que lo conozcas y lo visites a diario. Y le digas que le quieres, una y otra vez.

Él te va a ayudar. Te lo aseguro. Anda a visitarlo.

“EL SAGRARIO” es un clásico de espiritualidad que «ENCIENDE los CORAZONES» en amor a Jesús Sacramentado. Escrito por nuestro autor Claudio de Castro  

Te mostramos cómo adquirirlo. Es muy sencillo.

Si vives en Latinoamerica o Estado Unidos Haz «CLIC» aquí.

Si vives en México Haz «CLIC» aquí.

Si vives en España Haz «ClIC» aquí.

Newsletter
Recibe gratis Aleteia.