Recibe Aleteia gratis directamente por email
Los mejores contenidos espirituales de la red, ¡recíbelos en tu email!
¡Inscrítebe a la newsletter gratuita!

¿No estas preparado para donar?

Aún así hay otras 5 maneras como puedes ayudar a Aleteia

  1. Reza por nuestro equipo y por el éxito de nuestra misión
  2. Habla de Aleteia en tu parroquia
  3. Comparte el contenido de Aleteia con tus amigos y tu familia
  4. Desactiva el bloqueo de publicidad cuando nos visites
  5. Suscríbete a nuestra newsletter gratuita y leenos a diario

¡Gracias!
El equipo de Aleteia

Suscríbete

Aleteia

El arma “secreta” del demonio para hacernos daño (Un testimonio fuerte)

Tuquetu-cc
Comparte
¿Te has fijado? El diablo tiene un arma secreta para inmovilizar a los que le quitan almas y colaboran a la salvación. Les tiende trampas sutiles y usa su estrategia más efectiva: “Desacreditar”.  De esta forma su palabra pierde valor ante las personas. Nadie los escuchará.

De alguna manera los desacredita ante el mundo. Y con esto los saca de combate. Los silencia, para que dejen de ser una molestia para él y sus planes turbios de acabar con nuestras almas.

¿Qué ocurre? Es muy sencillo. De pronto un sacerdote o un laico empieza a resaltar por su vida de santidad atrayendo muchas almas al rebaño de Dios. Esto es impensable para el demonio y hará cuanto esté en sus manos para evitarlo y dejarlos fuera de combate.

Como es astuto, cuando empieza a perder almas, sacará a relucir su arma preferida, aquella que ha perfeccionado a lo largo de los siglos: “desacreditar” a la persona que lleva adelante un hermoso apostolado”.  Se esforzará en hacerla caer en un gran pecado, por medio de sutilezas y trampas casi invisibles o sencillamente tratará de abonar una semilla que todos tenemos latente en nuestros corazones, el “orgullo”.  

El orgullo es capaz de opacar tu fe y destruirte con facilidad.

Se cuenta de este fraile muy santo del que todos hablaban. El Papa al escuchar sobre su santidad quiso conocerlo y lo invitó a visitarlo. Le pidió sentarse a su lado para escucharlo mejor. El fraile al regresar al convento se llenó de orgullo, descuidó la oración. Se quejaba que no lo trataban con la dignidad que merecía por haber estado al lado del Papa. Al tiempo abandonó su orden religiosa y murió renegando su fe.

Lo he aprendido a lo largo de mi vida: “El orgullo es un mal consejero”.

¿Cómo blindarse? Cuando te esfuerzas en llevar una vida santa y “permaneces en el Amor del buen Jesús”, son inútiles sus esfuerzos. La confesión frecuente y la oración devota y los sacramentos son como un muro que te protege de sus ataques diarios.

Es muy sutil este individuo. Y debes estar alerta. El diablo es más que malo, es malísimo. “Sed sobrios y velad. Vuestro adversario, el Diablo, ronda como león rugiente, buscando a quién devorar.” (1 Pedro, 5, 8)

Conozco casos recientes, personas que escalaban la montaña de Dios y de pronto tropezaron, rodaron cuesta abajo. No lucharon por levantarse nuevamente y descuidaron sus apostolados. ¿Cómo logró esto el demonio? Muy simple: DESANIMÁNDOLOS. Cuando te desanimas dejas de caminar, te separas del grupo, abandonas la oración, te aislas.

¿Te ha ocurrido? A mí sí. Y reflexiono mucho en ello.

En momentos así, difíciles, debes rezar, pedir a Dios discernimiento para comprender lo que te ocurre, descubrir su voluntad y encontrar una salida rápida.

Pide el Espíritu Santo que renueve tu vida, te devuelva la alegría del apostolado, esa paz sobrenatural que lo llenaba todo y experimentabas a manos llenas, al llevar las vivencias con Dios a los demás.

No te dejes. Lucha. No le permitas que silencie tu voz y dejes de llevar un gesto, un abrazo fraternal, un plato de comida, una palabra de aliento a los que lo necesitan.

“Resistidle (al demonio) firmes en la fe…” (1 Pedro, 5, 9)

No temas. Resiste… Dios va contigo. Y espera mucho de ti.

………

Es fundamental conocer a tu enemigo, enemigo de las almas y la humanidad, para poder defenderte. Te invito a leer un libro que te muestra cómo mantenerlo a distancia. Es “EL MUNDO INVISIBLE”    

*** NUEVA EDICIÓN*** No. 1 en su categoría. “Escribí este libro para exponer al demonio, que todos reconozcan su existencia, tiene testimonios muy edificantes”.

“El LIBRO  es sobre la actuación del maligno, con varios ejemplos. Sencillo para el entendimiento de cualquier persona y con letras grandes. Fácil de leer” (un lector).

Es un LIBRO CATÓLICO, con aprobación eclesiástica, precedido de la polémica. El libro del que todos hablan, de nuestro autor Claudio de Castro

“Tras la lectura de este libro fascinante, es inevitable la sensación que no estamos solos y que debemos volver la mirada a Dios”.  

¿CÓMO PUEDES OBTENERLO?

Es muy sencillo. Te paso los enlaces para que lo adquieras. Haz “CLIC”  sobre el que corresponda a tu país.

Si vives en los ESTADOS UNIDOS   HAZ “CLIC” AQUÍ.

Si vives en cualquier país  de CENTRO AMÉRICA o América Latina HAZ “CLIC” AQUÍ.

Si vives en México… HAZ “CLIC” AQUÍ

Si vives en España  HAZ “CLIC” AQUÍ

Boletín de Noticias
Recibe gratis Aleteia.
Los lectores como usted contribuyen a la misión de Aleteia

Desde nuestros inicios en 2012, los lectores de Aleteia han crecido rápidamente en todo el mundo. Nuestro equipo está comprometido con la misión de proporcionar artículos que enriquezcan, inspiren y nutran la vida católica. Por eso queremos que nuestros artículos sean de libre acceso para todos, pero necesitamos su ayuda para hacerlo. El periodismo de calidad tiene un costo (más de lo que la venta de publicidad en Aleteia puede cubrir). Por eso, los lectores como USTED son fundamentales, aunque donen incluso tan poco como 3$ al mes.