Aleteia

Busca la lámpara del sagrario en cada iglesia, te indica la presencia VIVA de Jesús. (Un Testimonio bellísimo)

Comparte
Eran aproximadamente las 10 de la mañana. Estaba en Colón, una ciudad costera de la República de Panamá. Me encontraba sentado en una banca amplia, del Colegio Paulino de san José, que compartía con mi amigo Roberto Murillo. Éramos unos niños. El mundo no tenía complicaciones. Todo era sencillo.

La religiosa franciscana entró con su hábito al salón y se detuvo frente a nosotros con su acostumbrada serenidad. Nos sentíamos cómodos en su presencia. La veíamos como un ángel por tanto afecto que a diario nos demostraba.

La hermana Ávila siempre fue mi favorita porque nos contaba historias y anécdotas simpáticas de las vidas de los santos y por las tardes durante la clase de manualidades nos enseñaba a confeccionar rosarios con alambre dulce y semillas especiales agujereadas en el centro.

Aquella mañana entró despacio, con cierta solemnidad. Nos volvió a ver y nos obsequió una bella sonrisa. Luego nos dijo:

“Quiero hablarles de Jesús. Él les espera en el sagrario. La palabra sagrario significa un lugar donde se guarda algo “sagrado”. Después de la misa el sacerdote guarda allí las hostias consagradas que no fueron consumidas. Cada hostia es Jesús y está VIVO. Él anhela que lo visiten con sus corazones puros y le digan que le quieren. Hay sagrarios en todas las iglesias y en algunas, más de uno. ¿Cómo saber que Jesús está presente en un sagrario? Van a ver una lamparita colgando cerca, verán el resplandor de una luz roja. Es la luz perpetua que indica Su presencia en medio de la humanidad. Vayan a verlo. Busquen la lamparita roja”.

Sus palabras emotivas me impulsaron a buscar sagrarios en diferentes iglesias y comprobar la presencia de Jesús por medio de aquella luz roja, la lámpara del sagrario. Desde entonces tengo la costumbre de saludar a Jesús en los sagrarios. me quedo con Él acompañándolo, rezando, diciéndole que le quiero.

“El sagrario es el corazón VIVO de cada una de nuestras iglesias”. (Pablo VI)

¿Por qué te cuenta estas cosas? Hoy entré en una iglesia y  pregunté dónde estaba el sagrario. Lo busqué, pero no tenía la lámpara encendida. Por un segundo me inquieté. ¿Qué estaba pasando? Recordé las palabras de la hermana Ávila: “Busquen la luz del sagrario”. Y dediqué unos segundos a buscarla, hasta que la encontré. ¡Qué alegría! ¡Allí estaba Jesús! Hice un vídeo para ti.

Amable lector, me permites un favor? Ya sabes que me encanta sorprenderlo.

Cuando vayas a verlo al Sagrario dile: “Claudio te manda saludos”.

¡Dios te bendiga!

 

………..

¿Conoces  el libro «EL SAGRARIO? Lo escribí para ayudarte en tus visitas a Jesús en el sagrario, para que puedas conocerlo y amarlo más. Me ilusiona que lo conozcas y lo visites a diario. Y le digas que le quieres.

“EL SAGRARIO” es un clásico de espiritualidad que «ENCIENDE los CORAZONES» en amor a Jesús Sacramentado. Escrito por nuestro autor Claudio de Castro  

Te mostramos cómo adquirirlo. Es muy sencillo.

Si vives en Latinoamérica  Haz «CLIC» aquí.

Si vives en Estado Unidos Haz «CLIC» aquí.

Si vives en México Haz «CLIC» aquí.

Si vives en España Haz «CLIC» aquí.

Newsletter
Recibe gratis Aleteia.