¿No estas preparado para donar?

Aún así hay otras 5 maneras como puedes ayudar a Aleteia

  1. Reza por nuestro equipo y por el éxito de nuestra misión
  2. Habla de Aleteia en tu parroquia
  3. Comparte el contenido de Aleteia con tus amigos y tu familia
  4. Desactiva el bloqueo de publicidad cuando nos visites
  5. Suscríbete a nuestra newsletter gratuita y leenos a diario

¡Gracias!
El equipo de Aleteia

Suscríbete

Aleteia

“Aventuras de Un Papá” un libro sobre el amor en la familia que toca corazones.

Comparte
Cuando tenía poco tiempo de casado mi esposa Vida me dio la noticia que cambiaría mi vida. Íbamos a ser padres. Me sentía increíble. ¡Qué felicidad! Dimos gracias a Dios por tanta bondad, en nosotros.

No me sentía digno ni preparado. Decidí llevar un diario en el que anotaría todas mis impresiones y vivencias a lo largo del embarazo, el nacimiento y sus primeros años con un papá despistado.

La primera patadita, su primer movimiento dentro de mamá, el día que escuché los latidos de su corazón por primera vez y tuve que sentarme profundamente conmovido.

Mi hijo Claudio Guillermo nació y tuvimos a Ana Belén (nuestra princesita) y luego a José Miguel. Fue maravilloso. Todo lo anotaba. Sus primeras palabras, sus preguntas inquietantes y profundas, sus razonamientos jocosos que te hacían reír a más no poder.

Sin darme cuenta fui dando forma a este libro: “Aventuras de un Papá” en el que deseaba mostrar lo bonita que es la vida en familia con Dios en medio. Perfecta no existe, nada es perfecto, pero es una aventura maravillosa.

A mis 47 años tuve a Luis Felipe, mi cuarto hijo. La aventura me sobrepasó, fue extraordinaria. Sus hermanos eran como sus tíos, ya grandes y disfrutaron esta etapa muchísimo.

Varios países publicaron el libro y fue teniendo una gran aceptación y se fue publicando una edición tras otra. Recibí cientos de testimonios de sus lectores agradecidos.

He recibido en Aleteia testimonios sobrecogedores de personas que se sientes solas con el “nido vacío”. Esto ocurre cuando los hijos se van del hogar y no estamos preparados para dejarlos partir.  Nos ha tocado a mi esposa y a mí ver el nido medio vacío. Los hijos crecen y se marchan en pos de sus sueños. Así debe ser. Y si lo consiguen es que hiciste bien tu trabajo.

Decidí sentarme a re escribir el libro, siendo abuelo, con otra perspectiva de la vida. Más sereno, agradecido, confiando en la misericordia de Dios, que nunca nos abandona, poniendo a mis hijos en sus manos amorosas y paternales.

Escribí capítulos nuevos sobre la ausencia de los hijos y cómo podemos afrontarlo. Es un libro escrito desde el corazón, con testimonios, anécdotas divertidas, vivencias fuertes.

La esposa necesita ser tratada con respeto y amor, es lo que espera del esposo. Y viceversa. Igual los hijos. Mi esposa Vida constantemente me pide la abrace. “Un abrazo lo cura todo”, me repite. Cada día aprendemos algo nuevo en familia.

Quisiera pedirte que lo leas y lo compartas.

Entrarás en mi mundo familiar, donde lo más sencillo como una piedra o una flor o la luna, tienen un valor extraordinario.

…………………….

¿Te gustaria leerlo? Lleva 25 ediciones continuas. Un libro sobre la gratitud de un papá, que toca corazones y conmueve el alma.

 

ES MUY FÁCIL ADQUIRIRLO…

Si Vives en Latinoamérica haz “CLIC” aquí.

Si vives en los Estados Unidos haz “CLIC” aquí.

Si vives en México haz “CLIC” aquí.

Si vives en España haz “CLIC” aquí.

Newsletter
Recibe gratis Aleteia.
Los lectores como usted contribuyen a la misión de Aleteia

Desde nuestros inicios en 2012, los lectores de Aleteia han crecido rápidamente en todo el mundo. Nuestro equipo está comprometido con la misión de proporcionar artículos que enriquezcan, inspiren y nutran la vida católica. Por eso queremos que nuestros artículos sean de libre acceso para todos, pero necesitamos su ayuda para hacerlo. El periodismo de calidad tiene un costo (más de lo que la venta de publicidad en Aleteia puede cubrir). Por eso, los lectores como USTED son fundamentales, aunque donen incluso tan poco como 3$ al mes.