Aleteia logoAleteia logo
Aleteia
jueves 15 abril |
San Damián de Molokai

Acude confiado a la Virgen, es tu Madre, implora su protección (Un testimonio bellísimo)

© VINCENZO PINTO / AFP

Papa Francisco y la estatua de la Virgen de Fátima en Plaza San Pedro

Claudio de Castro - publicado el 21/04/18

Hace unos días un sacerdote amigo me envió una foto desde la basílica de Guadalupe. Iba a celebrar misa allí. En tanta emoción se me ocurrió pedirle: “Cuando estés frente al manto de san Juan Diego dile a la Virgen que la quiero”.  Los mexicanos tienen la enorme alegría de saberla su madre y protectora.

“Oye y ten entendido, hijo mío el más pequeño, que es nada lo que te asusta y aflige. No se turbe tu corazón, no temas esa ni ninguna otra enfermedad o angustia. ¿Acaso no estoy aquí yo, que soy tu madre? ¿No estás bajo mi sombra? ¿No soy tu salud? ¿No estás por ventura en mi regazo?”

Me encanta leer estas palabras:

“…aquí estoy yo, que soy tu Madre…”.

Los santos de nuestra Iglesia Católica ha sido siempre grandes defensores, devotos, e hijos amados de la Santísima Virgen María. San Bernardo es uno de los que más me impresiona. Su amor a la Virgen era muy particular. Su “Acordaos”, esa maravillosa oración que compuso, la suelo rezar cuando voy al Santuario Nacional del Corazón de María, en Panamá.

Me coloco frente a una bellísima imagen de nuestra madre del cielo y le rezo confiado:

“Acordaos, ¡oh piadosísima Virgen María!, que jamás se ha oído decir que ninguno de los que han acudido a vuestra protección, implorando vuestro auxilio, haya sido desamparado. Animado por esta confianza, a Vos acudo, oh Madre, Virgen de las vírgenes, y gimiendo bajo el peso de mis pecados me atrevo a comparecer ante Vos. Oh madre de Dios, no desechéis mis súplicas, antes bien, escuchadlas y acogedlas benignamente. Amén”.

Suelo pedirle muchas cosas, un hijo siempre tiene mucho para pedir a su madre y ella es madre, y madre espiritual nuestra.

He conocido casos en los que la intervención patente de la Virgen ha salvado vidas y almas. Nunca dejo de maravillarme.

“…aquí estoy yo, que soy tu Madre…”.

Mi experiencia es que ella siempre acude a los ruegos y súplicas de sus hijos. ¿Por qué? porque ama. Y quiere llevarnos a Jesús.

Una vez leí este bello poema:

“Quien busca oro fino, lo encuentra en la mina, quien busca a Jesús, lo encuentra en María”.

No temas, querido lector, acude confiado a la Santísima Virgen María, pídele un poco de su amor para amar más a Jesús, y que te cubra con su santo manto para no caer en pecado mortal.

La beata sor María Romero Meses, solía rezar esta oración a la Virgen que ella compuso para los momentos de dificultad y que mi madre me enseñó. Te la comparto:

“Pon tu mano Madre mía,
ponla antes que la mía…
Virgen María Auxiliadora,
triunfe tu poder y misericordia,
apártame del maligno y de todo mal
y escóndeme bajo tu manto”.

……………..

¿Conoces los libros de nuestro autorClaudio  de Castro?

Son un bálsamo para el alma. Te los recomendamos.

Haz «CLIC» aquí para que puedas darles una mirada.

Apoye Aleteia

Usted está leyendo este artículo gracias a la generosidad suya o de otros muchos lectores como usted que hacen posible este maravilloso proyecto de evangelización, que se llama Aleteia.  Le presentamos Aleteia en números para darle una idea.

  • 20 millones de lectores en todo el mundo leen Aletiea.org cada día.
  • Aleteia se publica a diario en siete idiomas: Inglés, Francés, Italiano, Español, Portugués, Polaco, y Esloveno
  • Cada mes, nuestros lectores leen más de 45 millones de páginas.
  • Casi 4 millones de personas siguen las páginas de Aleteia en las redes sociales.
  • 600 mil personas reciben diariamente nuestra newsletter.
  • Cada mes publicamos 2.450 artículos y unos 40 vídeos.
  • Todo este trabajo es realizado por 60 personas a tiempo completo y unos 400 colaboradores (escritores, periodistas, traductores, fotógrafos…).

Como usted puede imaginar, detrás de estos números se esconde un esfuerzo muy grande. Necesitamos su apoyo para seguir ofreciendo este servicio de evangelización para cada persona, sin importar el país en el que viven o el dinero que tienen. Ofrecer su contribución, por más pequeña que sea, lleva solo un minuto.

Oración del día
Hoy celebramos a...





Top 10
1
RIVELAZIONE
Maria Paola Daud
La Virgen que se apareció en Roma, revelándose a un adventista
2
PADRE PIO
Philip Kosloski
Cuando Padre Pío rezaba por alguien, decía esta poderosa oración
3
Dicas de amor
Una hermana es más que una amiga, es la mitad de nuestro corazón
4
SANDOKAN
Inma Álvarez
La verdadera historia de Sandokán: era español y obispo
5
MIRACLE
Maria Paola Daud
Mateo se perdió en el mar… ¡y apareció en brazos de papá!
6
Miriam Díez Bosch
¿Un santo en el Titanic?
7
MARIA DEL VALLE
Esteban Pittaro
Conmoción en Argentina por una joven que falleció tras un aborto ...
Ver más