Aleteia

Verano

© kwanie
Comparte
No lo digo yo, lo dice Silvia Álava, una psicóloga en la que siempre encuentro mucho sentido común a la hora de dar claves a los padres para cuestiones relacionadas con la educación de los hijos.

Hoy en la revista Padres y colegios ofrece una serie de consejos para que el verano nos ayude a todos a liberar el estrés así como para lograr que el tiempo libre no se reduzca al uso de pantallas.

Respecto al primer objetivo, y lejos de lo que muchos puedan pensar, propone que no descuidemos la rutina en los horarios de descanso y comidas, así como que se mantengan actividades como la lectura. Por lo demás, el deporte, las actividades al aire libre o los juegos de mesa pueden ser un modo de ocupar el tiempo libre muy beneficioso para los niños, que aprenden muchas cosas de un modo lúdico.

© kwanie

Por lo que respecta a la difícil tarea de poner cabeza al uso de pantallas, éstos son sus consejos:

  • Que los ordenadores, táblets y demás dispositivos tengan claves de acceso, de manera que los padres podamos controlar el uso.
  • Que los juegos que tengan estén recomendados para la edad del niño.
  • Acordar previamente, el tiempo de uso, pidiendo que no haya protestas cuando haya que dejar la pantalla.
  • Marcar tiempo máximo de televisión y juegos electrónicos, en función de la edad del niño.
  • Reservar siempre tiempo a la lectura.
  • Fomentar actividades de ocio en familia.

Sé por experiencia que a partir de cierta edad, casi todo lo que les apetece hacer pasa por una pantalla. Ya sea wasappear, mandar un mail, ver vídeos en youtube, o jugar a Clash Royale. Pero también sé por experiencia, que aunque parezca que ahí se acaba su mundo, una tarde de piscina sigue siendo un buen plan también después de los trece años; igual que ir a pescar, ver amanecer o poner en marcha una «tienda» con cosas que ellos hayan hecho.

La lucha con las pantallas es batalla perdida en el sentido que todo nos conduce inevitablemente a ello, pero me parece importante retrasar en la medida de lo posible esa hiperconexión a la que nuestros chicos parecen estar destinados y compensar todo ello con otro tipo de experiencias que den prioridad al encuentro personal con otros amigos, al contacto con la naturaleza o al ejercicio físico.

En cualquier caso, estas son solo algunas claves. Los que me seguís sabéis que nos soy amiga de recetas mágicas. Cada uno deberá encontrar su particular modo de hacer las cosas. Encontrar nuestro estilo de hacer familia es parte del encanto de ser padre. ¡Feliz veranos a todos! @amparolatre

 

 

Newsletter
Recibe gratis Aleteia.
Top 10 Amparo Latre Gorbe
  1. Más leido
    |
    Más popular
Ver más