Aleteia

¿Quién lo ha hecho?

© danfador
Comparte
Madre mía qué melón tenemos abierto en casa. Mis hijos mayores también pasaron por esta etapa, pero se me había olvidado.

Sara tiene ahora mismo la necesidad vital de saber qué cosas ha hecho Dios y cuáles las personas. Al que piense que hablo de un asunto tonto, le invito a que aborde el tema con niños de en torno a cinco años y verá como detrás de las preguntas inocentes de los niños, se esconce una vez más una gran cuestión.

Hacía tiempo que no me sentía tan torpe explicándole algo a mi hija.

– «Las cosas importantes son las que ha hecho Dios. Las montañas, los ríos, el cielo, la tierra, las estrellas… Todo eso lo ha hecho Dios».

– «¿Y las mariposas?»

– «Las primeras mariposas también. Con el tiempo esas murieron, pero como habían tenido hijitos, pues sigue habiendo mariposas».

– «¿Y a las personas? A Adán y Eva ya sé que sí los hizo Dios, pero ¿a mí también?»

© danfador

De verdad, ¿por qué siempre me pillan sola estas discusiones? ¿Por qué razón mi marido se libra el 90% de las veces de estas encerronas dialécticas cuando además se le dan mejor a él?

Esta mañana ha vuelto a la carga. Ha sido en el autobús (voy a empezar a soñar con ellos, porque hay que ver la de veces que nos convertimos en centro de atención).

– «¿Y este autobús, mamá, lo ha hecho Dios?»

– «No, las personas».

– «La carretera por donde va el autobús, sí la ha hecho Dios ¿no?, porque es tierra y me dijiste ayer que la tierra la ha hecho Dios».

Cómo no vamos a ser centro de atención con estas conversaciones. Menuda atracción.

Sara, que acaba de cumplir cinco años ha abierto un melón y me da que vamos a estar un tiempecito con este debate. Admito sugerencias para dar con la clave.

Esta tarde, volviendo del colegio, también en el autobús ha vuelto a la carga:

– «Mamá, ¿qué te parece si todos los días hablamos un rato de qué cosas ha hecho Dios y cuáles las personas?»

– «Vale, pero dime por qué me haces todos los días estas preguntas. ¿Te lo han explicado en clase?

– «No, pero es muy interesante. Esta mañana me has dicho que Dios ha hecho las cosas más importante, pero tener una casa o ir a la escuela es importante y los edificios los hacen las personas».

Como para no convertirnos en el centro de miradas cada tarde.

Lo cierto es que las preguntas de los hijos sobre éstos y otros temas, nos llevan a volver sobre las grandes cuestiones de la vida y del ser humano y nos obligan a no conformarnos con las respuestas que nos han valido durante años. Solo somos capaces de explicar lo complejo a un niño, cuando conocemos tan bien el asunto en cuestión que lo podemos explicar de forma sencilla. Ya sabéis, si no os volvéis y os hacéis como niños … @amparolatre

 

 

Newsletter
Recibe gratis Aleteia.
Top 10 Amparo Latre Gorbe
  1. Más leido
    |
    Más popular
Ver más