Aleteia logoAleteia logo
Aleteia
miércoles 21 abril |
San Anselmo de Canterbury

La silla roja

Amparo Latre Gorbe - publicado el 17/09/16

En septiembre, Entreculturas vuelve de nuevo con #lasillaroja y como siempre yo encantada de poner mi granito de arena en la difusión de una campaña original, que merece la pena y que a mí me ayuda a ampliar horizontes.

Cada año ponen el acento en un aspecto relacionado con «la vuelta al cole» de los niños que viven en países en desarrollo, siempre insistiendo en la importancia de la sensibilización y con #lasillaroja como símbolo que recuerda que no todos los niños tienen la suerte de ir al colegio cerca de casa o a una escuela que cuente con unas infraestructuras dignas.

Este año el lema de la campaña es «La Tierra es nuestra mejor escuela» y está dirigida a concienciar sobre el papel de la educación para lograr un desarrollo sostenible del planeta.

slider_teaser0332

El informe que se ha presentado con ocasión de la campaña explica que la educación no puede desvincularse del entorno físico, social ni de los cambios medioambientales, ya que las mochilas de los chicos y chicas, además del material, también van llenándose de los vínculos con aquello que les rodea.

Esta semana en el lanzamiento de la campaña, en un colegio de Madrid, desde Entreculturas explicaban cómo en muchos casos el deterioro del medio ambiente es la causa fundamental del absentismo escolar. Es el caso, por ejemplo, de los refugiados climáticos somalíes que tienen que huir de la sequía hasta los campos de Etiopía. Su realidad resulta demasiado lejana para los niños de otros países. Sin embargo, desde las escuelas en las que cada año su busca un espacio para colocar una silla roja, la comunidad educativa (maestros, padres y alumnos) tienen la certeza de que educar a las nuevas generaciones en el cuidado del medio ambiente es una manera de combatir los estilos de vida que degradan el planeta.

Un año más, con esta campaña Entrecultras nos recuerda que la educación es la verdadera palanca de cambio para construir un mundo mejor.»Nos aporta resiliencia frente al deterioro y nos aporta creatividad para nuevas alternativas».

También en casa podemos hacer hueco para #lasillaroja. Porque todos estos valores es en la familia donde debemos empezar a cultivarlos. @amparoaltre

Apoye Aleteia

Usted está leyendo este artículo gracias a la generosidad suya o de otros muchos lectores como usted que hacen posible este maravilloso proyecto de evangelización, que se llama Aleteia.  Le presentamos Aleteia en números para darle una idea.

  • 20 millones de lectores en todo el mundo leen Aletiea.org cada día.
  • Aleteia se publica a diario en siete idiomas: Inglés, Francés, Italiano, Español, Portugués, Polaco, y Esloveno
  • Cada mes, nuestros lectores leen más de 45 millones de páginas.
  • Casi 4 millones de personas siguen las páginas de Aleteia en las redes sociales.
  • 600 mil personas reciben diariamente nuestra newsletter.
  • Cada mes publicamos 2.450 artículos y unos 40 vídeos.
  • Todo este trabajo es realizado por 60 personas a tiempo completo y unos 400 colaboradores (escritores, periodistas, traductores, fotógrafos…).

Como usted puede imaginar, detrás de estos números se esconde un esfuerzo muy grande. Necesitamos su apoyo para seguir ofreciendo este servicio de evangelización para cada persona, sin importar el país en el que viven o el dinero que tienen. Ofrecer su contribución, por más pequeña que sea, lleva solo un minuto.

Oración del día
Hoy celebramos a...





Top 10
1
DIOS ASI LO QUISO
Adriana Bello
Juan Luis Guerra y Ricardo Montaner le cantan al amor eterno
2
PADRE PIO
Philip Kosloski
Cuando Padre Pío rezaba por alguien, decía esta poderosa oración
3
Salvador Aragonés
La gran preocupación del Papa (y de la que no hablan los medios)
4
ROBERTA MASCENA
Redacción de Aleteia
Se gradúa con el uniforme de limpiadora de su madre
5
Amii Stewart
Silvia Lucchetti
Amii Stewart: Un día la estatua de la Virgen me habló
6
Juan Daniel Escobar Soriano
¿Por qué un católico no puede pertenecer a la masonería?
7
SAINT JOSEPH
Philip Kosloski
Esta antigua oración a san José es “conocida por no fallar nunca”
Ver más