Aleteia logoAleteia logoAleteia
viernes 03 febrero |
San Blas
Aleteia logo
Desde Roma
separateurCreated with Sketch.

Peter Seewald: «Benedicto XVI es un santo. Le echaré de menos»

Pope-Benedict-XVI

Frippitaun | Shutterstock

Ary Waldir Ramos Díaz - publicado el 31/12/22

Entrevista exclusiva de Aleteia al periodista alemán que más compartió con Joseph Ratzinger/Benedicto XVI: «Triste sobre todo que haya tenido que sufrir tanto».

«Todo en Benedicto XVI parecía modesto, sin pretensiones, accesible. Yo había dejado la Iglesia, pero me impresionó la forma en que Ratzinger hablaba del amor.» Peter Seewald (1954) llevaba más de un cuarto de siglo acompañando periodísticamente al cardenal Joseph Ratzinger/ Benedicto XVI, primer Papa emérito en siglos.

En esta entrevista exclusiva para Aleteia, el periodista  alemán destacó la valentía del Papa emérito para defender la fe, sin importarle la popularidad o los compromisos. Genio amado y odiado. «Benedicto XVI es un santo. Le echaré muchísimo de menos.».  «Su obra permanecerá». Según el Papa Francisco, el magisterio de Benedicto XVI es indispensable para el futuro de la Iglesia», afirmó Seewald, autor de Benedicto XVI. Una vida (Ed. Mensajero, p.1150, 2020). 

¿Qué sentimientos y reflexiones despiertan en usted estos últimos días en la vida de Benedicto XVI? 

«Por un lado, me entristeció mucho que el Papa emérito terminara su vida terrenal. Triste sobre todo que haya tenido que sufrir tanto. Por otra parte, le deseé una buena muerte para su «vuelta a casa» en la eternidad, que él deseaba desde hacía mucho tiempo.

Por mi mente también pasaron escenas de nuestros numerosos encuentros. Como antiguo comunista y autor de Spiegel, no me sentía especialmente cercano a Joseph Ratzinger. Por eso me sorprendió tanto más conocer en nuestro primer encuentro, en noviembre de 1992, a un hombre que no tenía nada de príncipe de la Iglesia, y menos aún de «Panzerkardinal».

Todo en él parecía modesto, sin pretensiones, accesible. Yo había dejado la Iglesia, pero me impresionó la forma en que Ratzinger hablaba del amor. Cómo demostró que la religión y la ciencia, la fe y la razón no son opuestas.

Su forma de enseñar me recordaba a la de los maestros espirituales que no convencen con lecciones vanas, sino con gestos tranquilos, alusiones veladas y mucho sufrimiento. Sobre todo, a través de su propio ejemplo, que incluye integridad, fidelidad, valentía y una buena dosis de voluntad de sufrir.

Me pareció especialmente impresionante su valentía para defender sus convicciones. Incluso a costa de la popularidad. Y resistir a todos los intentos de convertir el mensaje de Cristo en una religión acorde con las necesidades de la «sociedad civil». «La Iglesia tiene su luz de Cristo», dijo, «si no capta esa luz y la transmite, no es más que un trozo de tierra sin brillo».

También me gustó su serenidad, su actitud noble, su humor. Benedicto XVI es un santo. Le echaré muchísimo de menos.»

Peter Seewald AND POPE BENEDICT XVI

¿Cómo será recordado Benedicto XVI?

«Eso depende enteramente de nosotros y de la evolución de la Iglesia. En cualquier caso, Joseph Ratzinger ha dejado una obra en la que aporta importantes respuestas a los problemas de una sociedad que perdió el sentido de Dios y de una Iglesia que está perdiendo la fe.

Una cosa es cierta: con Benedicto XVI, el mundo pierde una personalidad excepcional. No es casualidad que se le considerara uno de los intelectuales más importantes del siglo y el mayor teólogo que ha ocupado la silla papal. Muchos le consideran el Doctor de la Iglesia de la era moderna. En cada uno de sus escritos queda clara su actitud básica: la Iglesia y la fe no pueden ser hechas por uno para sí mismo.

Si existe Dios, si existe la revelación, si existe el fundamento de Jesús, entonces esto no viene de nosotros, sino que viene donado.
Para sus adversarios, puede que siga siendo el terrible «cardenal acorazado», pero millones de católicos de todo el mundo ven en él la luz en la montaña, un icono de la ortodoxia en el que orientarse. Su obra permanecerá.

Me complace unirme a su sucesor en esta valoración. Según el Papa Francisco, el magisterio de Benedicto XVI es indispensable para el futuro de la Iglesia. En efecto, «aparecerá cada vez más grande y poderoso de generación en generación”.»

¿Cuál es su último recuerdo de Benedicto XV?

«Llevaba mucho tiempo postrado en una silla de ruedas. El espíritu estaba bien despierto, pero últimamente su voz se había vuelto tan débil que apenas era inteligible. En nuestro último encuentro, el 15 de octubre, lo que más se palpaba era el sufrimiento que llevaba a cuestas, el profundo dolor por lo que ocurría en el mundo y la crisis de la Iglesia, especialmente en su patria.

«¿Por qué no ha encontrado la muerte, Papa Benedetto?», le había preguntado al Papa emérito. Su respuesta fue que tenía que quedarse. Como una «señal». Un signo del rumbo que defendía; del mensaje de Jesús, a cuya transmisión sin adulterar había dedicado toda su vida. 

«La próxima vez nos veremos en el cielo», se despidió de mí con la mano. Sabía exactamente hacia dónde se dirigía el viaje y lo que le esperaba en su destino. La promesa de vida eterna de Cristo era uno de sus temas favoritos. «Si pertenecer a la Iglesia tiene algún significado», dijo una vez, «es que nos da la vida eterna y, por tanto, la vida justa y verdadera. Todo lo demás es secundario.” »

UNA VIDA
Tags:
benedicto xvimuertepapa francisco
Apoye Aleteia

Usted está leyendo este artículo gracias a la generosidad suya o de otros muchos lectores como usted que hacen posible este maravilloso proyecto de evangelización, que se llama Aleteia.  Le presentamos Aleteia en números para darle una idea.

  • 20 millones de lectores en todo el mundo leen Aletiea.org cada día.
  • Aleteia se publica a diario en siete idiomas: Inglés, Francés, Italiano, Español, Portugués, Polaco, y Esloveno
  • Cada mes, nuestros lectores leen más de 45 millones de páginas.
  • Casi 4 millones de personas siguen las páginas de Aleteia en las redes sociales.
  • 600 mil personas reciben diariamente nuestra newsletter.
  • Cada mes publicamos 2.450 artículos y unos 40 vídeos.
  • Todo este trabajo es realizado por 60 personas a tiempo completo y unos 400 colaboradores (escritores, periodistas, traductores, fotógrafos…).

Como usted puede imaginar, detrás de estos números se esconde un esfuerzo muy grande. Necesitamos su apoyo para seguir ofreciendo este servicio de evangelización para cada persona, sin importar el país en el que viven o el dinero que tienen. Ofrecer su contribución, por más pequeña que sea, lleva solo un minuto.

ES_NEW.gif
Oración del día
Hoy celebramos a...





Envía tu intención a la red de 550 monasterios


Top 10
Ver más
Newsletter
Recibe gratis Aleteia.